Ecuador elige al sucesor de Correa

  • Cerca de 30.000 ecuatorianos votan en Madrid entre Lasso y Moreno en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales

Correa gesticula mientras introduce su papeleta en un centro de votación de Quito. Correa gesticula mientras introduce su papeleta en un centro de votación de Quito.

Correa gesticula mientras introduce su papeleta en un centro de votación de Quito. / rolando enriquez / epa

El candidato opositor, Guillermo Lasso, y el oficialista, Lenín Moreno, votaron ayer en la segunda vuelta electoral en Ecuador, en la que se decide entre el continuismo o un giro a la derecha. "Empieza la etapa del cambio, que será el segundo grito de la Independencia en América Latina", señaló el conservador Lasso después de votar en un colegio de Guayaquil.

El ex vicepresidente Moreno emitió su voto en Quito y dijo que está a la expectativa de la decisión de los ecuatorianos, a quienes agradeció por haberle dado su confianza. Tras emitir su voto, el actual mandatario, Rafael Correa, dijo que está preparada la transición y destacó la situación en la que deja el país. "La transición al próximo Gobierno está preparada. Dejaremos la mesa servida al próximo gobernante", manifestó Correa después de votar en un recinto electoral de Quito. El mandatario agregó que el día de la posesión, el 24 de mayo, entregará "un nuevo país, con una economía estabilizada, un país transformado y con la esperanza renacida".

Los delegados de los organismos internacionales destacaron la "absoluta normalidad" con la que se desarrollaron las elecciones. Desde Guayaquil, el ex presidente de Uruguay José Mujica, integrante de la misión de observación electoral de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), destacó también la normalidad en el desarrollo de los comicios. Constató, dijo, "un proceso que se está dando con normalidad".

"Hemos visto todo con tranquilidad y bonhomía. Hagamos voto de que el proceso sea así y que la voluntad mayoritaria del pueblo ecuatoriano se refleje", dijo Mujica, quien agregó que "es natural" que en una segunda vuelta de un proceso electoral "se exacerben las pasiones". Recordó que, pasado el proceso electoral, el pueblo, en general, cualquiera que sea la opción que haya asumido la Presidencia, "tendrá que seguir andando, caminando y conviviendo en la misma sociedad". Un total de 12,8 millones de electores están facultados para participar en la segunda vuelta a la que llegaron Moreno y el opositor Lasso tras dejar en el camino a seis rivales.

En Madrid, cerca de 30.000 ciudadanos ecuatorianos acudieron a la Nave Boetticher en Villaverde para depositar sus votos. La cónsul general de Ecuador en Madrid, Lorena Escudero, aseguró que "todo ha ido bien" durante la jornada electoral. "Ha habido un flujo de más de 3.000 personas por hora y todo se ha desarrollado con absoluta calma, tranquilidad, transparencia. La gente está viviendo una verdadera fiesta democrática y la voluntad popular está siendo reflejada en los votos de los ecuatorianos en Madrid", indicó.

El coordinador de Alianza PAIS, Stadium Ramos , aseguró que "la gente quiere seguir con esta revolución ciudadana. El adiós de Correa va a ser muy grande y potente, la gente lo siente. Todo el cambio que ha dado el país es palpable", aseveró en relación a la marcha de Rafael Correa como presidente de Ecuador durante los últimos años.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios