Jerez

Anticipo del Estado sí o sí

  • El gobierno local está dispuesto aprobar el adelanto de 49 millones por Junta de Gobierno si no lo apoya la oposición Un informe del tesorero alerta de las consecuencias de no suscribirlo

El Ayuntamiento jerezano pedirá el anticipo al Estado de 49 millones de euros que el pleno rechazó el pasado miércoles. Lo hará sí o sí, ya bien sea a través de un acuerdo de pleno o, en su defecto, de la Junta de Gobierno Local ya que la normativa se lo permite. Eso sí, espera cerrar un acuerdo antes del día 15 (último día para acogerse a esta medida) con los grupos de la oposición para que la propuesta llegue con el máximo consenso posible.

De hecho, a día de hoy es la alternativa más viable que contempla el gobierno local para salvar lo que queda de año y evitar así el grave problema de liquidez que arrastra el Consistorio. No en vano, un informe elaborado por el tesorero municipal advierte que, a principios de año, se calculaba un déficit de 43,9 millones a final del ejercicio y que, teniendo en cuenta los seguimientos trimestrales que se realizan, esta previsión se está cumpliendo "con pequeñas variaciones".

Según el plan financiero de este segundo semestre, entre octubre y diciembre se prevé que los ingresos municipales ronden los 45 millones de euros (un 60% procederá de la recaudación de impuestos). Sin embargo, los gastos estimados ascienden a 68,8 millones, un negativo al que hay que sumarle el que ya se arrastra desde el verano, de ahí que se requieran de ingresos extra para tratar de cuadrar las cuentas.

La alcaldesa, Mamen Sánchez, alertó en el pleno que no recurrir a este adelanto podrían hacer peligrar el pago de las nóminas del Ayuntamiento y la prestación de servicios pero, a tenor de los datos, los ingresos previstos cubren con solvencia los gastos de personal (entre Ayuntamiento, empresas y cuotas sociales el coste hasta el final de año será de unos 24 millones). Además, la normativa establece que estos pagos tienen prioridad respecto al resto, de ahí que lo que peligre realmente sean otros gastos.

No en vano, así lo advierte el tesorero municipal en el informe que elaboró para respaldar la petición del anticipo y que apunta que uno de los mayores perjudicados podrían ser los proveedores. En él incide en que es "conveniente" la petición de este adelanto puesto que se garantizaría el pago a los denominados "acreedores públicos" (son las obligaciones que tiene con la Agencia Tributaria y la Tesorería de la Seguridad Social, fundamentalmente) y se evitaría que el Ayuntamiento continúe retrasándose aún más en abonar las facturas a sus contratistas -actualmente supera los seis meses de demora de media-. Precisamente, este anticipo debería destinarse obligatoriamente a la liquidación de estos débitos.

En declaraciones a este periódico, el edil de Economía, Santiago Galván, instó al resto de grupos a alcanzar un acuerdo que permita la suscripción del anticipo para resolver el problema de tesorería aunque recordó que este se puede aprobar por Junta de Gobierno Local, opción que no se descarta aunque se optaría a ella si no hay alternativa. Los grupos exigieron en el pleno el pasado miércoles que el Ayuntamiento concrete el coste que supondrá el préstamo que tendrá que suscribir a mediados del año que viene para devolver esta cuantía (se estima en unos 3,9 millones, según cálculos de la Tesorería) así como los recortes que se deberán acometer en el presupuesto municipal para afrontar los pagos. En un principio, las cuotas de este crédito serían relativamente asequibles ya que la cuota rondaría los 54.000 euros al mes. Pero a partir de 2018 el Ayuntamiento tendría que reservar unos 600.000 euros mensuales, si se mantienen los intereses actuales, para esta obligación, una cuantía que engrosaría sobremanera el ya de por sí elevado gasto financiero.

Por este motivo, Hacienda obliga a los ayuntamientos a modificar su plan de ajuste con medidas para aumentar sus ingresos y reducir sus gastos para afrontar estas obligaciones. Y es ahí donde la oposición incide en la necesidad de concretar antes de respaldar un anticipo porque lo lógico es que los recortes vayan por la parte de los gastos ante el escaso margen para generar nuevos ingresos. Eso sí, el gobierno local insiste en que estos no serían "traumáticos", aunque por el momento estos no se han concretado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios