Igualada esperanzadora

  • El Villarreal firma las tablas sin goles en su visita al Nápoles y todo queda sin decidir de cara a la vuelta · Borja Valero y Nilmar tuvieron opciones en el tramo final

El Villarreal consiguió empatar sin goles en su visita a Nápoles tras un encuentro que no respondió a las expectativas, ya que ni unos ni otros demostraron el potencial que se les presupone por la clasificación que ostentan en sus respectivas ligas.

El Nápoles fue el dominador infructuoso durante gran parte del encuentro, ya que sus escasas ocasiones de gol encontraron siempre una respuesta magnífica por parte de Diego López; mientras que el Villarreal sólo inquietó de verdad a su rival en los últimos 20 minutos, aunque tampoco estuvo certero en los metros finales.

El conjunto napolitano hizo valer su condición de local desde el inicio, llevando el peso del partido frente a un Villarreal que no tuvo la posesión de otras ocasiones y que no pudo por tanto desplegar su habitual estilo de juego sobre el terreno de juego de San Paolo.

El equipo español se replegó bien atrás y sólo pasó por apuros cuando el talentoso Lavezzi conseguía conectar con el uruguayo Cavani, quien en un par de ocasiones puso en apuros a Diego López. Por su parte, el Villarreal veía cómo su principal referencia ofensiva, el italiano Rossi, sufría un severo marcaje por parte de los defensas napolitanos, una circunstancia que no aprovechó su compañero en ataque Nilmar.

En la reanudación, el Nápoles incrementó su dominio, lo que obligó al equipo español a replegarse aún más en su parcela, aunque los italianos no eran capaces de generar claras opciones de gol.

El paso de los minutos comenzó a pasar factura y en el ecuador del segundo periodo el partido comenzó a romperse. Primero perdonó Borja Valero y la réplica local llegó de forma inmediata en un gol bien anulado a Cavani y en un remate de Lavezzi que se topó de nuevo con un Diego López inmenso durante los noventa minutos del choque.

Sin embargo, el tramo final fue para los españoles. Un inspirado Nilmar, bien secundado por Borja Valero, metió el miedo en el cuerpo a los italianos, que sufrieron mucho en los minutos finales para evitar que el Villarreal se llevara la victoria. Todo quedó finalmente abierto de cara al encuentro de El Madrigal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios