Jerez

Sergio Martínez repite como el 'Mejor Enólogo de Vinos Generosos del Mundo'

  • El capataz de Lustau revalida por segundo año el ansiado título del International Wine Challenge

  • Williams & Humbert se hace con el trofeo al 'Vino Fortificado Más Valorado'

El enólogo de Lustau con el trofeo que le acredita como el mejor del mundo. El enólogo de Lustau con el trofeo que le acredita como el mejor del mundo.

El enólogo de Lustau con el trofeo que le acredita como el mejor del mundo.

De tal palo, tal astilla. El desaparecido Manuel Lozano marcó un hito histórico al proclamarse Mejor Enólogo de Vinos Generosos del Mundo durante siete años consecutivos (2009-2015) en el International Wine Challenge (IWC), gesta con la que puso el listón muy alto a su discípulo en Lustau, Sergio Martínez, que apenas un año después del fallecimiento del maestro se alzó con el ansiado galardón de los también conocidos como 'Oscar del vino'.

El secreto de Martínez fue mantener la línea trazada por su antecesor -si algo funciona, mejor no cambiarlo-, filosofía que le ha valido al capataz general de la firma bodeguera jerezana del Grupo Caballero para revalidar el título que ya consiguió el año pasado y que le sirvió como trampolín para ser distinguido en octubre de 2017 como el Mejor Enólogo de España.

La reedición del título es fruto de los formidables resultados logrados en la trigésimo cuarta edición del certamen, en la que Lustau, con 51 medallas en total y 19 de ellas de oro, se erigió en la bodega con más metales dorados del concurso, señala Lustau en un comunicado.

"Es el resultado del trabajo diario de un gran equipo. Este premio es para todos y cada uno de los que trabajamos en Lustau. Seguimos caminando", afirmó Sergio tras recibir el trofeo durante la cena de entrega de premios celebrada el martes en el Grosvenor House Hotel de Londres.

Luis Caballero, presidente de Bodegas Lustau, se enorgullece del premio recibido: "Los resultados de estos dos últimos años avalan el nombramiento de Sergio al frente del equipo de la bodega. Nadie mejor que él para mantener la calidad y el estilo que siempre han definido a Bodegas Lustau".

Los otros dos candidatos al trofeo de Mejor Enólogo del Mundo en la categoría de vinos fortificados, designados por el jurado de la IWC el pasado mes de mayo, eran los directores técnicos de González Byass, Antonio Flores -ganador del título en 2016- y Bodegas Fundador, Manuel José Valcárcel.

La bodega del 'Tío Pepe', que en la edición de este año ha cosechado nueve medallas de oro con sus jereces, también figuraba entre los finalistas al premio 'Campeón de Campeones' -el mejor vino de todo el concurso- con el Cuatro Palmas Amontillado, distinción que finalmente ha recaído en el champagne Piper-Heidsieck Rare 2002.

No acaban aquí los éxitos de los vinos y bodegas del Marco en un certamen que parece hecho a su medida. En la gala de entrega también se dieron a conocer los premios a los vinos más valorados del concurso -IWC Great Value-, en la que el ganador en la categoría de fortificados es 'Booths Manzanilla Sherry' de la firma jerezana Willilams & Humbert.

En reconocimiento a la exitosa trayectoria de Manuel Lozano, la organización del concurso tuvo el gesto de incorporar su nombre al trofeo al mejor vino fortificado -Manuel Lozano Trophy for IWC Champion Fortified Wine- que en la edición de esta año es para 'Justino's Madeira Terrantez 50 Years Old'.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios