Iniciativa empresarial

Tú también puedes ser atleta

  • Tres jerezanas y una donostiarra fundan POP, una empresa que ofrece servicios de psicología a particulares y trabajadores basados en la fortaleza mental de los deportistas

Las hermanas Mariana, Clara y Catalina Cortines, en su casa de Jerez. Las hermanas Mariana, Clara y Catalina Cortines, en su casa de Jerez.

Las hermanas Mariana, Clara y Catalina Cortines, en su casa de Jerez. / Manuel Aranda (Jerez)

Su inspiración son los atletas, su fortaleza mental. Un día, durante una conversación en un aeropuerto, antes de un viaje familiar, sobre la importancia de la psicología en las personas, surge la idea. “Andábamos discutiendo sobre la influencia que tenía la estabilidad psicológica y el impacto sobre el rendimiento y productividad, el clima laboral, bajas, rotaciones, absentismo... y el elevado precio que tenían que pagar las empresas ante su desequilibrio y desajuste”, cuenta la jerezana Mariana Cortines, una de las cuatro fundadoras de POP (People-Organizations-Psychology), que ofrece servicios de psicología a particulares y a trabajadores de empresas.

“Sí, efectivamente, nuestra inspiración son los atletas. Ellos, además del entrenamiento físico, tienen una gran preparación psicológica que les permite tener el máximo control sobre aquello que pueda interferirles (inseguridades, impulsividad, miedos, asuntos personales, familiares, de pareja…) tanto en sus entrenamientos como en las competiciones. Nuestra misión era trasladar esta fortaleza mental a las personas y los trabajadores”, añade.

Con su entrenamiento psicológico, las personas entrenan junto a un profesional especializado (psicólogo) aquellos aspectos que necesiten para conseguir un mayor grado de bienestar, mantener al margen aspectos personales impidiendo que estos se entrometan en su desempeño diario y sacarle el mayor partido a su potencial.

“Nuestros objetivos no eran pocos. Queríamos darle a la psicología un enfoque diferente al tradicional. Queríamos que ésta se utilizase como una herramienta que brinda bienestar emocional y desarrollo personal-profesional, y no como un servicio al que se acude únicamente en situaciones críticas. Queríamos servir de referencia para aquellas personas que buscan profesionales de calidad a un precio asequible. Pretendíamos llegar al máximo de la población posible y para ello apostamos por ofrecer las sesiones online, flexibilizando mucho el servicio en cuanto a horarios, desplazamientos, conciliación, etc., ofreciendo la misma eficacia. Para ello, hemos diseñado una plataforma, creando un entorno ideal para llevar a cabo el entrenamiento. Porque en POP lo que nos importa es la persona, su bienestar y su potencial”.

Intentando romper con el estigma de ver la psicología como ‘brujería’ o algo poco científico, diseñaron una metodología para llevar a cabo los entrenamientos. A través de cinco circuitos (autoconocimiento, autocontrol, motivación, empatía y habilidades sociales), que son los pilares de la inteligencia emocional, la persona puede trabajar las áreas de su vida que le interesen (aspectos personales, laborales, familiares, sociales, de pareja y salud).

“Nos alegra ver que poco a poco, la psicología va haciéndose cada vez más hueco en la sociedad, pero aún nos queda mucho camino por recorrer… Hoy parece normal que una persona tenga su entrenador personal o su nutricionista, sin embargo, la psicología continúa teniendo mucho estigma y con POP queremos contribuir a erradicarlo”.

Las fundadoras de la empresa son las hermanas Mariana, Clara y Catalina Cortines; y Elena Rapún. “Por eso de ser hermanas, al principio nos reíamos tomándonoslo a broma. Comentábamos que teníamos el equipo perfecto dentro de casa para llevar la idea adelante: Mariana, psicóloga sanitaria, que sería la coordinadora y formadora del equipo de psicólogo; Clara, psicóloga especialista en recursos humanos, para introducirlos en las organizaciones, y Catalina, consultora de estrategia de negocio, para hacer la idea viable y llevarla a cabo. Entusiasmadas con ello, rápidamente, se nos vino Elena a la cabeza, consultora de transformación digital y gran amiga nuestra, para convertir nuestro producto en algo sexy y atractivo para la sociedad. La unión que se crea en torno a la idea, la pasión y la ilusión de hacer algo nuestro es algo que nos ha motivado muchísimo a lo largo del camino”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios