Jerez

Los contratos caen un 3% en 2019 y empañan la buena campaña de Navidad

  • Jerez pone fin a seis años consecutivos de subida de la contratación con cerca de 122.000 altas en los últimos doce meses

  • El repunte del mes de diciembre no evita el descenso anual

Trabajadores en la planta de embotellado de una bodega de Jerez. Trabajadores en la planta de embotellado de una bodega de Jerez.

Trabajadores en la planta de embotellado de una bodega de Jerez. / Miguel Ángel González

Un buen mes no arregla un mal año. El tirón de la campaña navideña –zambombas incluidas– tuvo reflejo en la contratación de diciembre, que alcanzó las 10.132 altas laborales tras un aumento del 7,3% respecto a noviembre y de cerca del 4% en relación al mismo mes del año anterior. Pero el retroceso en el conjunto del año, que se salda con cerca de 122.000 contratos y un descenso del 3% frente a 2018, empaña el dato anterior.

El mercado laboral jerezano pone fin a seis años consecutivos de subida de la contratación, tendencia que se inició en 2012 cuando en el acumulado de enero a diciembre apenas se computaron 84.796 altas, el mínimo de la serie histórica hasta la fecha.

Y aunque el año pasado se firmaron del orden del 44% más de contratos que en 2012, antes del estallido de la crisis, en concreto en 2006, la ciudad se movía en torno a las 126.000 contrataciones, casi el doble de las registradas seis años después.

Jerez se mantiene, en todo caso, por encima de los 10.000 contratos de media mensuales, sólo que el 72% corresponden al sector servicios, marcado por la precariedad y la temporalidad, mientras que la industria, que se identifica con el empleo estable y de más calidad, apenas representa el 6,4%.

Paradójicamente, la industria es el único sector productivo que logra un aumento de contrataciones en el último año, con un volumen de 7.760 en su particular registro y el 2,94% más. Los contratos de los servicios, por su parte, caen un 2% con 87.783 altas totales.

La construcción sufre la mayor bajada relativa del último año, en concreto del 10,2%, con menos de nueve mil contrataciones en su haber, mientras que la agricultura, que cierra el año por encima de las 17.600 contrataciones, se desploma un 7%.

El promedio de contratos diarios de 2019 es de 334, diez menos que los alcanzados un año antes, lo que evidencia la desaceleración en la recuperación del mercado laboral jerezano iniciada en el ecuador de la crisis financiera-económica (a partir de 2012-2013).

El año pasado también se puso freno al crecimiento de los contratos indefinidos experimentado en los últimos ejercicios. En concreto, de enero a diciembre de 2019 se firmaron 5.244 contrataciones sin fecha de caducidad previa frente a las 5.388 del 2018, lo que supone un retroceso del 2,6%. Cabe destacar, no obstante, que el año pasado se alcanzó el máximo de la última década en este apartado.

El dominio de la contratación vinculada al sector servicios tiene reflejo en la temporalidad, que afecta al 98,7 de las altas totales (120.386) tras un incremento del 3,2% en el conjunto del último año.

El avance más significativo de 2019 guarda relación con la evolución de los contratos por sexos, ya que las mujeres recortan distancias respecto a los hombres, que no obstante siguen beneficiándose de la mayoría de los contratos, en concreto cerca de 70.000 frente a los poco más de 52.000 de las primeras.

Ahora bien, mientras que la contratación masculina experimenta en el último ejercicio un descenso del 6,8%, la femenina salva el año con un repunte del 2,4%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios