La recuperación de los espacios verdes de Jerez

El Consistorio costeará con el Plan Urban un área recreativa en Torrox

  • Medio Ambiente planea revitalizar el parque y la laguna con equipamientos comerciales, deportivos y culturales · Reclama a la UE que amplíe el límite geográfico de actuación del programa de regeneración del Distrito Sur

Comentarios 23

Hace cinco años, en pleno boom inmobiliario y con una ciudad que se expandía al Sur como una mancha de aceite, la zona verde de la laguna de Torrox, con la recuperación de la lámina de agua incluida, aparecía como un vergel, como un oasis en pleno desierto de pareados y adosados. Un lustro después, las quejas vecinales y las demandas y voces de alarma de colectivos ecologistas y de ciudadanos a título particular son constantes al Ayuntamiento. El parque, con una longitud de 4,4 kilómetros de paseo, es un estercolero pasto del vandalismo, mientras que el humedal, de un alto valor medioambiental y con 51,2 hectáreas de superficie, no es más que un enorme lodazal. Ante este panorama tan desolador, que no hace más que acrecentar la visión negativa de degradación y abandono del Distrito Sur, y bajo la presión de una asfixia económica prácticamente permanente, el Ayuntamiento, a través de la Delegación de Medio Ambiente, trabaja en dos fases: por un lado, acometer con recursos propios la limpieza integral de la laguna; y por otro, readecuar su entorno con un ambicioso proyecto recreativo y de ocio que quiere financiar con cargo al Plan Urban para el Distrito Sur. El inconveniente es que como se recordará este programa auspiciado por la Unión Europea tenía como objetivo la regeneración urbanística y socioeconómica de una zona altamente degrada de la ciudad, si bien su delimitación no contemplaba la zona de Guadabajaque, el sector más nuevo del distrito Sur -con unas mil unifamiliares y una decena de comunidades de propietarios-, dentro de la parte más deprimida de un conjunto de barriadas en las que residen unos 30.000 habitantes.

Sin embargo, el objetivo es que la comisión que coordina este programa en Bruselas permita la ampliación de la delimitación geográfica del ámbito de actuación del Urban y pueda incluirse este proyecto para Torrox con nuevos fondos procedentes de la UE. "Queremos que la comisión nos permita ampliar la zona hasta Guadabajaque por la repercusión y la incidencia social de la laguna y el parque en la zona Sur de la ciudad", confirmó ayer en declaraciones a este medio la delegada de Medio Ambiente, Felisa Rosado. En este sentido, abundó la edil popular, en el momento en que Europa acepte la ampliación de la delimitación del plan "podremos decir que el proyecto sale adelante". En todo caso, según matizó, "no se trata de desvestir a un santo para vestir a otro porque aquí no vamos a renunciar al resto de proyectos ya consignados del Urban para sustituirlos por éste, sino que hablamos de un proyecto nuevo con, esperemos, fondos nuevos". Después de atravesar numerosas vicisitudes (paralizaciones de obras y desvíos de fondos, entre otras cosas), el gobierno local, como se ha dicho, trabaja en paralelo en el relanzamiento del Plan Iniciativa Urbana (Plan Urban), cuyo plazo de ejecución comprende el periodo 2009-2015.

En la propuesta de actividades de uso público de la laguna de Torrox que Medio Ambiente quiere presentar ante la Unión Europea se incluyen nuevos equipamientos que permitan poder realizar actividades comerciales, culturales y lúdicas deportiva en el considerado como pulmón verde de la zona Sur de la ciudad. Una inversión en la que "también tiene mucho que decir la Junta de Andalucía, para la que estamos preparando informes sobre el grado de responsabilidad y control que debió tener en la ejecución de los proyectos de recuperación de la laguna", confirmó Rosado.

En cuanto al proyecto en sí, los equipamientos serán construcciones modulares no permanentes que no condicionen de modo irreversible el uso de las superficies del parque. Aquí se prevén levantar kioscos, bares y un restaurante, además de servicios públicos, duchas y vestuarios. Habrá equipamientos para actividades de ocio y deportivas combinadas con zonas de descanso y un parque biosaludable para mayores y elementos de ejercicios de rehabilitación. También contempla el proyecto básico para Torrox un circuito biosaludable con aparatos de fitness adaptados a todas las edades; un parque infantil; pistas de skate; y una novedosa zona para la práctica de paintball ecológico. Dentro de los equipamientos culturales para este espacio libre de 165.000 metros cuadrados -al margen del humedal- se contempla la construcción de un auditorio al aire libre y templetes de música para conciertos, actuaciones teatrales, cuentacuentos y títeres y marionetas. "La propuesta es muy ambiciosa porque tenemos claro que cuanto más atractiva sea y más contribuya a revitalizar esta zona deprimida habrá más posibilidades de que la UE vea de buen grado el proyecto de recuperación integral", insistió la delegada municipal de Medio Ambiente.

De momento, el presupuesto para la inversión no está cuantificado, aunque hay un proyecto encargado hace unos años a Aguas de Jerez que, "a vuela pluma", asciende a unos 2 millones. Es una cantidad independiente a los 250.000 euros que el Ayuntamiento quiere invertir para recuperar la lámina de agua, pese a que esta limpieza integral deberá esperar ya al próximo verano. "Tenemos el contrato firmado pero las fuertes lluvias que cayeron hace una semana nos obligan a aplazar los trabajos hasta julio o agosto del año que viene", confirmó Rosado, quien asegura, no obstante, que "no hay riesgo de inundaciones".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios