Fútbol | Segunda B

El Sanluqueño se estrella en Dani Barrio, portero del Melilla (0-1)

  • El meta visitante impide un mejor resultado del Atleti, que tiene varias ocasiones para marcar

  • Güiza falla un penalti (35') y los verdiblancos juegan la última media hora en superioridad numérica

Abel Gómez, tratando de frenar el avance de un contrario en el partido de esta mañana. Abel Gómez, tratando de frenar el avance de un contrario en el partido de esta mañana.

Abel Gómez, tratando de frenar el avance de un contrario en el partido de esta mañana. / Paco Bernal

El Atlético Sanluqueño no pudo ante el Melilla en un partido en el que lo probó de todas las maneras y en el que a pesar de jugar con superioridad numérica la última media hora, se topó una y otra vez con un inconmensurable Dani Barrio. Los de Rafa Carrillo tuvieron la mala fortuna de encajar el tanto nada más comenzar el envite y diez minutos antes del descanso, Güiza no consiguió transformar un penalti. En la segunda mitad, los intentos por empatar se quedaron en agua de borrajas.

La primera mitad no pudo comenzar mejor para los intereses azulinos, y es que apenas se llevaban disputados unos segundos de juego cuando en la primera aproximación al área verdiblanca, una buena jugada colectiva terminó en las botas de Igor Martínez, que se marchó de su par por el flanco derecho y colgó una bola perfecta para que Óscar García, que llegaba como un avión, la rematara de manera perfecta al fondo de las mallas defendidas por Diego García.

Ese tanto le bastaría al Melilla para sumar tres nuevos puntos a su casillero y seguir con una magnífica racha de resultados que le han aupado a la cima de la clasificación. Sin embargo, no iba a ser coser y cantar, ni mucho menos, porque el Atlético Sanluqueño no se quedó de brazos cruzados y puso sobre la mesa sus argumentos para evitar que la victoria terminara volando hacia tierras norteafricanas. Eso sí, le costó más de la cuenta.

Pelón, atento al cruce de Dani del Moral con un contrario. Pelón, atento al cruce de Dani del Moral con un contrario.

Pelón, atento al cruce de Dani del Moral con un contrario. / Paco Bernal

Y es que los pupilos de Luis Carrión se sintieron muy cómodos sobre el verde de El Palmar: con el resultado favorable, pudieron incluso ampliar su ventaja, pero ni Igor Martínez ni Otegui estuvieron afinados ante el cancerbero del equipo local. Cuando los de Rafa Carrillo trataron de desperezarse, se encontraron con un penalti a favor que el colegiado no dudó en señalar: Mario fue derribado por Óscar García en el interior del área pero Güiza, a diez del receso, se topó con la brillante estirada de Dani Barrio, que le adivinó las intenciones al veterano delantero internacional jerezano.

Se le escapó ahí al Atlético Sanluqueño la posibilidad de igualar la contienda, un hecho que se repetiría en el segundo acto. Carrión dio entrada a Lolo Garrido por el apercibido y goleador Óscar García y el centrocampista jerezano, que saltó al césped tras el descanso, fue expulsado un cuarto de hora después por doble amarilla. Comenzaba así un nuevo partido: Carrillo hizo un doble cambio metiendo a Antonio Jesús y Raúl Tejero, que tuvo en sus botas el 1-1 nada más salir.

Formación inicial del Atleti contra el Melilla. Formación inicial del Atleti contra el Melilla.

Formación inicial del Atleti contra el Melilla. / Paco Bernal

El Melilla se defendía con uñas y dientes y el Atleti seguía a lo suyo, volcado en ataque. A doce minutos del final, Dani Barrio evitó nuevamente el tanto local tras una jugada entre Antonio Jesús y Juanfran. Del Moral y el propio Juanfran siguieron erre que erre, pero la inmensa actuación bajo palos del meta unionista terminó dando los puntos a su equipo. Al final, derrota dolorosa para un Sanluqueño que ya acumula siete en 15 jornadas y queda a tres puntos de la zona de descenso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios