Flamenco José Carpio completa su trilogía

  • El Mijita se encierra en la Viña El Majuelo de Bodegas Fundador para grabar su tercer disco en solitario

  • La propuesta tiene previsto salir al mercado la próxima primavera

José Carpio, en un momento de la grabación. José Carpio, en un momento de la grabación.

José Carpio, en un momento de la grabación. / Vanesa Lobo

José Carpio Fernández ‘El Mijita’ está de vuelta. Su próximo reto, la grabación de un disco en directo que complete su trilogía y sirva para contrastar el buen momento artístico que vive.

Después de ‘La Plazuela en estado puro’ y ‘Se llama flamenco’, dos discos en los que se puede comprobar su evolución artística, ‘El Mijita’ aborda una misión complicada y arriesgada, que vislumbró su primer paso el pasado miércoles en la Viña El Majuelo de Bodegas Fundador.

Hasta allí se desplazó junto a las guitarras de Pepe del Morao y Domingo Rubichi y las palmas de José Rubichi, Diego Montoya y Carlos Grilo, el equipo suficiente como para dar consistencia a su nueva propuesta.

En su intención de convertir el ambiente en acogedor, el cantaor estuvo rodeado de amigos, familiares y artistas, que quisieron así crear la atmósfera propicia para desempeñar tal hazaña. Artistas como Luis Moneo, Vicente Soto ‘Sordera’, Carmen Herrera, Miguel Soto ‘El Londro’, Alfonso Carpio padre e hijo, Ángel Sánchez ‘Cepillo’ y Alonso Núñez ‘Rancapino Chico’, aficionados comoRafael Lorente, Rafael Agarrado o el doctor Benito Ortegón, Javier Sánchez Rojas, presidente de la Confederación de Empresarios, Rocío Benítez, de Fundador, el recién nombrado presidente de la Federación Local de Peñas, Jesús López, y hasta el concejal de Cultura, Francisco Camas, se congregaron en la finca de la carretera de Trebujena para asistir a la grabación.

Como aquellos discos de antaño, en los que los artistas se reunían en una bodega o peña para grabar y dejar su legado, José Carpio asumió el reto sin miedo y con enorme profesionalidad.

Durante casi dos horas, y bajo la coordinación de Juan Garrido, el jerezano ofreció, en una pequeña sala de la Viña El Majuelo, donde Bodegas Fundador le trató a cuerpo de rey, un recital íntimo y serio, en el que abordó con valentía una serie de cantes.

“La idea era grabarlo todo, a modo de recital, y después seleccionar el disco como un directo. Hace tiempo que tenía esa idea en la mente, y ahora creo que era el momento necesario para llevarla a cabo”, asegura el cantaor.

José completó la grabación en dos tandas, una primera en la que se mostró especialmente brillante, cantando martinetes, bulería por soleá, malagueñas y un tema por bulerías compuesto por Pepe del Morao.

En la segunda, mucho más entonado y sin los nervios que siempre aparecen en este tipo de envites, el ‘plazuelero’ se atrevió por tientos-tangos, seguiriyas rematadas por cabales, fandangos personales (acordándose de Agujetas y El Gloria, entre otros), y una ronda por bulerías en la que recorrió diversos estilos, especialmente los de su familia Mijita, TíoChalao y La Plazuela. Todo bien combinado con letras nuevas alusivas a su barrio y pilares significativos como la Esperanza de la Yedra.

A partir de ahora, los técnicos del estudio La Azotea de Sanlúcar comenzarán a trabajar sobre el sonido recogido con la idea de plasmas en un compacto esta nueva experiencia cantaora de El Mijita, que por el momento “es una autoproducción aunque ya me han llamado algunas empresas que se han ofrecido a ayudarme en el proyecto”, apunta.

“Mi intención es que esté en la calle en la próxima primavera. Date cuenta que ahora hay que hacer un trabajo de elección de temas y demás, la masterización y bueno, tampoco hay prisa. Lo importante es que esté a finales de marzo o principios de abril y ya veré si lo puedo presentar en algunos sitios”, reconoce.

El jerezano agradeció tras la grabación “el apoyo que he tenido de todas las personas que han asistido, y sobre todo de la Bodega Fundador, que me ha cedido esta maravilla”.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios