Cultura

Jesús Salido se asoma a la vendimia más clásica con 'Jerez, el vino y el hombre'

  • Más de 30 instantáneas componen una exposición que partiendo de la fotografía documental se acerca a los trabajos de la viña

  • Se inaugura hoy y estará expuesta hasta el 24 de septiembre

Jesús Salido posa con una de las instantáneas que componen la exposición. Jesús Salido posa con una de las instantáneas que componen la exposición.

Jesús Salido posa con una de las instantáneas que componen la exposición. / josé contreras

Diez años de trabajo ha costado poner en pie 'Jerez, el vino y el hombre', la exposición que mañana a partir de las 12.30 horas en la Sala de Profundis de Los Claustros de Santo Domingo inaugura el fotógrafo jerezano Jesús Salido Aparicio. La muestra, que permanecerá abierta hasta el 24 de septiembre, forma parte del programa de actividades de las Fiestas de la Vendimia y cuenta con el respaldo de Covijerez, el Ayuntamiento y el Consejo Regulador.

A lo largo de 32 instantáneas en blanco y negro y de distintas dimensiones (60X80 y 50X60), Salido acerca al espectador al difícil mundo de la "fotografía documental". A través de su personal objetivo se acerca a "la parte más artesanal" de la viña jerezana, un trabajo que ha podido desarrollar durante varios años. "La primera fotografía la tomé hace diez años, y la última hace cinco, lo que pasa es que por distintos motivos no hemos podido exponerla", relata el autor.

Con 'Jerez, el vino y el hombre', Jesús Salido intenta adentrarse "en el lado más humano de la viña, en esas viñas de pequeños viticultores donde existe un proceso más artesanal".

Detrás de cada instantánea "hay una historia", que no sólo se limita a la propia viña "sino también a la tonelería, a los tabancos...", añade.

"Ha sido un proceso largo, -prosigue- en el que también he podido conocer lo que es la vida diaria de cada viña, de cada familia que se dedica a ello. Recuerdo, por ejemplo, que cuando empecé la situación en el marco era complicada, porque el kilo de uva estaba a 15 céntimos y muchos viticultores pensaban en dejarlo. Ahora, afortunadamente, todo ha cambiado y la situación ha mejorado bastante".

La exposición cuenta con el respaldo de Covijerez, que en su 50 aniversario ha apostado por su puesta de largo. "Hablé con Salvador Espinosa y la pareció muy buena idea, han sido parte importante para que hoy día pueda ver la luz", explica Salido.

El jerezano insiste en su defensa de la fotografía documental en un momento en el que "la fotografía está perdiendo calidad con el tema de los móviles y todo eso. Sacar una foto de este tipo no es fácil, no es como la fotografía publicitaria que es la que mayoritariamente conocemos hoy".

'Jerez, el vino y el hombre' se une a la larga lista de exposiciones montadas por Salido en los últimos años. Aficionado a la fotografía desde "mi época adolescente", y miembro de la Agrupación Fotográfica San Dionisio, el jerezano ya mostró en 2006 su recorrido por el mundo de la Semana Santa, inmortalizando a treinta rostros emblemáticos, y posteriormente ha exhibido trabajos sobre el río Nilo, los parques de París o la vida contemplativa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios