Sucesos

Un jerezano denuncia que le roban 2.600 euros por Internet desde Malta

  • Los estafadores utilizaron el dinero robado para comprar criptomonedas

Un agente de la UDEV de Jerez investiga delitos informáticos en su ordenador de la comisaría.

Un agente de la UDEV de Jerez investiga delitos informáticos en su ordenador de la comisaría. / Manuel Aranda

Un jerezano ha sido víctima de una estafa que ha provocado que haya perdido casi 3.000 euros de su cuenta bancaria. Según ha podido saber este medio, los hechos acaecieron el pasado 6 de junio cuando Manuel C. C. recibe en su teléfono móvil la información que de que 2.500 euros han sido pagados desde su cuenta corriente a través de un movimiento en su tarjeta. En un principio ese movimiento resultó nulo pero asustado ante la posibilidad de que se le estuviera robando telefoneó a VISA para advertir de estos hechos. “Corriendo llamó al número de la tarjeta y habló con una operadora de Barcelona. Hablando con ella se le solapa que le han quitado 2.680,66 euros”, destaca Miguel R. F. asesor fiscal y amigo del estafado. “No se preocupe, pida cita en su oficina de Jerez. Fue entonces cuando hablamos con la directora de la entidad bancaria, quien a través de una persona llamada Pablo nos informa que lo que ha sucedido es que han utilizado los datos de la tarjeta para realizar una compra de criptomoneda desde Malta, denunciamos a la Policía Nacional de forma inmediata”.

En la sede policial los agentes preguntaron a Manuel C. C, si en alguna ocasión había estado en la isla mediterránea de Malta, algo que el afectado negó en todo momento, así como si en alguna ocasión había utilizado los datos de su tarjeta en Internet, a lo que la víctima destacó que es una persona “que jamás se han sentido segura con ese tipo de transacciones electrónicas”, señaló a este medio Miguel R. F.

La aseguradora de la tarjeta se ha desentendido y no se hace cargo del daño

Ante esta situación, Manuel C. C. inicia las acciones necesarias para la recuperación de su dinero recibiendo una comunicación de la aseguradora de la tarjeta en la que ésta se desentiende diciendo “que no se hace cargo de dicho dinero”. Igualmente ha recibido una carta en la que se insta a que reclame ante el Banco de España este robo de efectivo en sus ahorros a través de los datos de su tarjeta bancaria.

Decenas de correos electrónicos y de documentos escaneados han sido remitidos desde entonces a la entidad bancaria, narrando este robo de efectivo de más de 2.600 euros. En estos momentos, camino de dos meses después de que se produjeran los hechos delictivos, Miguel R. F destaca que “la sensación que tenemos es de absoluta indefensión por todos lados, estamos hartos de enviar documentos narrando lo que nos ha ocurrido y seguimos sin obtener respuestas convincentes”.

El caso, vista la actual situación, acabará a buen seguro con acciones judiciales tanto contra la entidad bancaria como contra la aseguradora de la tarjeta “lo que nos costará dinero además de haber sido víctimas de esta estafa”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios