Jerez

Las antiguas bodegas Domecq pasan a manos de un grupo japonés

  • La japonesa Suntory se impone a Diageo y compra por 11.765 millones Beam, propietaria de Terry, Harveys, 'Jim Beam', 'Dyc' o 'Larios' Fedejerez cree que es una buena noticia para el jerez

Comentarios 16

El fabricante japonés de bebidas espirituosas Suntory ha alcanzado un acuerdo para la compra por 16.000 millones de dólares (11.765 millones de euros) de la estadounidense Beam, propietaria de las bodegas Terry, Fundador Pedro Domecq y Harveys -antiguas bodegas Domecq- y de marcas como 'Jim Beam', whisky 'Dyc', ginebra 'Larios', brandy 'Juan Pedro Domecq', 'Centenario' y 'Bristol Cream', el jerez más vendido en el mundo.

Las compañías anunciaron ayer que han llegado a un acuerdo definitivo por el que el grupo japonés adquirirá todas las acciones en circulación de la firma norteamericana al precio en efectivo de 83,50 dólares, lo que representa una prima del 25% sobre el precio de cierre de los títulos el pasado viernes, y se hará cargo de la deuda neta de Beam.

La operación, en la que Suntory se ha impuesto a otros competidores interesados como Diageo, ha sido aprobada por unanimidad por los consejos de administración de ambas empresas y se cerrará previsiblemente en el segundo trimestre de 20014, una vez reciba el visto bueno de los accionistas de Beam y la aprobación de los reguladores.

La transacción convertirá a Suntory Holding Limited en el tercer mayor grupo del sector de las bebidas espirituosas, con unas ventas anuales de más de 3.100 millones de euros. El grupo japonés cuenta en su cartera con marcas líderes de whisky en el mercado asiático como 'Yamazaki', 'Hibiki' y 'Bowmore', a las que se unirá el amplio portfolio de Beam, incluidos los vinos y brandies de Jerez.

En España ambos grupos tienen presencia a través de las filiales Beam Spain, tercera compañía del sector de licores en nuestro país con una facturación superior a los 200 millones de euros, por detrás de Diageo y Pernod Ricard; y Schweppes, propiedad de Suntory desde 2009, que ocupa el tercer puesto en bebidas refrescantes, tras Coca-Cola y Pepsico.

Fuera de las bodegas de Beam en Jerez, desde donde remitieron al comunicado conjunto publicado en su web oficial, pocos conocían la existencia de contactos para la venta de la multinacional norteamericana, que aterrizó en el Marco en 2005 junto a Pernod Ricard, con motivo de la adquisición de las bodegas Domecq a la británica Allied Domecq.

Pernod se quedó con la marca Domecq y sus emblemáticos vinos de Jerez, entre ellos las gamas del 'La Ina', 'Río Viejo' y 'Botaína' -hoy en día en manos de Lustau-, los VORS 'Sibarita', '51-1ª', 'Capuchino' y 'Venerable' y los brandies Carlos I y Carlos III, que posteriormente vendió a Osborne. Beam, por su parte, se hizo con las instalaciones bodegueras de Jerez y el Puerto, conservando las marcas Terry, Fundador Pedro Domecq y Harveys, así como el palacio Domecq, que vendió en 2012 a un empresario para la organización de eventos.

Para el presidente de la patronal bodeguera Fedejerez, Evaristo Babé, la entrada de Suntory en el Marco de Jerez es una "buena noticia", ya que "gana dimensión al formar parte de la tercera multinacional en bebidas espirituosas, un grupo que tiene inversiones en España, donde es propietaria de La Casera y ha tenido destilerías y vinos".

A juicio de Babé, "a Jerez le puede venir bien formar parte de un gran grupo que entiende el lenguaje del vino, ya que puede contribuir al salto del vino de Jerez". En este sentido, el presidente de los bodegueros jerezanos, quien cree que los gestores de Beam en Jerez verán respaldada su buena gestión por los nuevos propietarios, recuerda que Suntory y Beam mantenían una buena relación comercial para la distribución por uno u otro de sus productos en Japón y el resto del mercado asiático.

En su comunicado conjunto, el presidente de Suntory, Nobutada Saji, muestra su satisfacción por el acuerdo alcanzado para la compra de Beam, "empresa con un portafolio de marcas líderes a nivel mundial, incluyendo una sólida red de distribución global. Creo que esta combinación creará un negocio con una cartera de productos sin igual en todo el mundo y nos permitirá alcanzar un mayor crecimiento global". Del mismo modo, y para tranquilidad de la plantilla de Beam, Saji señala que "estamos particularmente entusiasmados con la posibilidad de trabajar más de cerca con una excelente dirección y los empleados, quienes jugarán un papel integral en el crecimiento del negocio".

De hecho, en el comunicado se anuncia que el actual presidente y consejero delegado de Beam, Matt Shatock, seguirá al frente junto a su equipo gestor, manteniéndose la sede de la compañía en sus actuales oficinas fuera de Chicago.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios