Mundo

May niega que la estrategia de Londres para planificar el 'Brexit' sea "confusa"

  • La primera ministra replica a las críticas del ex embajador británico ante la UE

  • "Nos vamos de Europa", insiste la jefa de Estado

Theresa May, primera ministra británica, negó ayer que la estrategia de su Gobierno para el Brexit sea "confusa" y dijo que detallará sus planes "en las próximas semanas", en declaraciones a Sky News. La jefa del Gobierno reiteró que su prioridad es conseguir "el mejor acuerdo posible" para el Reino Unido y las empresas pero subrayó que el país "saldrá" de la UE y no será posible "conservar pedazos" del acuerdo actual.

En 2016, May dijo que expondría sus objetivos para la negociación del Brexit en un discurso que pronunciaría este mismo mes, si bien no precisó ninguna fecha. En sus declaraciones a Sky News, la líder conservadora se defendió de las acusaciones del diplomático Ivan Rogers, que al dimitir como embajador británico en la UE el pasado martes lamentó que la estrategia del Gobierno era "confusa". "No es confusa en absoluto", aseveró May, que incidió, no obstante, en que es importante "tomarse algún tiempo" para sopesar "la complejidad de los asuntos".

La primera ministra, que prevé iniciar las conversaciones con Bruselas antes de finales de marzo, dijo que el Reino Unido deberá negociar una relación completamente nueva con la UE, desde fuera del bloque. "Soy ambiciosa en cuanto a lo que podemos conseguir para el Reino Unido respecto a la relación con la Unión Europea, y creo que eso será bueno también para la UE", declaró.

"A veces la gente habla como si de alguna manera pudiéramos irnos de la UE pero al mismo tiempo conservar pedazos de la pertenencia a la UE", apuntó. "Nos vamos. Salimos. No vamos a ser más miembros de la UE. Por lo tanto, la cuestión es cuál es la mejor relación para el Reino Unido con la UE cuando estemos fuera", manifestó. May insistió en que el país "podrá tener el control sobre las fronteras y las leyes", que es lo que "la gente votó el 23 de junio", en el referéndum sobre la pertenencia o no a la UE.

Asimismo, condenó los comentarios sobre las mujeres hechos en el pasado por Donald Trump, pero subrayó la importancia de la relación bilateral, en vísperas de visitar Washington la próxima primavera. May valoró unas declaraciones de 2005 del presidente electo de EEUU, en las que revelaba cómo abusa de las mujeres aprovechando su posición de poder. "Eso es inaceptable, pero el propio Trump se ha disculpado por ello", manifestó May antes de subrayar que "la relación del Reino Unido y EEUU se basa en algo mucho más grande que la mera relación entre sus dos mandatarios".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios