Jornadas sobre el exilio republicano Los "semidioses" de La Nueve

  • R. S. Coale habla de la imagen que los españoles de la División Leclerc tenían en Francia y la presencia en ella de algunos jerezanos

Francisco Camas, Francisco de la Rosa y Robert S. Coale, en la conferencia de ayer. Francisco Camas, Francisco de la Rosa y Robert S. Coale, en la conferencia de ayer.

Francisco Camas, Francisco de la Rosa y Robert S. Coale, en la conferencia de ayer. / Manuel Aranda (Jerez)

“Cuando llegaron los rebeldes de Franco y ocuparon Jerez, mi padre me dijo que tenía que marcharme enseguida y me ayudó a escapar. El no quiso venirse y poco después lo fusilaron. Según un tío mío, antes de morir dijo: “A mí me van a fusilar pero a mi hijo no lo cogerán nunca”. Y no me cogieron”.

Manuel Lozano ‘Pinto’ (Manuel Pinto Queiroz-Ruiz) era muy joven y se hizo mayor a la fuerza. Esta es sólo una parte del testimonio completo que ofrece Manuel en el libro de Evelyn Mesquida ‘La Nueve. Los españoles que liberaron París’. Párrafos que no tienen desperdicio.

Al menos dos jerezanos pertenecieron a la División Leclerc, compañía blindada de la segunda división del ejército de la Francia Libre, dirigida por dicho general, conocida popularmente como ‘La Nueve’. Miles de republicanos españoles se integraron en ella para combatir al nazismo. Siempre con la esperanza de que después de ello Francia y los aliados les ayudasen a derrocar a Franco, algo que nunca ocurrió.

La imagen que los españoles proyectaban allí y la imagen que los franceses tenían de ellos durante la campaña de la liberación de Francia de Hitler fue el tema que el profesor norteamericano Robert S. Coale ofreció ayer en el Alcázar, con su conferencia ‘La Nueve y los españoles en la División Leclerc’, enmarcada en las jornadas sobre el exilio republicano, que organiza el Ayuntamiento en colaboración con la Universidad de La Sorbona, con motivo del 80 aniversario de la finalización de la guerra civil española. Coale calificó esta iniciativa “como muy positiva.

Y es que se da el caso de que hubo dos españoles de Jerez en la División Leclerc. Y como mi especialidad es estudiar la presencia de los españoles en el ejército francés libre, pues nos vienen muy bien estas jornadas porque puede que hubiera más de dos jerezanos en dicha División, en la que hubo bastantes más andaluces”.

“Ponían nombres españoles a su vehículos blindados y llevaban banderitas republicanas pequeñitas, esa es una de las imágenes. Luego estaba la que resultaba de la propaganda franquista de “rojos”, “sanguinarios”, “matahermanas” que no son verídicas, pero en el contexto social tenían esas imágenes de buenos combatientes y la mala de rojos españoles de los que no te podías fiar”.

También está la imagen de los jóvenes franceses que integraron la División y que sustituían a los heridos y muertos, “para ellos, estos españoles eran como semidioses, les enseñaban, eran valientes, pícaros y se cuidaban como buenos hermanos”. Una compañía de choque de unos 180 españoles, dentro de una División de unos 12.000 hombres.

Una historia “no tan conocida (la de ‘La Nueve’) y no por falta de textos, porque ya en los 70 Eduardo Pons publicó ‘Republicanos españoles en la segunda Guerra mundial’, y en 1969 Antonio Vilanova editó ‘Los olvidados’ sobre los españoles en la Resistencia, en el ejército soviético, británico, norteamericano... Parece que desde entonces la gente no quería saber. Y yo, más allá de los homenajes, lo que quiero es estudiar pormenorizadamente a estos exiliados, lejos de descripciones superficiales y errores imperdonables”. Así, hizo, por ejemplo, un repaso por algunas de las fotografías que han sido retocadas con intencionalidad de aquella entrada en el París ocupado de la División en agosto de 1944. Y recordó que la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, de origen gaditano, “fue quien empezó a homenajear a los españoles en la División Leclerc. Desde hace unos años se habla más de ellos”.

“Nací en Jerez de la Frontera el día 14 de abril de 1916. Mi familia era de allí. Mi madre murió cuando yo tenía 5 años. Cayó enferma, le salieron unos bultos y no pudimos hacer nada para curarla porque no teníamos dinero. Sólo recuerdo de ella que poco antes de morir me dijo: “Haz caso de tu padre, Manuel, escúchalo siempre”. Mi padre era anarquista. Un hombre muy serio, muy buena persona y muy anticlerical. Era camarero. En Andalucía había muchos anarquistas”.

Manuel Lozano ‘Pinto’ iba en el primer vehículo del destacamento de la División, mandado por el capitán Dronne, que entró en París. “La gente se sorprendía mucho cuando nos oía hablar. No paraban de abrazarnos y besarnos. Aquello fue algo extraordinario. Dos días después, cuando el general De Gaulle desfiló por los Campos Elíseos, nosotros fuimos los que le servimos de escolta. A muchos militares franceses esto no les hizo ninguna gracia”, relata Pinto en el libro de Mesquida.

El Ayuntamiento de Jerez rendirá un homenaje hoy, a las 12 horas, con el descubrimiento de una placa en la calle Palma, 6, donde nació Pinto.

Pero Manuel Lozano es el más conocido. También luchó en la División el jornalero jerezano Miguel Sánchez, de quien Coale tiene una foto. Fue herido dos veces, antes y después de París. Sobrevivió a la guerra, se fue al sur de Francia y ya nada se supo de él.

Hoy miércoles, a las 20 horas, en el Alcázar, las jornadas continuarán con el historiador Benito Bermejo, que hablará de los españoles en los campos de concentración nazis. En la Sala El Molino del Alcázar permanece abierta la exposición sobre Juan Negrín.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios