El Laberinto inicia su nueva etapa en la calle Remedios

  • La inauguración será a las ocho de la tarde de hoy

Hace cinco años que el historiador y colaborador de Diario de Jerez, Manuel Romero Bejarano, con un trabajo estable que aún mantiene en el Ayuntamiento, decidió embarcarse en la aventura de abrir una librería en la calle Santísima Trinidad. Las cosas le han ido bien y a las ocho de esta noche inaugurará oficialmente su nuevo local en la calle Remedios número 9. A Romero Bejarano, una librería siempre le había parecido "un negocio bonito, que lo es, aunque no es lo mismo la imagen que se tiene desde fuera que lo que luego es el trabajo: cajas, albaranes... El libro es un producto muy especial pero, al fin y al cabo, también es mercancía, aunque me da muchas satisfacciones". El nombre vino por el título de un libro de Múgica Laínez".

La historia del local es que "estaba buscando algo más grande por el centro y también estaba buscando una casa para mí, así que me compré esta casa". Pero esta casa, una vivienda tradicional del siglo XIX, guardaba una sorpresa, ya que la rehabilitación que realizaron los arquitectos Francisco Pinto Puerto y José María Guerrero Vega dejó al descubierto dos arcos que ahora le sirven de escaparate. "Aparte de eso -explica Manuel Romero- lo que hemos hecho es tirar tabiques y también nos ha permitido abrir una zona exclusiva para los niños, porque desde que cerró El Búho no había una librería dedicada específicamente a los niños. Aquí disponen de un patio para leer, contar cuentos, pequeñas representaciones..."

La literatura infantil es precisamente una de las cosas que más se venden, "para cumpleaños y por parte de gente que quiere fomentar la lectura en sus hijos. También están los textos que mandan los institutos". Entre lo más vendido cita a Arturo Pérez Reverte, Ken Follet, Harry Potter... pero cuando alguien llega despistado pidiendo una recomendación, lo primero que hace tanto Bejarano como las otras tres personas que atienden en la tienda, Gabriel Daza, Alejandro Recio y Paco Toro es preguntarle al cliente qué es lo que se ha leído últimamente y que le ha gustado. Los clientes que se dejan más dinero son los de 30 a 40 años y gente con niños.

Romero asegura que ha notado el cambio de sitio en una mayor afluencia de público y que también tienen mucha salida los libros de temas locales. Incluso llaman a los clientes que suelen venir específicamente por libros de carácter local. También gira en torno a lo local la otra aventura en la que se ha embarcado este librero: la editorial Remedios 9, que ya ha editado tres títulos: 'Jerezanos para la historia', de Antonio Mariscal, 'Arquitectura bodeguera', de Fernando Aroca y 'Las niñas del Altillo' , que tuvo un gran éxito de ventas y agotó la primera edición en quince días. Bejarano asegura que "es posible ganar dinero con temas así, porque hay gente que tiene cosas interesantes que contary no tienen medios con qué hacerlo. La iniciativa privada debería apostar por este tipo de cosas".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios