TV-Comunicación

Continúan los problemas de interferencias entre la TDT y la telefonía 4G

  • Las provincias del litoral andaluz, sobre todo Cádiz y Málaga, son las más afectadas por el solapamiento de frecuencias

Los problemas de interferencias desde que ha comenzado a funcionar la franja radioeléctrica de telefonía 4G que estaba destinada a la TDT persisten. Desde la liberación del dividendo digital hay canales que han sido trasladados a otras frecuencias. Desde entonces se están produciendo cortes de emisión ajenos a las instalaciones de los usuarios durante varias horas al día, dejando a los televidentes sin poder recibir estos canales. Los ciudadanos de todas las provincias del litoral andaluz, sobre todo Cádiz y Málaga, no pueden sintonizar todos los canales. La culpa es por un lado de la injerencia de la señal de los países del norte de África. Por otro la adjudicación de canales a los distintos repetidores de la señal TDT. Los antenistas se encuentran saturados y la Secretaria de Estado de Telecomunicaciones reconoce los problemas pero no resuelve las incidencias. El problema viene porque los decodificadores de TDT que hay en las casas trabajan en la misma frecuencia que la red 4G. El decodificador asume que la señal se cuela por la antena de televisión pero no sabe gestionarlo. Por eso en ocasiones o se ve la televisión o se navega por la red 4G, pero es imposible hacer las dos cosas al mismo tiempo. Desde Faitel, Asociación Andaluza de Empresas Integradoras de Telecomunicaciones y Servicios TICC, hacen un llamamiento para que los usuarios pidan explicaciones y soluciones a los responsables de la telefonía móvil y no a los antenistas. Que algunos canales de televisión no se vean correctamente no quiere decir que los antenistas, últimos en tocar las antenas, sean los responsables de lo que ocurre, todo lo contrario. Además de fijarse en cuando se ve o no se ve la tele, hay que observar si teniendo contratada la red 4G funciona correctamente o no, algo que en muchas ocasiones pasa desapercibido al estar conectados a la red wifi y se dejan a un lado las exigencias para contar con este servicio.

Los instaladores agrupados en torno a Faitel intentan por todos los medios encontrar una solución, de ahí sus reuniones con Elecnor, empresa encargada de atender las quejas de los usuarios nombrada por Telefónica, Vodafone y Orange. Pero reclaman que no puede haber una única solución para todos, que cada instalación es diferente y hay que atenderlas de forma más personalizada. El Gobierno asegura estar en conversaciones con Marruecos pero desde Faitel no han recibido ninguna información al respecto. De momento no hay porcentaje de las reparaciones que se han llevado a cabo hasta el momento de forma exitosa y habrá que esperar por lo menos hasta el próximo otoño para que la situación comience a resolverse.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios