Sanidad

"Exigimos la devolución de lo que es nuestro"

  • Los sindicatos profesionales de sanidad reclaman con una protesta la recuperación de los derechos perdidos con los recortes.

Comentarios 1

Si el pasado martes el organizador era CSIF, ayer la puerta del hospital volvía ser escenario de una nueva concentración por el mismo motivo: la recuperación de los derechos que el personal sanitario ha perdido durante los años de crisis y de recortes y que considera es ya el momento de restituirlos. La movilización estaba convocada esta vez por los sindicatos profesionales: Sindicato Médico, Sindicato de Enfermería (Satse), Sindicato de Auxiliares de Enfermería (Usae) y el Sindicato de Técnicos Superiores Sanitarios. Fue una sonora protesta ante el caso omiso que, según denunciaron, hace la Junta de sus reclamaciones. El personal sanitario se presentó con una listado de peticiones, "derechos económicos y laborales sustraídos durante los últimos años". En el comunicado leído en nombre de todas estas organizaciones sindicales por una representante de Satse en el hospital, se dejaba claro que "las últimas medidas aprobadas por el Gobierno central dejan a la Junta sin excusas para seguir manteniendo al personal sanitario como el más castigado por los recortes de toda España".

Los sindicatos reclamaron la convocatoria urgente de la mesa sectorial de Sanidad e instaron al Gobierno andaluz a ser "coherente" con su propio discurso, "que les llevó incluso a denunciar en los tribunales los recortes del Gobierno central", y a aplicar "de forma inmediata la restitución de las pagas extras suprimidas y los días adicionales que recuperarán ahora los funcionarios estatales". Piden además que para esta recuperación se establezca un cronograma.

A la ampliación de la jornada laboral a 37,5 horas semanas dedicaron los convocantes buena parte de sus críticas por la forma en que aplicó. "No podemos olvidar que fue un fiasco, tal y como constatan numerosas sentencias condenatorias ganadas por los sindicatos, lo que deja claro que la Junta ha sido incapaz de regular el incremento de la jornada laboral en la sanidad pública con unos criterios de aplicación homogéneos, motivo por el que urge ahora incluir la recuperación de la jornada laboral de 35 horas semanales entre los objetivos".

La secretaria provincial de Satse, Carmen Domínguez, manifestó que "estamos cansados de tantas mentiras y promesas que no llegan a nada, queremos recuperar ya todo lo que nos han quitado como es la paga extra, los días de libre disposición, el 10% de los conceptos variables, un 5% en el sueldo base. Nos han quitado ya tantas cosas que hemos perdido la cuenta". Criticó que mientras que en otras comunidades autónomas están recuperando poco a poco lo que perdieron con los recortes, "aquí en Andalucía parece ser que no nos hacen ni caso, no les importa. Ya que dicen que la crisis está pasando queremos recuperar nuestros derechos". Y recriminó que se siga sin conceder al personal sanitario permisos reglamentarios por lactancia o reducciones de jornada. "No creo que la señora Susana Díaz tenga tantos problemas para el cuidado de su hijo como tienen los enfermeros, sobre todo, de este hospital".

En la misma línea el presidente del Sindicato Médico de la provincia, Pedro Calderón, esgrimió que lo más indignante es que "cuando el Gobierno central hizo recortes, la Junta los aplicó al minuto uno; sin embargo cuando el Gobierno de Rajoy ha devuelto ya parte de los sacrificios que tuvimos que hacer, la Junta todavía no. Eso es lo principal y seguiremos concentrándonos todos los miércoles, cada día en un hospital de la provincia".

Fátima Márquez, secretaria provincial del Sindicato de Auxiliares de Enfermería, aseguró igualmente que "la Junta nos está tomando el pelo" . Y especialmente crítico se mostró el delegado en la provincia del Sindicato de Técnicos Superiores Sanitarios, Manuel Larios, quien dijo que los recortes están afectando a la calidad asistencial y a la salud de los profesionales "porque les están obligando a hacer turnos dobles, a descansar menos, no se cubren las bajas, hay una sobrecarga de trabajo impresionante. Hay servicios con ocho personas de baja y pretenden que el trabajo salga igual". Recalcó que se trata de "una situación insostenible" y señaló que Jerez "se lleva la palma en cuanto al descenso de la calidad asistencial". Lamentó también que se han incrementado las agresiones a los profesionales, "porque el paciente quiere que se le solucione el problema y no entiende que no está en nuestras manos. Hemos demostrado que somos buenos profesionales que nos quitamos horas de nuestro tiempo para que esto salga adelante".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios