Centro histórico

Las obras de plaza San Juan se reanudarán en breve, pero no se extenderán a calle Francos

Tramo de plaza de San Juan y calle Oliva cuyas obras de reurbanización quedaron paradas hace meses.

Tramo de plaza de San Juan y calle Oliva cuyas obras de reurbanización quedaron paradas hace meses. / Miguel Ángel González

Antes del verano, se retomarán las obras de reurbanización de la plaza de San Juan y calle Oliva, unos trabajos que llevan paralizados desde el pasado mes de octubre por las discrepancias surgidas con la empresa que el Ayuntamiento de Jerez había contratado. Ahora bien, el proyecto, tal y como estaba inicialmente contemplado, no se ejecutará sino que se ha reformado y dividido para hacerla en tres tramos, aunque no se intervendrán en todas las calles inicialmente previstas.

La reurbanización de la plaza de San Juan y calle Oliva era la primera fase de una actuación más ambiciosa que fue contratada por el Ayuntamiento en 2022 que incluía una mejora del eje que comenzaba en la calle Tornería y continuaba por la plaza Rafael Rivero, plaza de San Marcos, Padre Rego, Compañía, Francos y plaza de San Juan para concluir en Oliva. Para ello, la Delegación de Urbanismo redactó un proyecto unificado para esta intervención y la licitó aprovechando la concesión de unos fondos europeos.

Sin embargo, los problemas con la constructora empezaron cuando aún se estaba ejecutando el primero de los tramos (la comprendida entre la plaza de San Juan y calle Oliva), que quedó paralizado, sin que se iniciase la intervención en el resto. Así, tras procederse a tramitar la rescisión del contrato, se ha tenido que modificar el proyecto originario y dividirlo, al menos por ahora, en tres, que se contratarán y ejecutarán por separado. No obstante, la falta de ejecución del proyecto fue objeto de pelea entre el actual gobierno y el anterior donde no faltaron los intercambios de reproches sobre la responsabilidad en la paralización de esta actuación.

Ahora bien, no se reurbanizarán los aproximadamente 600 metros de calles incluidos en el primer proyecto, sino que se harán tres tramos que tienen una longitud aproximada de 200 metros. Así, no se intervendrá, al menos por el momento, en el tramo comprendido entre la Iglesia de San Marcos y la plaza de San Juan (que incluye Compañía y Francos).

Fuentes municipales señalan que el motivo es que esta actuación está financiada mayormente por unos fondos europeos que establecen que esta intervención debe estar concluida antes de que acabe el año. De hecho, ya disfrutan de una prórroga de un año que concedió el Ministerio de Transportes, administración que concedió la subvención. Por lo tanto, se ha procedido a licitar ahora las actuaciones que darán tiempo en este periodo –el Ayuntamiento tiene poco más de siete meses para adjudicar los trabajos y ejecutarlos-.

Así, por un lado, se ha iniciado el proceso de licitación para concluir las obras entre calle Oliva y plaza de San Juan. Esta intervención, que tendrá un plazo de cinco meses, tiene un presupuesto aproximado de 264.000 euros.

Mientras tanto, se ha realizado un segundo proyecto (desglosado) para intervenir entre la calle Tornería y la parte del tramo rodado de la plaza Rafael Rivero. Queda fuera de la intervención la parte de la plaza peatonal que actualmente sirve de terraza para varios locales hosteleros de esta zona del centro de la ciudad. Este tramo tendrá un coste de 202.000 euros y también un periodo de ejecución de cinco meses.

Y, finalmente, se ha licitado un tercer desglosado para la plaza de San Marcos, concretamente el tramo que discurre entre Rafael Rivero y el callejón de acceso a la plaza de Nuestro Padre Jesús de la Sagrada Cena, a espaldas de la iglesia. Para la reurbanización de este tramo de poco más de 60 metros se ha previsto un presupuesto de casi 170.000 euros y un plazo de ejecución de cinco meses.

En todas estas actuaciones, el pavimento será de adoquín y de solería de granito, donde las zonas peatonales y de paso de vehículos coexistirán a una misma altura (plataforma única), una estética similar a la ya realizada en otros puntos del centro histórico. Ahora bien, en el entorno de la Iglesia de San Marcos se sustiuirá el singular pavimento de piedras por adoquines y baldosas.

Las tres reurbanizaciones se realizarán en paralelo a una que ya está en marcha en este mismo eje, aunque en sus dos extremos (el entronque de Tornería con la Alameda Cristina y en la calle Oliva en su entronque con Muro), unos trabajos financiados por la Diputación Provincial de Cádiz.

Obras subvencionadas por fondos europeos concedidos por el Ministerio de Transportes

Fue en 2022 cuando el Ministerio de Transportes concedió una subvención de unos 2,6 millones de euros de un programa para la implantación de zonas de bajas emisiones con cargo a fondos europeos adscritos al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia. Así, entre las actuaciones planteadas por el anterior gobierno municipal fue la reurbanización de este eje del centro histórico. 

Sin embargo, los problemas durante la ejecución de esta obra comenzaron desde el principio cuando, para empezar, la empresa alegó que habían aparecido conducciones en el subsuelo en la plaza de San Juan que no estaban recogidas en el proyecto, una circunstancia que agravó el retraso que ya de por sí el retraso que llevaba la obra. Los problemas con la constructora se extendieron al actual mandato cuando en octubre esta firma decidió paralizarla y renunció a continuar. 

La delegada de Urbanismo, Belén de la Cuadra, señaló que con esta licitación "damos por finalizadas" esta primera interveción que "se ha visto afectada por el incumplimiento grave del contrato por parte de la empresa adjudicataria, que dejó abandonadas las obras, como confirmó el Consejo Consultivo de Andalucía en el dictamen que le solicitamos desde el Ayuntamiento, dentro del procedimiento de resolución del citado contrato”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios