Geli Sánchez | Presidenta de la Flampa “La gente ha comprobado que la Flampa es algo necesario”

  • Después de cuatro años al frente de la federación, la antropóloga abandonará el cargo el próximo septiembre

  • Atrás queda su labor constante y reivindicativa por la escuela pública

Geli Sánchez posa para Diario de Jerez en el IES Seritium, a cuya ampa ha pertenecido durante los últimos años.

Geli Sánchez posa para Diario de Jerez en el IES Seritium, a cuya ampa ha pertenecido durante los últimos años. / Pascual

–¿Qué balance hace de lo que ha sido esta etapa en la Flampa?

–Estoy muy contenta. Ha sido un trabajo muy bonito, sobre todo por el hecho de intentar acercarte a la gente y que ellos sientan que tú estás con ellos. No ha sido fácil, porque al principio todo estaba muy disperso pero afortunadamente hemos creado grupos de trabajo que han permitido funcionar estupendamente. Es una red que se ha ido tejiendo y que espero que continúe. Te digo un ejemplo, el otro día nos invitaron a un encuentro enSevilla para participar como institución de referencia. Eso quiere decir que el trabajo que hemos hecho, no ha pasado desapercibido.

–¿Se implican los padres y madres en las ampas?

–Sí que se implican. Aún así hay dos niveles, las ampas de los colegios y las ampas de los institutos. En los coles la gente se implica más, pero aún así falta participación; y en los institutos, menos. Es importante que las familias vean que las ampas tienen un valor fundamental en las comunidades educativas, porque no sólo es reivindicar, es construir como parte de estas comunidades. Veo que a veces la gente habla de todo o nada, y no es eso, a lo mejor un pequeño granito de arena es igual de importante.

–Ahora que se ha hablado de la climatización, ¿qué piensa la Flampa sobre la política realizada en este sentido?

–La climatización es una de las asignaturas pendientes. La ley volvió a aprobarse con el cambio de gobierno en la Junta y ahora hay que ver cómo la ven a llevar a cabo. Parece ser que hay un presupuesto, en el que también entra la escuela concertada, y está por verse qué análisis o estudio se va a hacer en los centros, porque tenemos, por ejemplo, lo que ha pasado en el Álvar Núñez con el tema de los ventiladores, que no había permiso, que sí... La mayoría de centros no están acondicionados y claro, al final somos las ampas o las familias las que arreglamos lo que la Junta no hace. Está claro que eso lo entiendo, y yo lo haría también por el bien de un hijo, pero no debemos hacerle el trabajo a la administración.

–Los recortes de líneas han sido otro caballo de batalla de la Flampa, el último el del Nebrija...

–Sí, pero afortunadamente con el tema del Nebrija han dado marcha atrás. Es cierto que en Jerez se han quitado muchas líneas en tres años porque la natalidad ha bajado, por eso no estaría mal que se aprovechara esta circunstancia para bajar la ratio. Nos da miedo que siempre se recorte en las líneas de los centros públicos. El otro día leía una entrevista al ministro de educación de Portugal donde resaltaba que eran servidores públicos y como tal tenían que defender la pública. Eso me da envidia, porque aquí debería ser así también. Nosotros vamos a seguir defendiendo la escuela pública.

–¿Cambiará la filosofía de los comedores por parte de la Junta?

–Se ha dicho que iba a haber cambio, pero a nosotros, con la plataforma creada en defensa de los comedores, no se nos ha informado. Es igual que con los estudios que se hicieron cuando salió todo el tema de la empresa Aramark, que no han salido los informes, y la mayoría de ampas no tienen esa información, cuando debería ser al revés. Tampoco sabemos si Aramark tuvo algún tipo de sanción o se ha dado como positivos los servicios y la comida que se ha ofrecido. No hay transparencia.

–Se habla de apoyar en los comedores a las empresas locales...

–Sí, pero pasa igual que con lo anterior, se ha hablado de fomentar las empresas locales de comedor, pero no hemos visto nada, ni sabemos cómo se va a plantear en un pliego de condiciones.

–La última denuncia de la Flampa tiene que ver con las barreras arquitectónicas...

–Es otro de los temas con los que hemos terminado el curso, denunciando lo que ocurre en el IES La Granja, y con los que vamos a seguir el año que viene porque hay muchos más centros que tienen barreras arquitectónicas. Tampoco ayuda esa disyuntiva sobre lo que pertenece a la administración local y lo que pertenece a la Junta. Se debería reformar y remar todos juntos, porque hay determinados centros que necesitan obras considerables, tienen más de 50 años.

–¿Se arreglará algún día el tema de la falta de personal en las necesidades educativas especiales?

–Este año hemos peleado mucho por eso, pero es un problema que surge cada vez que arranca el curso. Faltan monitores, profesorado de audición y lenguaje, el tema de los Pedagogía Terapéutica....y siempre afectan a las necesidades educativas especiales. La Junta debe apostar por ello, pero no lo hace, veremos a ver qué ocurre este año.

–Han luchado por la terminación del nuevo instituto de La Granja, ¿qué es lo último que saben?

–Lo último que sabemos es que ya están viendo el mobiliario, al menos eso le han anunciado al ampa, e incluso han fijado el día 16 de septiembre como la fecha de inicio del curso en el nuevo instituto. De todos modos, como hemos dicho siempre, hasta que no lo veamos...Llega un mes muy malo, sobre todo por los permisos, pero bueno, confiemos en la palabra del consejero Javier Imbroda hace unas semanas.

–¿Desaparecerán algún día las prefabricadas?

–Eso esperamos. Está claro que con el nuevo instituto algunas desaparecerán pero hay otras que lo veo difícil porque, por ejemplo, como pasa en el IES Lola Flores, se hizo un edificio de aulas nuevo pero muy pequeño, y si quitas las prefabricadas, no caben los alumnos. Veremos, aunque vamos a seguir luchando por una educación pública de calidad.

–Los datos de la FP siguen al alza, ¿qué opina la Flampa de ello?

–Que es una buena noticia para todos. Sin embargo, creemos que debería haber un análisis de la realidad de la FP en Jerez para ver las necesidades del mercado de trabajo. Desde Marea Verde se entregó un informe y no se ha tenido en cuenta. Es cuestión de hacer las cosas con sentido.

–A nivel local, la relación Educación-Flampa ha funcionado...

–En esta legislatura se han hecho cosas en los coles, pero está claro que el mantenimiento no se debe dejar. También esperamos que el tema de los porteros se solucione por fin.De cualquier modo, la relación con el Ayuntamiento ha sido fluida, tanto con la delegada como con los técnicos enEducación. Hemos podido dialogar y solucionar las cosas. El otro día tuvimos una primera reunión con el nuevo delegado, a petición suya por cierto, y le comentamos que las ampas querían conocerlo. Hay predisposición y eso es importante.

–¿Le preocupa que no haya continuidad una vez que se vaya?

–Sinceramente no. La gente que va a seguir, va a continuar el trabajo. No será ni mejor ni peor, será diferente. Nadie es imprescindible. Creo que se ha quedado un caldo de cultivo, en el que la gente ha comprobado que es importante tener una institución como la Flampa.

–¿Qué conclusión personal saca Geli Sánchez de esta experiencia?

–A mí me ha abierto la mirada. Yo vengo de los movimientos sociales, y las ampas son diferentes porque en las ampas hay diversidad, diversidad de opiniones, diversidad de ideología, diversidad de todo. Entonces, sentarte en una mesa a trabajar de gente que piensa distinto a ti, es muy bonito. A mí personalmente me ha ayudado mucho.

–¿Cuándo habrá nuevo presidente o presidenta en la Flampa?

–El 16 de septiembre tenemos una reunión para elegir a los nuevos. Después, yo voy a seguir con mi camiseta verde puesta como una madre más.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios