Deportes

Vázquez "El equipo no bajó los brazos y obtuvo la recompensa"

  • El entrenador del Guada valora que sus jugadores no dieran el partido por perdido, cree que merecieron más y agradece a la afición el apoyo

Alberto Vázquez sigue atento las incidencias del partido de ayer en el Fernández Marchán. Alberto Vázquez sigue atento las incidencias del partido de ayer en el Fernández Marchán.

Alberto Vázquez sigue atento las incidencias del partido de ayer en el Fernández Marchán. / manuel aranda

Alberto Vázquez, técnico del Guadalcacín, acabó contento por el punto rescatado en el último momento aunque le supiera a poco después del esfuerzo de sus jugadores. "Te pones a valorar y creo que a puerta, el único disparo de ellos ha sido el gol. También la de Lebrón que luego remató al larguero pero mis jugadores dicen que fue mano aunque el árbitro dejó seguir. Quitando esa y el gol, sensación de peligro tampoco han llevado", reflejó el técnico, quien valoró positivamente que su equipo no bajara los brazos y creyese siempre en poder empatar: "Mi equipo tiene que luchar hasta el último minuto y nunca dar nada por perdido. Es cierto que hemos tenido más ocasiones, la de Juan que da en el larguero, la de Canty... hemos rondado el peligro pero manifiestas tampoco hemos tenido claras claras. Hemos llevado más el peso, los peligros con las faltas, pero nos ha faltado querer un poquito más o tener alguna más clara. Si hubiésemos metido un poco antes quizá habríamos ganado pero el otro equipo también juega, trabaja y defiende y en este campo si defiendes bien tienes que atacar muy bien y tener mucho criterio con el balón para hacer daño. A base de intentarlo ha llegado el gol aunque podría haber llegado antes", manifestó.

Si en Arcos, el equipo bajó los brazos "hoy -ayer para el lector- todo lo contrario, lo han dado todo hasta el final. Ese tiene que ser nuestro trabajo, día a día. Nosotros un partido relajado es complicado que se nos dé, tenemos que competir al cien por cien siempre, sea el rival que sea".

Vázquez cree que en la primera parte "estuvimos bastante bien, muy concentrados atrás en todos los balones parados y en ataque fuimos rondando, teniendo ocasiones, llegando, algún tiro se ha ido alto. Las sensaciones han sido buenas, con balón no estuvimos mal. Al descanso les dije que en defensa teníamos que seguir igual y en ataque proponer un poco más para terminar de rematar la faena. Pero no empezamos del todo bien y en la segunda parte les dimos un poco de vida".

Al final, la lectura que hacía era "bastante positiva porque de no tener nada a irte con la recompensa del punto después de trabajar tanto en el último minuto te sabe mucho mejor. Es el caso distinto al día del Utrera, que también empatamos pero nos fuimos con otra sensación. Todo lo que sea sumar bueno es. ¿Que es mejor sumar de tres? Pues claro que sí y en casa intentaremos hacernos más fuertes pero todo lo que sea sumar para nosotros es una victoria", explicó.

Del Espeleño, argumentó que "estaban arriba, venían con una dinámica buena y es verdad que quizá se esperaba un poco más de ellos y quitando la ocasión del gol, las ocasiones y el peso del partido las hemos llevado nosotros. También es verdad que todos los que vienen aquí sufren. El Espeleño tiene una propuesta combinativa bastante atractiva pero hoy se ha visto poco porque la intensidad que nosotros metemos es alta. Aquí no puede venir nadie a jugar cómodo y para que alguien gane aquí tiene que jugar muy bien".

El entrenador del Espeleño se quejó de la actuación arbitral, de las muchas faltas en contra que les pitaron y de la última en concreto que originó el empate, que dijo que no fue. Vázquez no vio "nada extraño". "Si constantemente estás achuchando el área rival es más fácil que te piten una falta porque hay agarrones, empujones... También en la primera parte el delantero de ellos (Juanito Bazo) le da un guantazo a Rosales. No sé qué pasó que el linier dijo que amarilla pero luego iban hablando y reconoció que era roja. Esto es así, el árbitro no está para ayudar a uno o a otro, está para pitar lo que ve y yo he visto un arbitraje correcto; los típicos errores porque todo el mundo se equivoca igual que cuando un delantero la falla o un portero no para. Quizá se podía haber ahorrado alguna tarjeta pero no he visto un mal arbitraje. Los árbitros hacen sus partidos al igual que nosotros hacemos el nuestro. Hay días que hacen un partidazo y otros que no estarán acertados, pero igual que nosotros. Y cada uno tiene que mirar su trabajo para ver cómo se puede seguir mejorando. Para mí ha estado bien y no ha influido".

Por último, agradeció el apoyo de la afición, más animosa que en los primeros partidos. "El equipo eso lo agradece mucho porque siempre hay momentos complicados, como cuando nos meten el gol y si la gente está metida y anima el equipo lo intenta hasta el final y se ha visto, hemos obtenido la recompensa. Yo animo a la gente para que siga así porque el equipo lo agradece, al final todos somos uno luchando por los mismos objetivos. Esto da puntos. La semana pasada también fueron bastantes a Arcos y es de agradecer que el equipo se vea arropado. Una veces jugamos bien y otras no tan bien pero la gente se ve identificada con el que lo da todo hasta el final".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios