Fútbol · Instalaciones

Rubio se encierra en el Anexo

  • Deportes deja sin llave de la entrada al Federico Mayo, que asegura que tiene un contrato con el Ayuntamiento y que denunciará a la alcaldesa y a la delegada por su incumplimiento.

El CF Federico Mayo denunciará hoy a María José García-Pelayo, alcaldesa de Jerez, a Felisa Rosado, delegada de Deportes, y al Área de Deportes por el incumplimiento de contrato que el club de El Chicle entiende que se ha producido al cambiar el Ayuntamiento las cerraduras del Anexo a La Juventud y no dar copia al club, de forma que para acceder a la secretaría y al bar necesitan que les abra un celador la instalación municipal. Como medida de protesta, Antonio Pérez Pacheco, Rubio, presidente del Federico Mayo, se encerraba ayer en el Anexo, donde tenía previsto pasar la noche.

La situación es similar a la planteada fechas atrás con el Jerez Industrial y los vestuarios del Campo de La Juventud; la diferencia es que Rubio asegura que el club tiene un contrato firmado por el que el Ayuntamiento le cede las instalaciones y entiende que dicha cesión comporta también el acceso a ellas.

Como se sabe, el Federico Mayo tiene la secretaría en la entrada del Anexo a La Juventud -por una esquina, en la avenida Blas Infante- entrando a la derecha y el bar entrando a la izquierda. Hasta el momento, el club también tenía llave de la puerta de entrada al recinto del Anexo, pero con las nuevas directrices marcadas desde Deportes se ha acabado que clubes privados tengan llaves de instalaciones municipales, tal y como en su día explicó la delegada, Felisa Rosado.

Según denuncia el club mayista, la ausencia de un celador fijo en el Anexo a La Juventud impide que el Federico Mayo pueda entrar en la secretaría siempre que lo necesite sin tener que esperar al celador, por lo que Deportes pide al club que comunique con la antelación suficiente cuándo necesita hacer uso de las instalaciones. Pero el Federico Mayo entiende que la medida es insuficiente y pone como ejemplo el retorno de los equipos cuando juegan fuera para dejar las equipaciones y el material o cuando los socios quieran acceder al bar.

Ello ha provocado situaciones como la del pasado lunes -festivo- para coger las equipaciones de la Escuela, que amenizó los prolegómenos del partido del Xerez Deportivo FC con el Tarifa en Chapín.

Por todo esto y amparado en el contrato firmado por el Ayuntamiento -que no ha sido denunciado por ninguna de las partes y por tanto se renueva automáticamente-, el Federico Mayo ha puesto el caso en manos de su abogada y tiene la intención de presentar denuncia hoy mismo contra a la Delegación de Deportes como responsable del incumplimiento de contrato, además de extender la querella tanto a María José García-Pelayo, alcaldesa de la ciudad, como a Felisa Rosado, delegada de Deportes, por cohecho -cambiar las cerraduras y los candados sin comunicarlo- como responsables políticos de la decisión, todo ello después de que ayer Rubio no obtuviese una soliución satisfactoria tras hablar con Javier Valle, del Área de Deportes del Ayuntamiento.

Además, Rubio tomó la decisión de encerrarse en el Anexo a La Juventud como medida de protesta y estaba decidido a pasar allí la noche en compañía de Pinto, su perro bodeguero, "hasta que el celador abra la puerta a las ocho de la mañana".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios