Juicio Caso Maristas

El profesor de los Maristas reconoce sus abusos a dos víctimas y dice sentirse amparado

  • Joaquín Benítez alega que la orden religiosa encubrió un asunto parecido en el que se vio implicado en 1986.

  • Lo amenazó con penalizarlo pero nunca lo hizo.

  • Dice que fue "un impulso esporádico".

El pederasta confeso de los Maristas de Sants, Joaquín Benítez, con el rostro cubierto por un pasamontañas. El pederasta confeso de los Maristas de Sants, Joaquín Benítez, con el rostro cubierto por un pasamontañas.

El pederasta confeso de los Maristas de Sants, Joaquín Benítez, con el rostro cubierto por un pasamontañas. / EFE

Comentarios 2

El exprofesor de los Maristas de Sants Joaquín Benítez ha reconocido dos de los cuatro casos de abusos sexuales por los que es juzgado y ha asegurado que cuando los cometió no "tenía miedo" porque estaba "amparado por los Maristas", que encubrieron un caso parecido en 1986.

"Entonces no tenía miedo por este motivo", ha dicho Benítez, que ha explicado que se trató "de un impulso esporádico" y que se sentía amparado" por la orden religiosa. "Bueno, pues no sé, por qué no ...", ha dicho ante el tribunal de la Audiencia de Barcelona que le juzga.

Benítez ha asegurado que la escuela Maristas tuvo conocimiento de uno de sus "impulsos" en 1986 y, aunque la dirección lo amenazó con penalizarlo suspendiéndole el sueldo durante tres meses, "eso nunca ocurrió".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios