Jerez

El 'talent show' taurino de Juan José Padilla

  • El jerezano, nombrado director artístico del Centro de Alto Rendimiento Taurino de México, dirigirá en marzo desde ese país un concurso entre 60 novilleros de todo el mundo

Juan José Padilla toreando con el traje charro típico de México que le regaló Vicente Fernández. Juan José Padilla toreando con el traje charro típico de México que le regaló Vicente Fernández.

Juan José Padilla toreando con el traje charro típico de México que le regaló Vicente Fernández.

Juan José Padilla se retiró de los ruedos en diciembre de 2018 como consecuencia de las graves lesiones que padece. Sin embargo, no sólo no se ha retirado del mundo de los toros sino que desde hace un tiempo ejerce como apoderado del novillero pacense Manuel Perera. Desde Badajoz, donde se encuentra estos días tentando con él en casa de Antonio Ferreras y de El Juli, el jerezano explica a este Diario cómo ha sido su reciente designación como director artístico del Centro de Alto Rendimiento Taurino (CART) de México y cómo será el concurso que comenzará el 1 de marzo en este país y del que será el máximo encargado.

"Voy a estar al frente de una de las primeras empresas taurinas del mundo, Casa Toreros, y para mí es un reto y una responsabilidad", comenta Juan José Padilla, que estará 60 días seguidos 'encerrado' en una finca con 60 novilleros de 18 a 25 años (cuatro de ellos mujeres) seleccionados entre 150 aspirantes y llegados de ocho países del mundo: México, España, Portugal, Francia, Venezuela, Colombia, Ecuador y Perú. De ellos, cuatro llegarán desde la provincia de Cádiz, dos jerezanos, un chiclanero y un tarifeño: Cristóbal Reyes, Rafael Camino, Christian Parejo y Salvi García.

Aspectos básicos del concurso que dirigirá Padilla. Aspectos básicos del concurso que dirigirá Padilla.

Aspectos básicos del concurso que dirigirá Padilla.

El concurso tiene como objetivo, en palabras del 'Ciclón de Jerez', "lanzar a los jóvenes para que sean figuras del toreo, que tengan esa oportunidad, y formarles teórica y técnicamente, como toreros pero sobre todo como personas".

Padilla contará con el apoyo de cuatro matadores de toros y será el responsable de coordinar y supervisar los cuatro grupos de 15 novilleros que se formarán. "Es como un 'talent show' en el que convivirán todos juntos en la finca de Pablo Moreno en Zapopán (Guadalajara, México) con profesores, preparadores físicos, nutricionistas, equipo médico..."

A partir de la cuarta semana de concurso, habrá una eliminatoria que se realizará empezando en un tentadero. De los 60 quedarán 25 y en la novena semana se celebrará la final, de la que saldrán los seis ganadores que disfrutarán de una novillada por varios países del mundo, además de otros premios.

Juan José Padilla vestido con el traje charro que le regaló Vicente Fernández. Juan José Padilla vestido con el traje charro que le regaló Vicente Fernández.

Juan José Padilla vestido con el traje charro que le regaló Vicente Fernández.

El diestro jerezano quiere dejar muy claro que él en ningún momento se pondrá delante de un toro "ni siquiera de una becerra" porque "sería una irresponsabilidad". Admite hoy que llegó muy tocado al final de su temporada de despedida y asegura que desde diciembre de 2018 no ha vuelto a ponerse delante de un animal ni para dar un simple pase.

Es más, adelanta que cuando regrese de México, ya en mayo, tiene cita con los doctores para una nueva intervención que mejore su oído y su equilibrio. "Me retiré sin estar en plenas facultades, no lo hice público porque intenté salvar la temporada hasta el último momento pero ahora sería una imprudencia grande ponerme delante de un toro o una becerra siquiera porque mis facultades no me lo permiten", insiste.

Juan José no sabe si ha sido elegido para este cargo y para este concurso por su más que demostrada capacidad de superación ante la adversidad: "Si mi trayectoria personal y profesional sirve para transmitir esos valores a los jóvenes, para mí es un honor y un orgullo", indica.

A pesar de su larga trayectoria toreando en plazas de todo el mundo, nunca había estado 60 días seguidos fuera de España, si bien considera que "esto es distinto". "Antes entre festejo y festejo estaba días de descanso y esto es mucho más intenso, el tiempo se pasará más rápido", explica, al tiempo que comenta que su familia se quedará en casa y no viajará con él. El diestro jerezano es todo un ídolo en México, país al que ha acudido durante 25 años "y es una tierra que significa mucho para mí y a donde siempre llevo a Jerez por bandera".

"¿Por qué no se ha hecho este concurso en España? Pues porque en México se han adelantado, han visto el proyecto claro, lo han madurado y han dado el paso adelante, pero igualmente se podría celebrar también en España porque tenemos todos los elementos básicos para ello".

En estos momentos se ultiman los contactos con varias productoras de televisión para que este 'talent show' taurino pueda ser seguido en todo el mundo. "Cuando se toque diana, será como vivir en un cuartel", comenta Padilla, "con unos horarios muy estrictos y jornadas muy intensas en las que habrá entrenamientos físicos, clases teóricas y prácticas, vídeos, videoconferencias con figuras del toreo y empresarios, tiempo para la lectura y todo lo necesario para formar y reforzar los valores que transmiten nuestra cultura como la disciplina, el respeto, la tenacidad, el esfuerzo y la fe".

Juan José Padilla considera que esta nueva experiencia le está trayendo, a sus 47 años, muchos recuerdos de la infancia y por eso cuando se le propuso este nuevo reto se puso en contacto con uno de sus maestros en la escuela de la Diputación Provincial, Luis Parra 'Jerezano' (el otro fue Rafael Ortega), "y le presenté humildemente este proyecto que me ha animado a emprender".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios