Fútbol | Tercera RFEF

El Xerez DFC se prepara para la final del domingo ante el Pozobanco

Los jugadores del Xerez DFC abrazan a Ilias tras el 0-1 en Pozoblanco. Los jugadores del Xerez DFC abrazan a Ilias tras el 0-1 en Pozoblanco.

Los jugadores del Xerez DFC abrazan a Ilias tras el 0-1 en Pozoblanco. / Xerezdfc.com

Escrito por

M. Romero

Chapín se vestirá de gala este domingo (18:30) para albergar el partido de vuelta de la primera eliminatoria del play-off de ascenso a Segunda RFEF en el Grupo X. El Xerez DFC recibirá al Pozoblanco, equipo al que se impuso en el campo Nuestra Señora de Luna por 0-1 gracias a un gol de Ilias en la recta final de la primera parte. Parte con la ventaja de se marcador y con la de su mejor clasificación en la tabla -fue tercero- en caso de empate al final de los noventa minutos y de una hipotética prórroga. Las tablas le benefician.

El cuadro de David Sánchez tiene pie y medio en la siguiente ronda, pero todos se muestran cautos y piden el apoyo de la afición, que está respondiendo -el ritmo de venta de localidades es alto y se espera una de las mejores entradas de la temporada en el Municipal-, para escalar el segundo peldaño hacia el ascenso.

Beto Plaza ha escrito en sus redes: "El domingo todos juntos, reventando Chapin". Mientras, Carri se ha expresado de forma parecida: "No intentes entenderlo… Que vuele la cometa. Juntos somos uno, ha llegado nuestro momento".

La plantilla xerecista, que este martes ha tenido el día de descanso, regresa este miércoles a los entrenamientos y el entrenador azulino tiene complicado recuperar al centrocampista Álvaro Martínez, que no pudo jugar en Pozoblanco, tras la lesión en la espalda que, precisamente, se produjo contra los del Valle de los Pedroches en el Municipal en el último partido de liga. El futbolista vuelve a ser seria duda.

Antonio Jesús Cobos, técnico del Pozoblanco, no arroja la toalla y cree en su equipo. Antonio Jesús Cobos, técnico del Pozoblanco, no arroja la toalla y cree en su equipo.

Antonio Jesús Cobos, técnico del Pozoblanco, no arroja la toalla y cree en su equipo.

Cobos: "No hay nada imposible"

Mientras, el Pozoblanco también vuelve en la jornada de este miércoles al trabajo pendiente de la recuperación del central Rafa Manosalva, que no jugó el domingo y es duda. Los cordobeses han asimilado el duro revés que supuso la derrota en su campo ante los azulinos, pero no arrojan la toalla y se aferran al "en fútbol todo es posible", aunque saben que la gesta es complicada. Se van a medir al único equipo que no ha perdido en casa en toda la temporada y que ha logrado como local los mismos 39 puntos que ellos en la fase regular.

La afición también se está movilizando para animar a su equipo en Chapín y el club va a fletar un autocar para facilitar el desplazamiento, mientras que también ha puesto a la venta las entradas que el Xerez DFC les va a facilitar.

Antonio Jesús Cobos, técnico de los pozoalbenses, sabe que tiene mucho trabajo por delante con su plantel, más a nivel mental que deportivo tras la derrota, pero ni él ni sus futbolistas bajan la guardia. Y sobre la derrota del domingo, recuerda que "fue un partido de play-off, con toda la tensión del mundo y mucha presión. Este tipo de encuentros se deciden por pequeños detalles y así fue, creo que pudimos lograr un mejor resultado. La justicia en el fútbol no existe. Nos enfrentamos a un señor equipo y la balanza se decantó del lado de ellos, que supieron defender muy bien y rentabilizar su gol. Si Ángel hubiese acertado antes del descanso y hubiese empatado, pues igual se hubiera visto otra cosa, pero también es cierto que ellos tuvieron el 0-2 con el balón al larguero".

La decepción fue grande, pero avisa que "queda otro partido, esto no está todavía resuelto. Nos hubiese gustado lograr un mejor resultado en nuestro campo para brindárselo a la afición y llegar de otra forma a Chapín, pero es lo que hay. Incluso antes de volver al vestuario al final del partido ya se oían voces entre los jugadores de que podemos ganar en Jerez".

Reconoce que "es lógico que estemos jodidos porque teníamos mucha ilusión, pero ya no tenemos otra cosa en la cabeza, creo que somos conscientes de que en Chapín podemos darle la vuelta a esto, hay que trabajar, nos quedan noventa minutos y en el fútbol no hay nada imposible. Ya no tenemos presión, seremos ambiciosos como durante toda la temporada y vamos a pelear". 

Y para plantar cara al Xerez DFC sabe que "no podemos cometer fallos. Ya he comentado que tienen un señor equipo, que cuenta con futbolistas que saben jugar este tipo de partidos y que tienen talento, necesitan muy poco para hacerte daño y hacerte un gol. Hay que competirles estando muy concentrados, hay que poner corazón, jugar bien al fútbol y hacer muchas cosas bien".

Por último, no olvida que "Chapín es Chapín, es un escenario muy complicado y, además, hay que tener en cuenta que debemos ganar por dos goles de diferencia. La realidad dice que es difícil, pero vamos a pelear por la remontada. Si pensamos que no lo podemos lograr, mejor no ir. También era complicado meterse en play-off y lo hicimos y también era complicado ganar en ese mismo campo al otro Xerez y lo hicimos. Cada uno tiene sus armas y las vamos a utilizar".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios