Jerez

La Policía Nacional incrementa la vigilancia en las zonas comerciales

  • Las Unidades de Prevención y Reacción custodian los puntos sensibles

  • Responden a las órdenes dictadas a través del Plan Comercio Seguro y el nivel 4 de alerta antiterrorista

Agentes de las Unidades de Prevención y Reacción, patrullando ayer por el centro de Jerez.

Agentes de las Unidades de Prevención y Reacción, patrullando ayer por el centro de Jerez. / miguel ángel gonzález

El Cuerpo Nacional de Policía ha dado un paso más para garantizar la seguridad de jerezanos y visitantes durante estos días previos al fin de año y la próxima celebración de los Reyes Magos.

La práctica totalidad de los agentes de las UPR (Unidades de Prevención y Reacción) se reparten por las zonas comerciales de la ciudad de cara a garantizar la seguridad, evitar la comisión de delitos por parte de los profesionales del hurto y, sobre todo, evitar cualquier intento de atentado.

No se debe olvidar que en la actualidad sigue activado el nivel 4 (sobre 5) de alerta antiterrorista, lo que por ejemplo motiva la adopción de medidas especiales referentes a la equipación y el armamento que portan los agentes.

Lo habitual suele ser que los policías porten subfusiles (armas que disparan proyectiles como los de una pistola pero con mayor eficacia) si bien en este estado de alerta los policías de la UPR portan consigo fusiles de asalto, es decir, armas capaces de repeler cualquier ataque y detener a casi cualquier vehículo.

La adopción de estas medidas supone el cumplimiento de las exigencias del actual nivel de activación, lo cual no debe suponer ninguna preocupación para los ciudadanos, sino justamente todo lo contrario.

De otro lado es especialmente reseñable que en los accesos a las calles peatonales del centro de Jerez se han instalado maceteros así como bolardos o pilonas que tienen por principal objetivo impedir que se pueda acceder con vehículos pesados a estas zonas frecuentadas por peatones para evitar así posibles atropellos masivos.

Todo ello se ubica dentro del Plan Comercio Seguro que el ministerio del Interior puso en marcha junto con las medidas propias del ya referido nivel 4 de alerta antiterrorista.

Este referido plan consta de dos fases; una fase previa que abarcó desde el día 1 hasta el pasado 17 de diciembre, y otra operativa, que tiene como objetivo prevenir y evitar la comisión de hurtos, timos, estafas, robos y otros delitos que suelen producirse aprovechando las grandes aglomeraciones en zonas comerciales y de ocio.

Asimismo, se presta también especial atención a los almacenes y establecimientos que durante estas fechas acumulan grandes cantidades de mercancías y a la prevención de los robos mediante butrones, han precisado.

La referida fase operativa fue activada el pasado día 18 de diciembre y estará vigente hasta el 8 de enero. La presencia policial se reforzará con agentes uniformados en espacios públicos, agentes de paisano, guías caninos y subsuelo, entre otros.

Es especialmente reseñable es que en este despliegue también están implicadas la Policía Local y la Autonómica, y en el que se ve implicado el personal de seguridad privada (de las grandes superficies comerciales) todo ello con el único objetivo de sumar fuerzas en beneficio de la seguridad global.

Un dato especialmente reseñable es que la presencia policial en las calles de Jerez también será especialmente fuerte durante las celebraciones del fin de año y, más aún, durante la celebración de la cabalgata de Reyes Magos el próximo 5 de enero, jornada en la que por la tarde-noche miles de jerezanos y visitantes se concentran en calles de la ciudad con gran capacidad de aforo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios