Cultura

Los 'Ibéroes' también se casan

  • Regresa a la calle este cómic de superhéroes en el que el jerezano Andy Androide pasa por el altar.

En el mundo del cómic, pocos son los autores que han apostado por crear unos superhéroes españoles. El guionista y dibujante zaragozano Íñigo Aguirre y el colorista porteño de Marvel Comics Javier Tartaglia (Superman, Amazing SpiderMan Digital) demostraron en 2010 con la primera aventura del supergrupo 'Ibéroes' que también es posible contar una buena batalla de rayos y truenos en ciudades de nuestro país.

Tras las dos primeras aventuras, en 2010 y 2012, llega ahora 'Algo nuevo, algo viejo, algo prestado", una nueva saga de 88 apretadas páginas a color en la que el grupo, formado por Viriato, Abad Abraham, Tina Gelatina, Ramón del Valle y Birli&Birloque, casa por todo lo alto a su otro compañero, el robot jerezano de la pandilla, Andy Androide. Una boda peculiar, ya que la novia acude al enlace embarazada, en la que es "la primera boda 'de penalti' en el género de los superhéroes. Creo que Marvel no ha hecho algo parecido todavía, por supuesto", precisa Aguirre, fan y ávido lector de las publicaciones de la compañía americana.

Pero este no es el único acontecimiento sorpresa que aguarda a los lectores, quienes en esta nueva aventura descubrirán con sorpresa que sus héroes no residen exactamente en España como hasta ahora se pensaba, sino en 'Iberia', un país imaginario creado a partir de la unión de España y Portugal tras la debacle colonial de 1898. "A partir de ese momento, nuestra historia y la suya diverge. Averiguar las diferencias y semejanzas con nuestro mundo es parte de la diversión de este cómic", asegura Aguirre. Una sorpresa que, según el autor, "se venía cocinando desde el inicio. Ahí está el nombre del grupo para demostrarlo". Y en efecto, el mundo de Ibéroes encierra sorpresas fuera de lo común. En el peculiar universo de estos personajes, Steve Jobs trabaja para Microsoft, Pau Gasol es un consumado ajedrecista, Rafa Nadal un ventrílocuo de éxito y Lisboa, la capital de la península ibérica. Un escenario tan pintoresco como los propios superhéroes.

Una vez más, Aguirre permanece fiel a la autoedición y no cuenta con respaldo editorial en el lanzamiento de esta nueva aventura. Algo que, según comenta, le permite mayor libertad a la hora de planificar el contenido de las historias y la elección de los colaboradores. Para este tercer número ha contado con varias firmas invitadas en el apartado del dibujo y del color. "Tartaglia continúa aportando el color desde Buenos Aires, y como novedad, sube a bordo el dibujante de DC Comics Vik Bogdanovik, quien ha trabajado en una historia desde Suiza. Por su parte, los brasileños Pow Rodrix y Antonio Luis han dado forma a otro de los capítulos del álbum desde su hogar en Fortaleza" explica el creador, quien admite que nunca ha coincidido en persona con sus colaboradores. "Hoy en día gracias a Internet y a los sistemas de almacenamiento en la nube, sólo tienes que preocuparte de la diferencia horaria, pero no de las fronteras", afirma Aguirre.

La primera aventura de Ibéroes, 'La Guerra de las Rosas', obtuvo el respaldo de los fans de superhéroes, un sector tradicionalmente fiel al producto norteamericano encarnado en figuras como Superman, Batman o SpiderMan. Fruto de ese apoyo, los lectores eligieron a Aguirre Premio del Salón del Cómic de Madrid 'Expocómic' al Autor Revelación el año 2010. La segunda aventura del grupo, 'Día Libre', continuó la saga en 2012, una entrega en la que sus protagonistas incluso visitaban la Feria del Caballo jerezana.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios