Mamen Sánchez | Alcaldesa de Jerez "No habrá Feria, pero trabajamos en un plan alternativo para dinamizar la economía"

  • La regidora anuncia en esta entrevista un paquete de inversiones en obras por importe de 11 millones

  • Avanza que se trabajan en actividades para apoyar al comercio y la hostelería ante la suspensión de las procesiones y de la Feria

La alcaldesa, Mamen Sánchez, en el salón noble del Ayuntamiento. La alcaldesa, Mamen Sánchez, en el salón noble del Ayuntamiento.

La alcaldesa, Mamen Sánchez, en el salón noble del Ayuntamiento. / Pascual

En plena tercera ola de la pandemia del coronavirus, la alcaldesa, Mamen Sánchez, apela a la “esperanza”. Espera que, con las nuevas medidas para contener la expansión de la covid-19, unido al deseo de que la campaña de vacunación coja ritmo, la ciudad empiece a recobrar la normalidad a partir de la primavera.

La regidora atendió a Diario de Jerez en la mañana del pasado jueves, un día antes de que se decretara un nuevo cierre perimetral a partir de este domingo. La entrevista se desarrolló mientras los sindicatos se manifestaban en la puerta del Ayuntamiento para protestar por la denuncia contra dos trabajadores municipales a los que se les acusa de haber accedido a expedientes municipales de manera fraudulenta.

En este encuentro, Sánchez da por seguro lo que es casi una obviedad: no habrá Feria del Caballo. En su lugar, ya se trabaja en un plan alternativo para ayudar al comercio y a la hostelería con actividades porque, tal y como asegura, “ahora mismo no podemos pensar en hacer fiestas pero sí en ayudar a los sectores que peor lo están pasando”. Anuncia un paquete de inversiones de obra pública que se ejecutará en este año y que tendrá un importe que rondará los 11 millones de euros. E insiste en que, a pesar de la crisis, la iniciativa privada sigue apostando por Jerez.

Alcaldesa, desde el inicio de la pandemia más de 8.660 jerezanos se han contagiado de coronavirus. Además, esta semana se ha alcanzado una incidencia acumulada de más de 650 casos por 100.000 habitantes en los últimos 15 días. Son cifras muy preocupantes...

Totalmente. Incluso, pienso que los datos oficiales son más bajos de los reales porque todos conocemos a gente que se ha quedado en casa esperando a que le hagan una PCR porque, como normal general, ya hemos aprendido las medidas que hay que seguir para proteger y protegerse. Vemos que los ciudadanos hacen sus propios rastreos, de ahí que piense que hay más casos de los que oficialmente se estén diciendo. Por eso, siempre hemos reclamado transparencia en los datos y hemos pedido saber el número de contagiados en las pedanías ya que así se pueden adoptar mejores decisiones. En esto, todas las administraciones debemos ir de la mano porque nuestro objetivo es que esto pase cuanto antes. Esperemos que pase esta tercera ola y no haya más olas.

Hace unos días, reclamó datos del ritmo de vacunación a la Junta. ¿Qué información tiene?

Información oficial, ninguna. Tengo información extraoficial, pero como es así no la digo, solo que se han puesto poquísimas.

Acabamos de pasar unas Navidades y hay un debate sobre si hubiera sido mejor la aplicación de más restricciones para no haber generado esta tercera ola en la que estamos inmersos. ¿Usted cree que las medidas fueron las adecuadas?

No estoy en esa mesa para poder participar porque en ella no están los alcaldes. Esas mesas tienen unos expertos sanitarios que deben decidir sobre lo que hay que hacer y acatamos lo que deciden. Hemos visto por la televisión que hay sitios en los que ha habido comportamientos muy incívicos; en Jerez, solo se cogió una fiesta ilegal por lo que podemos decir que el cumplimiento ha sido bastante ejemplar.

Le pregunto por la situación en dos instalaciones municipales como son el centro de acogida San José y el Albergue Municipal. Al parecer, ha habido positivos entre algunos trabajadores...

A lo largo de estos meses, ha habido algunos casos positivos entre trabajadores y usuarios. Se ha preparado un plan importantísimo en el centro de acogida de San José, con un esfuerzo tremendo de las familias, que han tenido que prescindir de ver a sus familiares, y se han ido salvando las situaciones que se han ido dando. Eso sí, hemos sido la última residencia de mayores que se ha vacunado porque así lo ha decidido la Junta. Mientras, en el Albergue hemos llegado a un acuerdo con el Hogar San Juan y La Salle para que las personas que están en la calle hayan podido dormir en estos sitios durante estos días que ha habido tanto frío. En los últimos días, en el Hogar San Juan se pudo meter, incluso, a otras personas que vinieron de otros sitios donde no estaban atendidos. Si de algo puedo estar orgullosa a lo largo de este último año es del trabajo mano a mano que el Ayuntamiento ha realizado con entidades y empresas para ayudar a los que peor lo están pasando.

Días atrás, la Junta se reunió con los consejos de hermandades de las principales ciudades andaluzas para ver qué se puede hacer de cara a la Semana Santa. ¿Usted qué piensa que debería hacerse?

El 29 de diciembre ya nos pusimos a disposición de la Unión de Hermandades de Jerez para poder hacer algo de cara a Semana Santa. Yo espero que, si ahora logramos contener la situación y se empieza a extender la vacunación, podamos tener un respiro de cara a la primavera. Y, por tanto, tenemos varias cosas preorganizadas con la Unión de Hermandades que en su momento se decidirán. Le hemos ofrecido distintos espacios para poder hacer cosas y vamos a empezar a cerrarlo a partir de ahora una vez celebrada la reunión que tuvieron en Sevilla con la Junta de Andalucía. La semana que viene tendremos una reunión para verlo, pero no quiero ser yo quien lo cuente. Solo puedo decir que estamos analizando varias cosas.

¿No puede ser más explícita?

No. Primero, la Unión de Hermandades decidirlo en sus órganos. Quiero ser respetuosa con ello.

La regidora, durante la entrevista. La regidora, durante la entrevista.

La regidora, durante la entrevista. / Pascual

¿Y qué va a pasar con la Feria del Caballo?

La próxima semana, o la siguiente, se convocará la mesa del turismo. Todos sabemos, lógicamente, que no va a haber feria, pero estamos preparando un plan muy bonito para hacer en mayo actividades vinculándolas al Festival de Jerez, que también se celebrará en mayo. Estamos trabajando en hacer algo con la hostelería, el comercio, el sector que se dedica a la Feria...Tenemos unas ideas que queremos hacer con el objetivo de movilizar al máximo los sectores que salen beneficiados con la Semana Santa o la Feria. No estamos pensando en fiestas, sino en darle oportunidades a estos sectores.

¿Y cómo compatibilizamos eso cuando estamos hablando que a día de hoy hay récord de contagios en la ciudad?

Estamos hablando de algo que se celebrará en mayo o, incluso de junio. Pero sí estamos esperanzados en que estas situaciones de restricción que vivimos ahora, más la vacuna, haga posible que a mediados de la primavera estemos en otras condiciones que nos permitan hacer cosas. Lo que vayamos a hacer no va a suponer aglomeraciones, bullicios... se pueden hacer cosas más dilatadas en el tiempo. No hay que hacer una semana alternativa a la Feria, es que tal vez Jerez puede dedicar todo un mes de mayo o de junio a hacer cosas que dinamicen la economía. Para ello, nos vamos a sentar con los sectores y que sean ellos los que hagan propuestas. Estoy convencida de que nadie está para fiestas, sino de buscar alternativas a los sectores que lo están pasando mal. Por eso, es tan importante que el Ayuntamiento haya firmado por primera vez unos convenios con unas ayudas al comercio y la hostelería o el sector del taxi. Todo se hará en función de las condiciones en la que estemos en ese momento.

En mayo será también el Gran Premio de Motociclismo. ¿El Ayuntamiento puede permitirse económicamente otra prueba sin público, teniendo en cuenta que es su única vía de ingresos?

El público le da un plus a la prueba. Eso sí, el pasado año logramos negociar que el Ayuntamiento no asumiera los costes que no fueran más allá de los habituales de la prueba. Por lo tanto, no hemos tenido que asumir el canon ni ningún otro coste.

Nos retrotraemos a mediados de marzo cuando se adoptaron las primeras decisiones ante la expansión de la pandemia. ¿Se imaginó en aquel momento lo que estamos viviendo actualmente?

Nadie pensó entonces que esta situación iba a ser para tanto tiempo. En ese momento, solo pensamos en empezar a resolver los problemas que surgen; de hecho, adoptamos medidas antes de que se decretara el estado de alarma. Creo que en eso tuvo mucha importancia que el 9 de marzo estuviera en Madrid con el delegado de Urbanismo [José Antonio Díaz] en una reunión con Aena. Allí nos dimos cuenta de lo que se nos podía venir encima. Desde ese primer momento adoptamos medidas de reorganización de una administración pública que está pensada para atender presencialmente al ciudadano. Tuvimos que montar todo el dispositivo para que los empleados pudieran trabajar telemáticamente. Y ya vimos en marzo que hubo personas que empezaron a dejar de tener dinero para comer y así surgió la idea de proteger a las personas poniendo en marcha un procedimiento en el que se volcó todo Jerez. Pensamos que el centro municipal de alimentos iba a ser para una semana y ya lleva funcionando nueve meses, reforzándolo y constituyéndolo como centro oficial de alimentos. Se han tenido que duplicar las ayudas sociales hasta alcanzar los cuatro millones de euros. Pero eso era lo que había que hacer.

Comercio y hostelería, pilares de la economía local, están especialmente tocados por la pandemia. Recientemente se han firmado convenios de colaboración, pero llevan tiempo reclamando medidas de apoyo fiscal. Estas se solicitaron al Ministerio de Hacienda, pero no hubo respuesta. ¿Por qué no se pueden hacer?

Hay también otras administraciones. Ahí está el Estado que está apostando por los ERTE, que han evitado muchos despidos en las empresas. También se ha reforzado las ayudas a los autónomos. Y hay otras administraciones que, poco a poco, también están sacando líneas de ayudas. ¿Qué puede hacer el Ayuntamiento? El Ayuntamiento, desde el primer momento, ha dicho que cualquier ciudadano puede pedir unos aplazamientos de sus impuestos. Y le hemos dicho a toda la hostelería que tiene veladores que tienen el derecho a pedir que no se les cobre por la parte proporcional del tiempo que no pueden colocarlos. Y hemos puesto sobre la mesa unos 400.000 euros para estos sectores, una medida que sí nos ha dado el Ministerio de Hacienda. Pero estamos en un plan de ajuste que no nos permite bajar impuestos y tasas. Me gustaría ver los informes de los interventores de esos ayuntamientos que anuncian que van a bajar determinadas tasas porque, en teoría, la ley no te lo permite.

Se han realizado acciones de apoyo al comercio y la hostelería, dos pilares de la economía local. Pero, se lleva años hablando de la necesidad de cambiar el modelo productivo para no depender en exceso de estos sectores, muy marcados por la estacionalidad. ¿Qué es lo que hay que hacer para lograr este difícil objetivo?

A veces solo tenemos conocimiento de los sitios por los que paseamos, pero, si nos damos una vuelta por los polígonos de Jerez, podemos apreciar que hay muchas empresas. Para empezar, hay muchas empresas de Jerez que están apostando por la diversificación. Es el caso de las bodegas; los cambios en las ordenanzas han permitido que pueda haber bodegas en las viñas. Se están ampliando bodegas y se puede dar una vuelta por Jerez para ver cuánta tonelería se ha creado en los últimos tres años. También ha aumentado, por ejemplo, el número de personas que trabajan en el edificio de Iberdrola del Parque Empresarial, donde hay trabajando 5.000 personas en sectores vinculados al mundo digital. Hablamos también de la instalación de mucha energía fotovoltaica, que también supone un cambio de modelo productivo. Y estamos trabajando en varias líneas; en una de ellas estoy muy esperanzada. Vamos a trabajar con los nuevos fondos europeos [los fondos ‘Next Generation’] en unas iniciativas vinculadas al viñedo. Vamos a trabajar en el tema turístico vinculado al viñedo, la rehabilitación de casas de viñas, la investigación del viñedo, la economía circular con el aprovechamiento de los productos vitivinícolas... Fue un tema que ya hablamos con el Consejo Regulador y ya tenemos el asesoramiento de algunos parlamentarios europeos. En definitiva, estamos tratando de desarrollar un modelo de ciudad basado en una economía sostenible. Por otro lado, estamos también reforzando los servicios sociales y en la atención a las personas mayores y dependientes. Es un sector en el que estamos trabajando de la mano de la iniciativa privada.

La alcaldesa, Mamen Sánchez. La alcaldesa, Mamen Sánchez.

La alcaldesa, Mamen Sánchez. / Pascual

Jerez ha cerrado el año con más de 32.800 parados...

Es una cifra provocada por la situación de pandemia. Hasta antes de la pandemia, estábamos en un ritmo de reducción de 1.000 personas desempleadas al año. Pero esta es la situación que estamos viviendo. ¿Qué puede hacer una empresa en este escenario de incertidumbre? Está claro que hasta que esto no pase las empresas no sabrán cómo tienen que hacer las cosas, aunque haya ERTE que estén ayudando a sobrellevar la situación. Ante esto, el Ayuntamiento está reforzando los servicios públicos; el PP, en cambio, recortó y echó a empleados. Estamos trabajando en sacar nuevas oposiciones; estamos aspirando al mayor número de planes y fondos posibles; estamos trabajando en un plan de ayudas a familias desestructuradas con contrataciones semestrales; y hemos reforzado el servicio de ayuda a domicilio. Pero, sobre todo, vamos a sacar un paquete de inversión pública de más de 11 millones de euros que va generar dinamización en la economía. Serán obras en los barrios, se van a recuperar espacios degradados, se va a hacer inversión en materia deportiva. Y con la Edusi vamos a hacer una importante inversión en el mercado de abastos de medio millón de euros.

¿Puede dar más detalle de ese paquete de inversiones?

Ya sacamos uno en mayo y ahora estamos preparando uno nuevo. Son obras en barrios, instalaciones, equipamientos... También estamos trabajando en un ‘hub’ de emprendedores vinculados a la industria cultural-digital. Estamos trabajando desde la parte pública con la parte privada para que estos emprendedores que tenemos en la ciudad con creatividad y no tienen espacio para desarrollar sus ideas puedan estar en ese lugar donde creen iniciativa. Se ubicará en el Parque Tecnológico Agroalimentario.

Ha hecho mención de los fondos europeos ‘Next Generation’. ¿Por qué hay tantas esperanzas en estos cuando tenemos experiencia de otros fondos europeos que se prometieron como un maná como la Edusi, la ITI o el Plan Urban?

Bueno, a día de hoy, Jerez se está beneficiando de unos fondos como son la Edusi que han permitido, por ejemplo, que haya nuevos autobuses, que se estén rehabilitando muchos equipamientos como el Tabanco del Duque o que se esté haciendo una nueva zona deportiva en Chapín. Los Edusi han sido para Jerez muy importantes. Ahora, con los fondos ‘Next Generation’ nos reunimos con los grupos y decidimos hacer una biblioteca de proyectos. Pero ya no son solo esos fondos, sino que estamos viendo que hay otros ayuntamientos que finalmente no han podido acceder a la ITI o a la Edusi y estamos viendo si puede haber una segunda oportunidad. Para eso hemos creado un fondo de biblioteca para que, cuando salga la convocatoria que sea, buscar el proyecto que se adapte y presentarlo. Eso sí, estamos viendo que los fondos ‘Next Generation’ van a gestionarse más rápidos porque están pensados para salir de la crisis provocada por la pandemia. Hay cosas muy novedosas en la parte pública, pero también vamos a trabajar con la parte privada.

En esta semana se ha anunciado la reanudación de una obra financiada por fondos europeos como es la reurbanización de la plaza Esteve. Sin embargo, esta obra supuso un agrio enfrentamiento institucional con la Junta de Andalucía. ¿Por qué se llegó a ese nivel de enfrentamiento, que acabó en el juzgado?

Con las obras de Corredera y Esteve, nosotros siempre estuvimos dispuestos a explicar el proyecto y a hacer modificaciones. Pero lo que no podíamos permitir es que se tuviera que pedir permiso por algo que es competencia del Ayuntamiento. No podemos perder las competencias que tenemos porque alguien quiera usurpárnoslas. Al final, el resultado de la obra va a ser el mismo del que aparece en la fotografía que lleva puesta desde hace meses en la plaza del Arenal. Lo único que queríamos era que entendieran que el Ayuntamiento tiene sus competencias y no tenía que preguntárselo a la Junta. Yo creo que ese ha sido el problema y espero que esto al final pueda servir para alcanzar acuerdos. Y también espero que esto sirva para que, por fin, pueda sentarme con el presidente de la Junta [Juanma Moreno] y escuche a Jerez. Me parece muy bien que hace unos días haya ido a Algeciras, pero también tiene que venir a Jerez. Podemos discutir, por ejemplo, que ellos no estén de acuerdo con un centro tecnológico del motor, que es un proyecto estratégico para la ciudad y donde teníamos dos empresas que iban a instalarse, pero que nos digan dónde están los cinco millones. Mientras tanto, nosotros seguimos trabajando en desarrollar este proyecto de la mano de la iniciativa privada; vamos a sacar un proyecto de redacción para adecuarlo a los fondos europeos ‘Next Generation’. Tal vez no podamos hacer las pistas que llevaba el primer proyecto, pero buscaremos otras fórmulas para ejecutarlas. Y queremos saber si la Junta va a destinar parte de los fondos europeos a los ayuntamientos; el Estado ya nos ha dicho que sí. Jerez merece que se nos escuche; no vale solo con que el presidente sea muy simpático y hablemos cuando nos encontramos en un acto; hay muchos temas de Jerez que tenemos que hablar en serio.

Junta y Ayuntamiento tienen varios proyectos en común como son el Museo del Flamenco, la reurbanización del Arroyo o la rehabilitación de La Asunción y La Constancia. ¿Nos preparamos para nuevos capítulos de enfrentamiento institucional?

En principio, parece que todo está encauzado. Pero lo que no puede ser es que nos pidan ‘cositas’ a cuentagotas. Por ejemplo, nos dicen que tal cable no puede pasar por un sitio, sino que tiene pasar por otro. Por favor, hay que decirlo todo de una vez. Yo le digo a mis técnicos que cumplan con los plazos y con las peticiones de la Junta, porque ningún alcalde está en contra de que lleguen nuevas inversiones a su ciudad. Es el caso del Museo del Flamenco. El Ayuntamiento nunca va a poner trabas a un proyecto por el que hemos apostado desde el primer día y que ha permitido, además, que haya movimiento en su entorno. Están habiendo muchas compras de edificios que hasta no hace mucho no había. En los dos próximos años vamos a ver que se van a rehabilitar sitios abandonados hace décadas.

Ya que alude al centro histórico, hay voces que alertan de que ante la proliferación de hoteles y, sobre todo, apartamentos turísticos, se va camino de la temida ‘turistificación’ en lugar de acometer una repoblación...

El centro de Jerez se despobló cuando nuestros abuelos vivían en el centro y se hicieron barrios nuevos con mejores viviendas. A partir de ahí, nadie se ocupó del centro, sino que los PGOU han hecho muy difícil apostar por vivir en el centro porque son muy restrictivos en materia de rehabilitación. Por eso, hemos dado un nuevo impulso al registro de solares y eso ha provocado que muchos se pongan las pilas; y estamos estudiando las fichas de los edificios catalogados a los que no se les admite, ni siquiera, una plaza de garaje cuando en el resto de la ciudad se pueden hacer parques infantiles, pistas de pádel o garajes. Por eso vamos a apostar por crear jardines y espacios donde puedan jugar los niños en el centro de Jerez. Hay que darle un contenido al centro de la ciudad y va encaminado a la vivienda. Le puedo decir que, aunque parezca lo contrario, las empresas que están comprando casas en el centro de Jerez están apostando por hacer viviendas y no tanto por apartamentos turísticos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios