Jerez

La Estrella corona en las calles 50 años de marianismo lasaliano

  • La imagen salió ayer en procesión extraordinaria por el centro, en una tarde y noche plena de ambiente y sabor cofrade · La salida de la Virgen de la Escuela fue ajustada en todos sus detalles por la hermandad

La Estrella vivió ayer su día grande. Una jornada para la historia de la propia hermandad y de las cofradías jerezanas, que ya enmarca esta salida entre las más grandes producidas por acontecimientos o efemérides especiales, gracias al precioso regalo que ofrecieron los cofrades lasalianos con una procesión magnífica en todos sus aspectos, bien organizada, con una nutrida presencia de hermanos en el cortejo que superó con creces el centenar, y con la Virgen en su palio que evocó 50 años de devoción hacia esta imagen, que desde su bendición en 1962 ha marcado el devenir devocional de la cofradía, y en gran medida, el referente lasaliano en la ciudad.

No cabe duda alguna que la hermandad ha sido y es una magnífica prolongación de la labor de la orden creada por San Juan Bautista de la Salle, que si en el plano educativo y social ofrece una trayectoria y un presente que no hacen falta resaltar, su versión cofrade coadyuva a consolidar aún más los pilares de la orden en la ciudad.

Las calles registraron un magnífico ambiente de gente aquí y de muchos lugares de la provincia y fuera de ella. La procesión de la Estrella fue medida en muchos de sus aspectos. La hermandad quiso patentizar en la calle su ser lasaliano visitando los centros educativos, yendo al monumento al santo fundador en el Mamelón, subiendo el paso hasta su base, donde se rezó y cantó la Salve; pasando por la puerta del Buen Pastor en Antona de Dios y recibiendo al colegio Mundo Nuevo en la plaza Rafael Rivero dada la lejana ubicación del colegio respecto al centro urbano.

La cofradía, al igual que el Domingo de Ramos, no improvisó y seleccionó cada detalle en función de lo extraordinario de la ocasión, con un repertorio musical clásico, una decoración floral del paso acorde con la fecha y el momento, destacando una composición a modo de la cera rizada, y el acompañamiento musical, siempre exquisito y de calidad de la banda municipal de Rota. La hermandad se inclinó finalmente por una formación de la provincia en vez de contratar a otra con más 'marca'. Sonó la marcha compuesta para la ocasión por Gamino mientras el palio se movía en la capilla y para salir, Estrella Sublime y Virgen de la Paz.

El cortejo lo abrió la cruz de guía de la cofradía, integrándose varias presidencias con el banderín de San José y el estandarte. En el último tramo estuvieron 50 cirios portados por 50 hermanos veteranos, evocando cada uno de los años que lleva la Virgen bendecida.

También hubo representaciones de las hermandades con la advocación de la Estrella, el Silencio de Sanlúcar, junto a cofradías de la parroquia como Nazareno, Cena y Desconsuelo. Y cerrando, el preste tras el palio con sus acólitos.

En definitiva fueron varias horas en las que se disfrutó de La Estrella en su paso de palio, diferente e incluso más intenso que el Domingo de Ramos, con una cuadrilla mandada por Manuel Serrano que mantuvo su estilo en el caminar.

Ella fue la absoluta protagonista de la tarde y de la noche deleitando a los muchos que no quisieron perderse este acontecimiento que enmarca con brillantez el epílogo de una celebración que no ha pasado por alto la hermandad.

Por el contrario, han echado el resto desde la puesta en marcha de la programación hasta en las citas extraordinarias y que supone el fin para una junta de gobierno que ha conseguido elevar la advocación a la que rinde culto, que ha sido capaz de rematar el palio de la Señora con su nuevo manto y tener claro de dónde viene y hacia dónde va, en su relación existencial con La Salle.

Sólo hubiera faltado rematar todo esto con el ansiado anuncio de la coronación canónica de la imagen, que sin duda sucederá tarde o temprano. Aunque ayer, los devotos, la gente y los cofrades de la Borriquita la coronó en las calles.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios