Jerez

La Junta vuelve a valorar el traslado de la Estación de Viticultura al PTA de Jerez

  • El futuro del servicio, que sufre el abandono de la Junta, depende del proyecto del Centro Andaluz del Vino, aún en fase de estudio

  • La Consejería de Agricultura retoma la mudanza al parque tecnológico, que parecía descartada por el concurso de acreedores que afecta a sus edificios públicos

Los depósitos de la Estación de Viticultura para la experimentación con vinos tintos llevan casi una década sin uso.

Los depósitos de la Estación de Viticultura para la experimentación con vinos tintos llevan casi una década sin uso.

El futuro del Laboratorio Agroalimentario y Estación Enológica depende directamente del desbloqueo del Centro Andaluz del Vino (antes Centro Tecnológico y de Innovación del Vino), proyecto aprobado por la comisión de participación de la Iniciativa Territorial Integrada (ITI) y que hasta cuenta con consignación en los presupuestos andaluces, pero que sigue en fase de estudio según la última respuesta parlamentaria al respecto facilitada por la consejera de Agricultura, Carmen Crespo, el pasado mes de diciembre.

Según la información recabada por este medio al hilo de la denuncia sobre el estado de abandono en el que se encuentran las instalaciones y equipamiento de la antigua Estación de Viticultura y Enología de la calle Córdoba, la Consejería de Agricultura vuelve a barajar la posibilidad de trasladar los servicios del ahora denominado Laboratorio Agroalimentario y Estación Enológica de la calle Córdoba al Parque Tecnológico Agroalimentario (PTA de Jerez).

La operación se enmarcaría en el proyecto del Centro Andaluz del Vino, un proyecto de ida y vuelta que lleva más de una década y media coleando y para el que el actual ejecutivo de Juanma Moreno anunció su reubicación en los terrenos de la calle Córdoba, si bien ahora se vuelve a plantear su posible localización en el parque tecnológico, que parecía ya descartado por los problemas derivados del concurso de acreedores de la sociedad gestora del PTA, que afectan a los edificios del contenedor de empresas y al diseñado específicamente para el centro del vino.

El posible cambio de ubicación se produce tras las mediciones realizadas el año pasado en la Estación de Viticultura en las que pudieron comprobar el estado de unas instalaciones construidas en los años setenta y que presentan deficiencias estructurales.

Según fuentes del gobierno andaluz, la opción de invertir en la calle Córdoba pasaba por dotar de nuevo contenido al centro, ya que el modelo de laboratorio dedicado en exclusiva al vino no tiene mucho sentido y precisa incorporar la rama de la investigación.

La Junta no ve sentido a invertir en un laboratorio dedicado sólo a analizar muestras de vino sin dotarlo de más contenido

No en vano, las mismas fuentes admiten que el Laboratorio Agroalimentario, donde ya no se realizan pruebas de alimentos, tierra, plantas y agua, ha ido perdiendo la confianza del sector bodeguero, que paulatinamente ha dejado de requerir sus servicios para acudir a instalaciones privadas por los problemas de funcionamiento que arrastra desde hace tiempo el centro, a los que se unió la jubilación del anterior director, José María Mateos, alma mater de la Estación de Viticultura en las ultimas décadas. Y el puesto de director de laboratorio, al que se accede por concurso, no es muy atractivo para un funcionario por motivos salariales, indicaron las mismas fuentes.

La idea, además, es unificar varios laboratorios para optimizar recursos y cabe recordar que el Laboratorio de Sanidad Animal de la Junta, que depende como la Estación Enológica de la Agencia de Gestión Agraria y Pesquera de Andalucía (Agapa) ya se trasladó hace unos años al Parque Tecnológico Agroalimentario.

En cuanto al Centro Andaluz del vino, las fuentes consultadas por este medio aseguraron que el proyecto sigue adelante y tiene fondos garantizados a través de la ITI y de los presupuestos andaluces, en los que este año tiene consignada una partida de cerca de 2,9 millones para un presupuesto total de algo más de 4,5 millones que se completaría en la próxima anualidad.

La consignación presupuestaria tampoco es una garantía, ya que en 2019 y 2020 también se asignaron al Centro Tecnológico y de Innovación del Vino de Jerez sendas partidas de 1,5 millones, en el primero de los casos dentro de un presupuesto total similar al actual (4,5 millones), que al año siguiente se redujo por debajo de los 3 millones. Y ninguna de estas partidas llegó a ejecutarse.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios