Jerez

Los vecinos de La Barca vuelven a denunciar el paso de camiones por las calles del pueblo

  • El alcalde de la ELA, Alejandro López, pide mayor presencia de Policía Local en la zona

Alejandro López. Alejandro López.

Alejandro López. / Vanesa lobo

Los vecinos de La Barca vuelven a estar en pie de guerra por el paso de camiones por el pueblo. El vecindario lleva más de 20 años realizando una denuncia provocada por el caso omiso realizado por los profesionales del transporte a las indicaciones presentes en la entidad local autónoma: por allí no pueden pasar los camiones que tengan un peso superior a las 20 toneladas. Los vecinos se quejan de una situación de contaminación acústica y peligro.

A este respecto, el alcalde de la Entidad Local Autónoma, Alejandro López, afirma: "Todos los días le mando un correo al delegado pidiéndoles que hagan algo al respecto e informándoles de la situación" El miembro del Partido Popular apoya la queja que ya han realizado sus vecinos: "No aguantamos más la situación. Desde el Ayuntamiento de Jerez no hacen nada por acabar con esto y no sabemos a quien acudir".

El pasado mes abril se dieron a conocer los datos de los camioneros que habían sido multados por acceder con vehículos de gran tonelaje a la localidad pedánea. En total hasta ese momento habían sido 17 los trabajadores del sector del transporte que habían incumplido las normas de tráfico y circularon por el puente de hierro de La Barca. En dicho tramo no está permitida la circulación para aquellos vehículos de más de 30 toneladas que no tengan la pertinente autorización municipal. Como reconoce el propio López, "por aquí es normal que pasen los camiones que tienen que entrar por aquí a la fuerza. Es el caso de la empresa de hortalizas que se encuentra aquí". Sin embargo, lo que no se entiende es que algunos camioneros intenten acortar su camino pasando por esta vía urbana.

El problema es que la solución es bastante difícil. Para López, ésta pasa por hacer controles de la DGT de manera regular. "Necesitamos tener nuestra propia policía. Ya sea a través de una comisaría o de una serie de agentes destinados solo aquí. Se compraron dos coches para la zona rural y están en Jerez. Que conste que los agentes no tienen culpa, ni nadie de la policía, que hacen su trabajo a la perfección. El problema es que no los dotan de recursos". "En realidad, lo ideal sería que Ayuntamiento, Diputación y Junta nos reuniéramos para habilitar el camino que hay a pocos kilómetros de aquí y hacer un desvío. El problema es que eso ya se intentó pero perjudicaba a los agricultores, porque la cosecha se les llenaba de polvo y era imposible cultivar", apostilló López.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios