Xerez CD

Bermejo trabaja con el grupo y quiere viajar a Las Palmas

  • El delantero xerecista realizó ayer parte del entrenamiento en La Juventud, mientras que Antoñito sigue con un plan específico

Mario Bermejo, delantero del Xerez, puede ser la gran novedad en la lista de convocados de Javi López para el encuentro del sábado en Las Palmas. El cántabro, después de un mes lesionado -sufrió una rotura de fibras en el encuentro de Copa del Rey frente al Levante-, realizó ayer parte del entrenamiento que el equipo realizó en La Juventud y hoy aumentará el ritmo para comprobar si sus molestias le permiten viajar este fin de semana, que es su deseo.

Por contra, su compañero Antoñito, que sigue trabajando con un plan específico, podría quedarse fuera de la lista. El sevillano tiene una pequeña rotura de fibras y López sólo arriesgará con él si Bermejo no se recupera.

El ariete ha explicado que "hace dos semanas empecé a entrenar con el equipo, noté una sensación de sobrecarga y por precaución se ralentizó el ritmo. Quería estar para el día de la Ponferradina e incluso para el Albacete y quizás por eso se me cargó la zona. Decidimos ir tranquilos para que no me volviera a romper y estar otras cuatro semanas parado. Ahora, me encuentro mejor, voy a ir entrenando poco a poco y si todo va bien estaré en disposición de ir convocado para Las Palmas".

Lleva ya casi un mes fuera del equipo y desde fuera le ha visto "muy bien ante el Betis y el Valladolid, hicimos los mejores partidos de la temporada, y no tanto frente a Albacete o Ponferradina, en los que no estuvimos tan acertados en el manejo de la pelota, no estuvimos muy lúcidos pero competimos bien. Nos falta regularidad, que esos partidos buenos no se queden en dos o en tres".

Mario Bermejo, de todos modos, no cree que a sus compañeros les haya faltado actitud ni mucho menos, aunque admite que "es cierto que en cierto modo nos podemos atacar un poco cuando se nos cierran atrás, pero no porque falte actitud. Ante la Ponferradina, el equipo estuvo bien defensivamente y apenas nos llegaron, lo que pasa es que nos cegamos a la hora de atacar por jugar demasiado por el centro. Acortamos el campo y le facilitamos la tarea, les permitimos estar más juntos para salir a la contra y no buscamos huecos. Nos pudieron las ganas de ganar, no siempre el camino más corto para llegar a portería es el centro".

En cuanto al próximo rival, Las Palmas, advierte: "Será un partido distinto al de la Ponferradina. Tienen jugadores jovencitos, con mucha calidad, que siempre apuestan por un fútbol de ataque y además tienen gente con experiencia. Hay que tener cuidado con ellos porque son peligrosos. Su talón de Aquiles quizás sea la defensa, dejan muchos huecos y suelen recibir goles. Tampoco son regulares, les falta un poquito de intensidad y hay que aprovecharlo, aunque nosotros también tenemos que estar listos atrás para no encajar".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios