Jerez

El hospital habilitó 20 camas de reserva por el colapso de Urgencias

  • La delegada de Salud reconoce que hubo un "pico" de pacientes pero que se actuó con rapidez

La delegada territorial de Salud, Miriam Alconchel, restó ayer importancia al colapso que sufrió este martes el área de Urgencias del hospital de Jerez. Tras los problemas por la falta de camas, aseguró que "como ya aclaramos el otro día, estamos en un periodo de baja frecuentación y se hace un plan de vacaciones teniendo en cuenta la experiencia de otros años y que baja el número de pacientes". No obstante, Alconchel reconoció que "es verdad que se ha producido un pico, sobre todo debido a que pacientes pluripatológicos ya que muchas veces, en cambio de tiempo y determinadas situaciones, se descompensan y es verdad que ha habido este pico".

En este sentido, la delegada territorial insistió en que "nosotros precisamente el lunes pues dijimos que en un plan de vacaciones las camas de reserva no están cerradas, no son camas que desaparecen, ya que son camas que se habilitan en un momento dado para poder atender la demanda, por supuesto, con los profesionales que puedan atender esa demanda". En este caso, señaló que "se han abierto 20 camas más precisamente debido a este pico". A su juicio, "lo importante es que el 90% de los pacientes que necesitaban y requerían ingreso han ingresado en el tiempo medio en el que está establecido y toda la actividad quirúrgica se ha mantenido y no se ha visto afectada". La responsable de Salud en la provincia subrayó que esto demuestra "justamente lo que decíamos, un plan de vacaciones se hace no solo para compaginar el derecho de los trabajadores a tener vacaciones supliendo, sino por la baja frecuentación y la bajada de pacientes que acuden al hospital, más la facilidad de programar la actividad quirúrgica teniendo en cuenta la cirugía mayor ambulatoria pues permite menores tiempo de estancia". Igualmente, recordó que toda esta planificación se realiza también "de cara a la reformas necesarias en el hospital y se aprovecha esta bajada de pacientes en el periodo estival". "Una de las reformas que se está realizando es el arreglo de cubiertas en el Materno-Infantil y también hay obras en Digestivo y Neumología, para triplicar la asistencia a pacientes posteriormente", añadió. Por último, Miriam Alconchel reconoció que se pueden producir "incomodidades para los pacientes, en un momento dado, ya que no ingresan en la planta que le correspondería porque se habilitan las camas donde hay espacio y no en su lugar habitual".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios