El jerez, ese gran hilo conductor

  • El Museo del Enganche acoge la presentación de 'Si mil hijos tuviera...', un libro de relatos en torno al vino del Marco que es obra de 15 autores

  • La cita reúne a cerca de 250 personas

Patrocinadores, autores e instituciones posan ayer antes del inicio de la presentación. Patrocinadores, autores e instituciones posan ayer antes del inicio de la presentación.

Patrocinadores, autores e instituciones posan ayer antes del inicio de la presentación. / fotos: pascual

Cerca de 250 personas compartieron anoche los relatos que sobre el jerez han escrito 15 autores del Marco. Un libro llamado 'Si mil hijos tuviera...' (Nido de Ratones) que se presentó en el Museo del Enganche a través de un coloquio entre Víctor de la Serna (prologuista del libro), José Ramón Aranda (Banca March) y los escritores Enrique García-Máiquez, Paula Fernández de Bobadilla, Beltrán Domecq y Lorenzo Díez. José Ramón Aranda actuó como moderador. Un trabajo por el que Lorenzo Díez, en nombre de los creadores, dio las gracias al público por su asistencia, a la Fundación Real Escuela por acoger el acto, al Consejo por ser sede de las reuniones de los quince y a la Banca March por su mecenazgo, "porque las instituciones no son nada sin las personas", apuntó.

Los quince protagonistas son Antonio Díez Romero-Valdespino, Lorenzo Díez Romero-Valdespino, Beltrán Domecq Williams, Maribel Estévez Puerto, Paula Fernández de Bobadilla González, Begoña García González-Gordon, Rafael García de Angulo de la Calle, Enrique García-Máiquez, Bibiana González-Gordon López de Carrizosa, Guadalupe Grosso Romero, Nhean Haynes Domecq, Javier Hidalgo de Argüeso, Carmen Oteo Barranco, Fátima Ruiz de Lassaletta y Myriam Soto Díez. Todos estuvieron muy bien arropados en el acto de presentación. Ellos son los creadores de estas historias siempre alrededor de una copa de jerez, fruto de encuentros en el salón de algún hotel con encanto, de alguna bodega que ha actuado de anfitriona gentilmente o en el propio Consejo Regulador del jerez y la manzanilla. Páginas que se engloban bajo un título que hace referencia a la última aseveración del personaje Falstaff, de Shakespeare, que concluye "Si mil hijos tuviera…", refiriéndose al sherry sack - nuestro vino así llamado en la Inglaterra de su tiempo-. Los relatos han sido ilustrados por Ximena Maier. Hay que destacar que Banca March ha sido tanto el patrocinador del libro como del acto de ayer. El Consejo Regulador puso el vino.

Dichos autores, convocados en su día por Lorenzo Diez, celebran de 2014 dos reuniones anuales para brindar con jerez, por su zona de Denominación de Origen y las cosas que la hacen exclusiva. Nace así la 'Hermandad de los hijos de Falstaff', cuyos estatutos están recogidos en el libro que se presentó ayer, y que tiene vocación de continuar para beneficio del jerez y su Marco. Una idea que nació con intenciones más modestas que la de ser un libro. De tapa blanda a tapa dura, de unos relatos que se quedaban en la intimidad del grupo a formar parte de la librería de los jerezanos. "Nuestra pretensión siempre es defender el vino y divulgar sus bondades, como hizo Falstaff. Hemos conseguido dos fines: el libro y crear la web de la Hermandad", dijo Díez. Una Hermandad, en la que hay sitio para todo el que se quiera unir, cuyo nombre nació de un artículo de García-Máiquez en Diario de Jerez "y que me tomaron en serio".

El coloquio hizo un repaso de las anécdotas de la creación de dicho grupo de autores y de la constitución de sus estatutos, en los que no falta un poema de José María Pemán. Un libro del que Paula Fernández de Bobadilla dijo que "puede gustar a todo el mundo. Hay relatos, memorias, textos históricos..., hallazgos que no es lo que esperábamos. Iba a ser una obrita discreta y ha pasado a ser un libro fantástico. Con un hilo conductor que es el vino, que trae a Shakespeare al siglo XXI y anima a resurgir también al jerez de su historia".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios