Provincia de Cádiz

Ecologistas acusa a Medio Ambiente de "falsear información" a Chamizo

  • El colectivo dice que la delegada provincial ha mentido al Defensor sobre unas pistas forestales del Parque de Grazalema · Silvia López estudia demandar a Juan Clavero

Una nueva actuación en el Parque de Grazalema enfrenta a Ecologistas en Acción con Medio Ambiente. El portavoz del colectivo Juan Clavero acusa a la delegada provincial, Silvia López, y al director del Parque Natural, de "falsear información" al Defensor del Pueblo en la denuncia que el colectivo había formulado por la construcción de varias pistas forestales en el enclave natural. Clavero asegura que estas pistas (en el latifundio que conforman las fincas El Navazo, Breña del Agua y Rancho del Moro) infringen de forma grave la normativa del parque natural, pese a lo que han sido aprobadas por Medio Ambiente. Estos equipamientos, agrega el conservacionista, "han provocado un grave desastre medioambiental, al destruir uno de los mejores bosques de encinas y quejigos y desfigurar el puerto de Alhucemas, todo ello para favorecer la caza mayor en un coto, que para colmo, tiene usurpados caminos públicos y vías pecuarias".

Ecologistas recurrió al Defensor del Pueblo, que abrió una investigación que, asegura Clavero, "cerró ante la certificación que le remitió Medio Ambiente asegurando que se cumplían todos las normas legales y se había actuado correctamente ante nuestras denuncias". "Ante esta actitud insólita, que podría ser, entre otras cosas, constitutiva de sendos delitos de prevaricación y falsedad documental, Ecologistas remitió un amplio informe al Defensor del Pueblo, José Chamizo, que demostraba la falsedad de estas afirmaciones, lo que ha provocado que Chamizo haya reabierto la investigación demandando a la Junta contestación a las denuncias de los ecologistas", asevera el conservacionista.

Según Ecologistas, desde la Junta se ha mentido al decir que se ha contestado a sus denuncias en plazo legal ("La Ley obliga a contestar en un mes, y han tardado un año y medio); se sigue sin tramitar la solicitud de nulidad de las autorizaciones; niegan la existencia de una cantera ilegal; se justifican las pistas como prevención de incendios forestales y se asegura que han respetado la prohibición de construir terraplenes "cuando los hay enormes, con varios metros de altura y grandes movimientos de tierra".

Según Clavero, la Junta sólo ha abierto dos expedientes por causas menores: no pedir autorización para ocupar una vía pecuaria y no tener permiso para hacer obras en un cauce público.

Desde Medio Ambiente reaccionaron ayer mismo ante la gravedad de las acusaciones de Ecologistas, calificándolas de "intolerables". Tanto es así que, aseguraron a este diario que la delegada estudia demandar a Clavero, al tiempo que recriminaron que el conservacionista no haya acudido a los Tribunales a denunciar el asunto "si consideraba que era tan grave e ilegal".

"Es absolutamente falso que se haya provocado un desastre ambiental, que se haya destruido un bosque y que se haya desfigurado el puerto", agrega en un comunicado la Junta. Según Medio Ambiente, las pistas fueron autorizadas aplicando la normativa medioambiental existente, si bien reconocieron que ha habido algunas actuaciones por parte de los promotores "que no han seguido los condicionantes", por lo que se han sancionado o están en proceso de sanción varias obras, unas tres, habiéndose llegado a poner en un caso una multa de 40.000 euros.

Por último, la delegación desmintió tajantemente que haya falseado documentación alguna. "Todas las actuaciones han sido detalladas al Defensor en un amplio informe estando a la espera de su dictamen".

Y en último término, explicaron que algunos de los impactos "que Ecologistas encuentran más relevantes constituyen expresos incumplimientos de las autorizaciones emitidas por la Junta, que se pusieron de manifiesto en su momento por el director conservador y han dado lugar a la apertura de expedientes sancionadores".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios