Cultura

La Academia San Dionisio amplía su nómina de amigos de la Corporación

  • El empresario Francisco Cómez, el maestro Antonio Sanz, el jefe de Protocolo de Cajasol, José Soto; el coro de capilla 'San Pedro Nolasco' y las periodistas Pilar Nieto y Arantxa Cala, son las nuevas incorporaciones

Comentarios 1

Como una cita anual ineludible, la Academia San Dionisio hizo entrega ayer de sus distinciones 'Amigos de la Academia'. Un encuentro en el que se reconoce a personalidades y entidades de la ciudad su "apoyo constante" a la Real Corporación. Así, en esta ocasión los galardonados han sido el teniente hermano mayor de La Defensión, Francisco Cómez Mori; el profesor jubilado Antonio Sanz Zamorano, a los que se unen, "por su especial colaboración con la Corporación", las periodistas de Diario de Jerez Pilar Nieto Reguera y Arantxa Cala Hurtado, el jefe de Protocolo de Cajasol, José Soto Ríos, y el coro de capilla 'San Pedro Nolasco'. Los reconocimientos fueron entregados por el presidente de la Academia, Joaquín Ortiz Tardío, ante una concurrida sala, entre amigos, familiares de los distinguidos y académicos.

La relación con la Academia de San Dionisio del profesor jubilado Antonio Sanz Zamorano es muy estrecha, ya que es un asiduo de las conferencias que se dan en esta entidad todos los martes, acompañado por su mujer y otro matrimonio "y en algunas ocasiones -explica- hemos llegado a ir hasta un grupo de seis personas". Asimismo, Antonio se refirió a su amistad con el presidente honorífico de la Academia, Francisco Fernández García-Figueras, "que fue compañero mío de estudios en el instituto Padre Luis Coloma cuando este centro estaba en la alameda de Cristina". Pero su asistencia a las sesiones académicas no ha sido sólo como oyente, ya que en febrero del pasado año propuso dar una conferencia sobre Alberto Durán Tejera, que da nombre al Zoo de Jerez. "Yo fui alumno de Alberto Durán -explicó Antonio Sanz- porque daba clases de preparatorio en el instituto Coloma. Además, fue concejal del Ayuntamiento entre los años 40 y 50 y fue el primer comisario de la Fiesta de la Vendimia". Precisamente, en la actualidad Antonio Sanz tiene preparado un libro sobre la Fiesta de la Vendimia "y estoy hablando con varios a ver quién me lo quiere editar". "Ahora -dijo Sanz- ser nombrado amigo de la Academia es algo que me agrada bastante, porque todos los que me acompañan en este nombramiento son también muy conocidos, como Pepe Soto por ejemplo, que ha colaborado en mi libro".

El director del coro 'San Pedro Nolasco', José Carlos Gutiérrez, no pudo estar presente en el acto, pero hizo llegar su satisfacción por el nombramiento "porque son ya siete u ocho años los que llevamos colaborando con la Academia de San Dionisio cuando comenzó a ofrecer los ciclos de otoño de Música. Uno de los martes siempre era para nosotros con piezas polifónicas". En su nombre recogió el nombramiento la madrina del coro y miembro del Consejo de Hermandades, Ana María Salas, quien calificó este nombramiento de "magnífico, porque la Academia de San Dionisio es un organismo muy importante en Jerez por la labor cultural que realiza". Salas insistió en que "el coro San Pedro Nolasco es un coro magnífico y su director es un artista en diferentes actividades, entre ellas la música. Es un coro muy importante y la labor que hace es preciosa, así que no es extraño que Jerez se enorgullezca de tener unas personas tan artistas y con unas voces preciosas".

Tampoco pudo estar presente el también empresario jerezano Francisco Cómez, y a quien se le entrega esta distinción "por su fidelidad absoluta con la Academia cada martes, junto a su esposa, tal como es Antonio y tal como era el recientemente fallecido José María López-Cepero", nombrado 'Amigo de la Academia', el pasado año, dijo Ortiz.

Por su parte, tanto Pilar Nieto como Arantxa Cala mostraron su "satisfacción" por este reconocimiento, "y más cuando viene de una entidad que hace una apuesta continuada por la cultura en la ciudad, y de la que desde Diario de Jerez intentamos siempre dar la máxima cobertura. Sin duda es para nosotras, y para el medio que representamos, todo un orgullo". A este respecto, Ortiz Tardío apuntó que este galardón a estas "dos profesionales del periodismo es un justo reconocimiento al trabajo y su interés hacia la Academia".

De José Soto ensalzó su "inestimable colaboración con la Academia". Y de dicho distinción, el jefe de Protocolo de Cajasol aseguró que es una "gran satisfacción. Creo que viene a significar algo así como formalizar nuestra relación, porque yo ya me consideraba, desde hace muchos años, amigo de verdad de la Academia y de muchos sus miembros". "He tenido -añadió- la oportunidad, en esta amplia trayectoria, de conocer a muchos académicos y apreciar en su conjunto la labor que vienen desempeñando en la vida social y cultural de Jerez. He visto en este tiempo cómo la Academia abría cada vez más sus puertas al conjunto de la sociedad jerezana y sus múltiples manifestaciones artísticas, culturales, etcétera".

Tras la entrega de distinciones, y el homenaje a Carlos Ceballos Cuevas que fue designado 'Amigo de la Academia' en la primera ocasión en que se concedieron estos títulos, en 2008, y que no pudo recibirlo por motivos de salud, tuvo lugar el concierto de vísperas de Navidad en el que la soprano Inmaculada Almeda y él académico Ángel Hortas interpretaron un programa de música navideña en el que destacaron composiciones de Hopkins, Mozart, Häendel, Adam, Grüber, Reyes o Wade.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios