Bodegas

The New York Times, fascinado por la nueva ola de vinos blancos del Marco de Jerez

  • El crítico de vinos Eric Asimov incluye dos vinos de las bodegas Callejuela y Cota 45 en su lista de 10 blancos españoles "magníficos"

  • El autor destaca la singularidad de estos vinos de uvas autóctonas elaborados por viticultores y enólogos "concienciados" que "miran tanto a la historia como al futuro"

  • Asimov señala que hay muchos más blancos españoles "excelentes", entre los que cita los vinos de la bodega Muchada-Léclapart de Sanlúcar de Barrameda

  • Decanter se rinde a la nueva ola de vinos blancos del Marco de Jerez

Los diez blancos españoles "magníficos" según The New York Times, entre ellos dos vinos del Marco de Jerez (a la dcha.)

Los diez blancos españoles "magníficos" según The New York Times, entre ellos dos vinos del Marco de Jerez (a la dcha.) / Tony Cenicola/The New York Times

La nueva ola de vinos blancos del Marco cautiva a la prensa especializada, de la que sigue cosechando grandes alabanzas. Eric Asimov, crítico de vinos del New York Times -huelga comentar la influencia que tiene el rotativo neoyorkino-, dedica un artículo a blancos españoles elaborados con uvas autóctonas, entre ellos los antiguamente conocidos como vinos de pasto del Marco de uva Palomino, aunque también se elaboran con otras variedades prefiloxéricas como la cañocazo, mantúo, perruno….

Asimov incluye dos vinos de Palomino sin fortificar del Marco -Callejuela Blanco de Hornillos 2019 y Cota 45 Ube Miraflores 2020- en su artículo 'From the Land of Bold Reds: 10 Superb Spanish Whites' ('Del país de los tintos valientes: 10 magníficos blancos españoles'), que reúne a una decena de caldos españoles "singulares", entre los que figuran vinos de uvas Albariño, Godello, Treixadura de las distintas Denominaciones de Origen gallegas (Rias Baixas, Ribeira Sacra, Ribeiro, Valdeorras), junto a un vino de Garnacha Blanca y Macabeo del Priorat y otros dos vinos elaborados con Palomino, sólo que en Galicia y Tenerife.

Movido por la "intriga" de probar vinos blancos españoles, "poco usuales y cautivadores", Asimov encontró esta decena de referencias "fascinantes", procedentes de Galicia, Cataluña, Jerez y Canarias. El prestigioso crítico tuvo conocimiento de la existencia de estos productos gracias a las "cartas de vinos con visión de futuro" de restaurantes españoles de Nueva York, como Enersto’s en el Lower East Side y Saint Julivert, en Coblle Hill (Brooklyn), y tiendas dedicadas a los vinos españoles como Despaña Vinos y Más.

La empresa no fue fácil dada la limitada presencia de vinos españoles en las tiendas minoristas de Nueva York, reconoce Asimov, quien recomienda a los consumidores que se topen con estos vinos comprarlos porque "sus recompensas son abundantes, incluso para guardar su recuerdo en el fondo de la mente hasta que se encuentre con una gran lista de vinos españoles o tropiece con una tienda de vinos que ha invertido en España". 

Al margen de las variedades de uva empleadas en la elaboración de estos diez blancos "fabulosos", Asimov apunta que la singularidad de estos vinos viene dada por otros factores, en concreto "la combinación entre la singular cultura vitivinícola española y la búsqueda de enólogos que miran simultáneamente al pasado y al futuro, viticultores concienciados que aplican técnicas de cultivo ecológicas o biodinámicas".

"Estas 10 botellas son ejemplos excelentes, pero hay muchas más, incluidos otros vinos de estos productores", entre los que cita a Muchada-Léclapart, el proyecto bodeguero de Alejandro Muchada y David Léclapart en Sanlúcar de Barrameda (Marco de Jerez), cuyos vinos recomienda encarecidamente junto a los de Goyo García Viadero (Ribera del Duero), Partida Creus y Parés Baltà (Penedés), MicroBio Wines (Rueda), Viña Meín Emilio Rojo (Ribeiro), Comando G (Madrid), y Recaredo (corpinnat).

Los diez blancos españoles recomendados por The New York Times

Blanco de Hornillos, de Bodegas Callejuela. Blanco de Hornillos, de Bodegas Callejuela.

Blanco de Hornillos, de Bodegas Callejuela.

Callejuela Blanco de Hornillos 2019Pepe y Paco Blanco elaboran excelentes vinos de Jerez a partir de pequeñas parcelas que cultivan en la región de Jerez, en Andalucía. Recientemente, comenzaron a elaborar vinos blancos sin fortificar como este a partir de Palomino, la principal uva de Jerez. Se puede degustar la influencia de la tierra albariza junto con la flor, la levadura que se forma en la superficie del fino de Jerez a medida que envejece y aporta su sabor característico. Es un vino puro, fresco y mineral, con ese toque de jerez. 

Zárate Rías Baixas Albariño 2020Eulogio Pomares, quien elabora los vinos Zárate, cree que la mayoría de los albariños están destinados al consumo inmediato. Cree en hacer vinos capaces de envejecer. ¿Su técnica? Utilizando uvas de viñas viejas cultivadas en biodinámica, fermentadas de forma natural y envejecidas sobre lías; el residuo de la levadura después de completar la fermentación, lo que agrega textura y carácter. Es posible que esta botella no dure años, pero definitivamente es superior, brillante, floral y pedregosa. 

Ube de Miraflores, de Bodegas Cota 45 Ube de Miraflores, de Bodegas Cota 45

Ube de Miraflores, de Bodegas Cota 45

Cota 45 Ube Miraflores 2020Me fascinan los vinos de Ramiro Ibañez de Cota 45, que está explorando los terroirs de Jerez a través de una serie de vinos sin fortificar elaborados con Palomino y otras uvas autóctonas. Por supuesto, Jerez es más conocido por el jerez, pero Ibáñez, los hermanos Blanco y otros han sugerido una historia regional alternativa de múltiples uvas con un enfoque en los terruños. Miraflores es una gran introducción a los vinos de Cota 45, sabrosos y puros, muy sugestivos de los mejores vinos de Jerez, pero diferentes. Como dije, estoy fascinado. 

Terroir Històric Priorat Blanc 2017Dominik Huber elabora excelentes Priorats y otros vinos catalanes bajo la etiqueta Terroir al Límit. Terroir Históric, su segunda etiqueta, está dedicada a vinos que sacian la sed, pero intrigantes, que exploran la concepción de Huber de los estilos históricos de la región. Esta botella, una mezcla de Garnacha Blanca y Macabeu que se ha añejado durante seis meses en cemento, es ácida, herbal y sorprendentemente sutil. 

Laura Lorenzo Daterra Viticultores Manzaneda Gavela da Vila 2019Laura Lorenzo explora viejos viñedos y tradiciones en gran parte en Galicia, en el noroeste de España. Aquí hay otro vino hecho de Palomino: aunque la uva es más conocida en Jerez y el sur de España, Lorenzo encontró un viejo viñedo en suelo de granito arenoso. Fermentó el vino en grandes toneles viejos de castaño con una breve maceración de la piel, por lo que este es un cuvée de naranja suave, ligeramente tánico, fresco y vivo. Tiene sabores persistentes de frutos secos y flores y una textura intrigante.

Nanclares y Prieto O Bocoi Vello de Silvia 2020Se trata de un Albariño de Rías Baixas, aunque no se denomina así. Además de los vinos que elaboran con sus propios viñedos, los excelentes productores Alberto Nanclares y Silvia Prieto complementan su producción con uvas de otros agricultores locales, como en esta botella. Las uvas fueron pisadas, fermentadas con levadura autóctona y envejecidas en tradicionales toneles de castaño. El resultado es un vino sutil y texturizado con sabores pedregosos y florales que perduran mucho después de tragarlo.

Luis Anxo Rodríguez Vázquez Ribeiro A Teixa 2018Algunos de los vinos blancos más interesantes de España, como esta botella de Luis Anxo Rodríguez Vázquez, proceden de la zona del Ribeiro. Rodríguez cultiva pequeñas parcelas en toda la región, centrándose principalmente en la uva Treixadura y complementada con otras variedades autóctonas (Albariño y Godello). Esta botella procede de un único viñedo sobre suelos graníticos. Tiene textura y es mineral, con un sabor atractivo, casi granulado, que añade complejidad. 

La Perdida O Pando Naranja 2020Nacho González, de La Perdida, es un enólogo natural de la región gallega de Valdeorras. Busca viñedos aislados y abandonados en las laderas de las colinas y los cultiva orgánicamente, devolviéndolos a la salud. Este vino naranja está elaborado con uvas Godello y fermentado en ánforas de barro, donde envejece con los hollejos durante seis meses. No es particularmente tánico, pero los sabores complejos de especias, flores, hierbas y frutos secos son fascinantes. 

Envínate Vinos Atlánticos Palo Blanco 2020Evínate, un grupo de cuatro amigos, elabora maravillosos vinos de diferentes partes de España, con especial énfasis en las Islas Canarias. Este vino está hecho 100% de Lístan Blanco, más conocida como Palomino, cultivado en un antiguo viñedo en lo alto de Tenerife. Es fascinante comparar este vino con el Callejuela Blanco, elaborado con la misma uva cultivada en la región de Jerez, y el Laura Lorenzo Palomino, cultivado en Galicia. Tiene un carácter completamente diferente, sin la personalidad del jerez. En cambio, tiene sabores minerales a base de hierbas, como nueces, que son sutiles. No sirva este vino demasiado frío. 

Do Ferreiro Rías Baixas Albariño Dous Ferrados 2018Gerardo Méndez de Do Ferreiro es otro maestro del Albariño. Durante años, se concentró en dos vinos, la botella recta y una hecha de viñas viejas que envejecían maravillosamente. Ahora, su hijo, Manuel, y su hija, Encarna, dirigen Do Ferreiro, y a esas elaboraciones se han sumado una serie de botellas de un solo viñedo como Dous Ferrados, una pequeña parcela de agricultura ecológica sobre suelo de pizarra roja. Este vino es más rico que el Zarate o el Nanclares, con sabores profundos, florales, casi de madreselva. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios