Fútbol | Primera Andaluza

Dura derrota del Jerez Industrial ante el Trebujena marcada por la polémica (1-4)

  • Los de Juanjo Durán reclaman falta al portero en el 0-1 y un penalti a Xavi en la jugada previa al 1-3

  • Los industrialistas juegan con 10 desde el 75 por la doble amarilla a Jesús Barrera

  • La Policía tiene que acudir al campo tras las expulsiones de Juanjo Durán y el visitante David Muñoz

El Jerez Industrial ha caído derrotado en La Juventud frente al Trebujena por un gol a cuatro en un partido con mucha polémica y que acabó con las Fuerzas del Orden Público en el campo de la avenida Blas Infante después de que los ánimos se caldearan a raíz del 1-3, muy protestado por el banquillo local al entender que en la jugada previa hubo un penalti sobre Xavi. No lo estimó así la árbitra Zoila González y a partir de ese momento, se montó un lío tremendo, con el técnico industrialista protestando la acción y acusando al jugador visitante David de haber ido a celebrar el gol a su banquillo realizando gestos que fueron la espoleta para que saltara el míster jerezano. Ambos acabaron expulsados, pero la tensión no disminuyó, por lo que se decidió llamar a la Policía.

La Local y la Nacional tardaron pocos minutos en llegar, ordenaron desalojar el campo y el partido se reanudó jugándose los minutos finales, en los que el Trebujena lograba el cuarto desde el punto de penalti y asestando un duro golpe al Jerez Industrial, que ve cómo la amplia ventaja que tenía hace unas semanas se ha visto reducida a un solo punto sobre el Xerez DFC B.

El Jerez Industrial afrontaba el encuentro con la posibilidad de aumentar a cuatro su ventaja sobre el segundo clasificado, pero desde muy pronto se comprobó que no iba a ser el día de los locales. El Trebujena estuvo mucho mejor plantado con un sistema 1-4-4-1 que desde el primer momento se le atragantó a los industrialistas.  Con todo, Jesús Barrera, el mejor de los locales hasta que fue expulsado en la segunda mitad, pudo adelantar al Industrial a los cuatro minutos, pero su disparo lo mandaba Antonio a saque de esquina.

El Trebujena sí acertó con la primera que tuvo en una falta en la que Rubén midió mal su salida y encima tuvo la mala suerte de chocar con un jugador, rebotando el balón y entrando en la meta local. Tiró de casta el equipo de Juanjo y logró el empate gracias a un claro penalti del meta Antonio sobre Juan Rosillo que el delantero se encargó de transformar. Pudo hacer el segundo el Trebujena en una contra en la que tres futbolistas se plantaron ante Rubén, malogrando incomprensiblemente la ocasión.

En la segunda mitad, el Industrial tenía controlado el partido cuando Manolo entregó el balón a Joaqui en el centro del campo, éste avanzó y disparó. Rubén no atajó la pelota y el rechace le cayó a Isma, que marcaba a puerta vacía.

Para colmo, Barrera, el único que estaba llevando peligro, era expulsado a falta de un cuarto de hora. Juanjo ordenó a Jairo jugar de delantero y en el 88’ llegaba la jugada polémica con el posible penalti a Xavi que acababa con una contra fulgurante que culminaba Peru.

Tras reanudarse, los visitantes aún tenían tiempo de marcar el cuarto desde el punto de penalti antes de que Zoila González decretase el final del encuentro, con los ánimos mucho más calmados e imperando la cordura.

Juanjo Durán, entrenador del Jerez Industrial. Juanjo Durán, entrenador del Jerez Industrial.

Juanjo Durán, entrenador del Jerez Industrial. / Pascual (jerez)

Juanjo: "El seis nos ha estado insultando todo el partido"

Así explicaba Juanjo Durán, técnico industrialista, los hechos del final del partido: “El seis nos ha llamado de todo, de los demás jugadores y del cuerpo técnico no tengo nada que decir porque han tenido un buen comportamiento; pero el 6 nos ha tirado besos, nos ha insultado, nos ha llamado ‘mongolos’, ‘subnormales’, ‘hijos de puta’. Así todo el partido. Y con el 1-3 se ha venido a celebrarlo al banquillo nuestro de recochineo. Llevaba todo el partido insultándome, cagándose en mis muertos, sin yo decirle absolutamente nada. Aunque a lo mejor me he excedido, no le íbamos a permitir que se cachondeara en nuestra cara. Ya allí tuvimos que aguantar que me pegara un puñetazo y que nos tiraran una botella de agua al final del partido”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios