concert music festival 2023

Antonio Orozco revoluciona Concert Music Festival en Chiclana

Antonio Orozco, en Concert Music Festival de Chiclana

Antonio Orozco, en Concert Music Festival de Chiclana / GERMÁN MESA

El cantante y compositor Antonio Orozco regresó este jueves a Concert Music Festival con motivo de su nueva gira Mitad Antonio, Mitad Orozco. El artista ya deslumbró en la pasada edición al público de Sancti Petri y, en esta ocasión, no se esperaba menos del barcelonés. La multitud tomaba posiciones para no perderse cada detalle del directo del cantante y, con el carisma que tanto le caracteriza, arrancó su directo generando una auténtica Revolución.

Con una mezcla de pop y rock, este nuevo tema del artista, incluido en su último álbum, nos devolvía a sus inicios más rockeros. Antonio Orozco es pura energía y desde el primer momento en el que apareció en el escenario consiguió que la gran marea humana vibrara con sus ritmos más eléctricos. Saltos, palmas y mucho cante para celebrar que la vida es Hoy.

Cumpliendo con las expectativas, Antonio Orozco siguió desplegando éxitos de su dilatada trayectoria en la música, en la que ya cumple más de 20 años. Con Mírate sacó su lado más rockero y con Ya lo sabes, el barcelonés le puso pasión y sentimiento para conquistar a los más románticos, que pudieron volver la vista atrás para recordar uno de los grandes éxitos de Orozco. El público se entregó por completo a este gran momento, en el que el artista aprovechó los ritmos musicales y la euforia del instante para desear: «¡Buenas noches Chiclana, buenas noches Sancti Petri y buenas noches Cádiz!».

Las canciones de Antonio Orozco eran auténticos himnos para sus fieles seguidores que no quisieron perderse la cita del artista en Concert Music Festival. En la pasada edición el cantante deslumbró a todos con Aviónica y, haciendo un repaso a este último álbum, interpretó uno de sus temas más especiales, A vuelos. Como introducción a esta canción, se escuchó una voz infantil que narraba: «Cuando estoy con el abuelo para mí es un tesoro. Cuando estoy a su lado me siento bien y a salvo. Me dan ganas de darle un montón de abrazos», y así Antonio Orozco dedicó esta canción a los abuelos, entre melodías dulces y lentas que inyectaron emoción en los corazones de sus fieles.

Antonio Orozco en Concert Music Festival Antonio Orozco en Concert Music Festival

Antonio Orozco en Concert Music Festival / GERMÁN MESA

Tras este momento sentimental, los toques de batería al compás de las palmas introdujeron el siguiente tema. Antonio Orozco emprendió El viaje por este éxito y «sin maletas», el artista entregó su alma a la multitud que vibraba con el cantante. La marea humana sentía que el mundo estaba a sus pies y no podían dejar de saltar a la vez que lo hacía el artista. Un clásico con el que Orozco surcaba los senderos de la vida para inventar la locura que se vivió en el recinto de Sancti Petri antes de deleitarnos con Qué me queda y La nana del camino.

Tras este subidón de adrenalina, el artista hizo una pausa para dirigirse al público y volver a darle las buenas noches. «Es un honor tener la oportunidad de repetir dos años consecutivos en un sitio como este. Es un lujo y un honor estar delante de todos ustedes», confesó el cantante. Refiriéndose a su nueva gira, explicó que «este año hemos decidido preparar un show que se pudiese escuchar en unos 15 conciertos». Entre los cuales, regresar a Cádiz era un placer para el artista, a una tierra que le ha dado tanto. «Esta mañana me preguntaron, ¿cuánto tiempo hace que no vienes por Cádiz? Si yo no me fui nunca», confesó entre risas y asegurando que estar de vuelta era lo mejor que le podía pasar.

Antonio Orozco se tomó su tiempo para abrirse en canal con su público. Su principal objetivo era que «disfruten, canten fuerte y se lleven un recuerdo bonito». Con melancolía confesó que «la vida es muy caprichosa para todos y hace muchos años me trajeron por aquí y me quedé». De hecho, «las cosas más importantes de vida y las canciones que he escrito pasaron rozando por esta tierra que inspira a todos». Mostrándose cómplice con su público, recordó que le habían preguntado si era de aquí, «y le dije no, pero me gustaría como todos estos», señalando al público que se reía con las palabras del artista. Antonio Orozco no estuvo solo, «fíjate si tiene que molar el concierto que el presidente de Universal ha venido», mostrándose agradecido por que le acompañara durante la noche.

Antonio Orozco vuelve a recibir un sí rotundo en Concert Music Festival Antonio Orozco vuelve a recibir un sí rotundo en Concert Music Festival

Antonio Orozco vuelve a recibir un sí rotundo en Concert Music Festival / GERMÁN MESA

Una noche mágica y cargada de estrellas, que sirvió de escenario perfecto para homenajear al desaparecido Pau Donés, «un enamorado de esta tierra, así que va por él y por todos vosotros», versionando con su sello personal Depende, el éxito de Jarabe de Palo. Después de este momento tan especial, se sucedieron más éxitos como Por pedir pedí, Una y otra vez, Giran y van y Temblando, provocando grandes emociones entre las almas congregadas en Sancti Petri.

Volviendo la mirada al pasado, Antonio Orozco conquistó de nuevo a su público con más clásicos de su carrera musical como Llegará, uno de sus grandes éxitos con el que «con las manos al aire no hay penas que bailen», generando uno de los momentos más especiales en el que la marea humana seguía al pie de la letra la canción, dejándose llevar por aquel instante. Más nostalgia con Podría ser, volviendo a sus orígenes y, ante la euforia del público gaditano, no dudó en entrelazar el clásico «¡esto es Cádiz y aquí hay que mamar!».

Tras este apoteósico momento se apagaron las luces y, por un instante, la incertidumbre se apoderó del presente. El público quería más y vociferaban su nombre para que siguiera desplegando su arsenal de éxitos. Como sus deseos eran órdenes para el artista, tras una pausa en la que aprovechó para cambiarse de vestuario, regresó al Auditorio de Concert Music Festival con guitarra eléctrica en mano. Dirigiéndose una vez más a su público, confesó «estar muy nervioso», ya que «uno no se acostumbra nunca a una cosa así. Y si te acostumbras, pobre de ti».

Aprovechó el momento para agradecer a «las personas que han hipotecado su vida para que estas canciones hayan tenido su espacio en la vida de algunos de vosotros y en la mía también». Visiblemente emocionado, el artista barcelonés dio las gracias «porque me encanta formar parte del recuerdo y el presente de esto que está pasando. Gracias por devolverme la vida». Tras estas emotivas palabras, el artista se sumergió en su gran éxito Devuélveme la vida, con el que arrugó los corazones de los más melancólicos.

La noche llegaba a su fin y Antonio Orozco no quiso marcharse sin desplegar más clásicos de su carrera musical. Con Estoy hecho de pedacitos de ti invitó a subir al escenario a uno de sus fans para interpretar este emotivo tema. Tampoco pudo faltar en la traca final Entre sobras y sobras me faltas, así como más éxitos con los que volvió a recibir un sí rotundo del público de Concert Music Festival. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios