España

El Gobierno pide lealtad a la oposición con la crisis en Cataluña

  • La vicepresidenta señala que con una "frase inaceptable no se ataca al Estado español", en referencia al llamamiento que hizo Torra para "atacar al injusto Estado español"

Carmen Calvo escucha explicaciones sobre cráteras griegas durante su visita ayer al Museo Íbero de Jaén. Carmen Calvo escucha explicaciones sobre cráteras griegas durante su visita ayer al Museo Íbero de Jaén.

Carmen Calvo escucha explicaciones sobre cráteras griegas durante su visita ayer al Museo Íbero de Jaén. / carlos cid gaitán / efe

Comentarios 9

La vicepresidenta del Ejecutivo, Carmen Calvo, señaló ayer que con una "frase inaceptable no se ataca al Estado español", en referencia a las palabras pronunciadas por el presidente catalán, Quim Torra, y defendió que el Gobierno "sabe en tiempo y en forma cuáles son sus obligaciones constitucionales". Durante una concentración independentista convocada el pasado viernes por la ANC y Òmnium frente a la cárcel de Lledoners, en Barcelona, Torra dijo que el Govern que lidera la "lucha por una causa justa, por un país que lucha por la democracia y la libertad" e instó a "atacar" al Estado español, que calificó de "injusto".

Calvo, que visitó el Museo Íbero de Jaén, solicitó "a las derechas españolas, que están en un discurso radical inentendible que le hagan oposición al Gobierno, pero que no le hagan oposición a España y a los problemas que España tiene", al tiempo que mostró su preocupación por la "inactividad del Parlamento de Cataluña".

Calvo defiende que el Ejecutivo "sabe cuáles son sus obligaciones constitucionales"

La vicepresidenta opinó que "con una frase inaceptable no se ataca al Estado español", pero admitió que al Gobierno le preocupa la inactividad de la Cámara autonómica. "El presidente Torra lo que hace es atacarse a sí mismo cuando tiene un Parlamento que va a estar por razones inentendibles inactivo", añadió.

Frente a esas actitudes "absolutamente inaceptables" el Gobierno, según Calvo, "sabe cuándo y cómo tiene que reaccionar", aunque insistió en que "una frase inaceptable no es un hecho en el que se ataque a España, se puede entender la radicalidad, lo que no se puede entender es la falta a veces de lealtad y de altura de miras para hacer política con los problemas importantes de nuestro país".

Defendió el diálogo "por obligación y por convicción" del Gobierno de España con todos los gobiernos autonómicos, y recordó que con el Ejecutivo catalán han vuelto a "recuperar la normalidad que se había perdido" después de años defendiendo "que hacía falta diálogo y capacidad de encontrarnos cumpliendo la Constitución y las normas".

"La política no se hace con frases, la política se hace con hechos, y aquí lo importante es que hablamos con todos los gobiernos porque es nuestra obligación, hablamos con Cataluña de los problemas de Cataluña", manifestó Calvo.

"Quien nos quiera ayudar en esto se llama lealtad, se llama altura de miras, se llama proteger a tu país, quien no quiera estar en eso los ciudadanos entenderán y tomarán nota", agregó.

Respecto a la posibilidad de volver aplicar el artículo 155, argumentó que cualquier medida constitucional "requiere hechos jurídicos" y con una frase no se ataca al Estado, a lo que añadió que "cuando existan hechos jurídicos que se puedan atacar jurídicamente el Gobierno de España sabe en tiempo y en forma cuáles son sus obligaciones constitucionales".

"El Gobierno de España lo tiene un partido político que ha dado pruebas más que suficientes de cuál es su concepción de nuestro país, de cuál es la defensa cerrada de la democracia y de la Constitución, por lo que nosotros no tenemos en ese sentido nada que demostrar, sino trabajar constantemente por encontrar salidas a una situación que no solo es grave y perjudicial para Cataluña, sino que también es grave e inquieta al resto de España", precisó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios