Jerez

Puerto II y el CIS de Jerez, en doce meses

  • Los centros penitenciarios que dirige Gustavo Adolfo Villas editan, por segundo año, un calendario con imágenes que reflejan la vida de los internos y de los funcionarios

  • Se trata de una iniciativa pionera que no se ha realizado en ninguna otra prisión

Gustavo Adolfo Villas, durante la entrevista en Diario de Jerez, con algunos ejemplares del calendario. Gustavo Adolfo Villas, durante la entrevista en Diario de Jerez, con algunos ejemplares del calendario.

Gustavo Adolfo Villas, durante la entrevista en Diario de Jerez, con algunos ejemplares del calendario. / Vanesa Lobo

Una persona leyendo un libro, alguien tocando una guitarra, un deportista levantando pesas y una llave cerrando una puerta. Estas son algunas de las imágenes que forman parte del calendario 2020 elaborado, por segundo año consecutivo, por el centro penitenciario de Puerto II y el Centro de Inserción Social de Jerez. Se trata de una iniciativa, pionera en España, en la que las manos de los propios internos y funcionarios de ambos centros son las protagonistas de cada uno de los meses.

El director de Puerto II, Gustavo Adolfo Villas, explica que la idea surgió el año pasado entre educadores y varios profesionales del centro “que me lo plantearon y me pareció una idea original porque no se había hecho en ningún lugar de España”. Tras transmitirlo a la Secretaria General de Instituciones Penitenciarias y obtener el visto bueno de la misma, se puso en marcha su elaboración para mostrar “la interrelación entre los trabajadores del centro penitenciario e internos”.

El objetivo de esta publicación, según explica Villas, es doble. Por un lado, “que los internos, en su búsqueda de la reinserción, interactúen en programas de tratamiento pero también en otro tipo de actividades. Que ellos se sientan involucrados, eso lo que queremos”. Asimismo, con el calendario se intenta también “dar un poco de naturalidad y transparencia a los centros penitenciarios, que no hay nada extraño”.

Tal como explica el director de Puerto II, centro del que también depende el CIS de Jerez, cada mes del calendario refleja actividades cotidianas de la prisión: la escuela, las comunicaciones, los servicios sanitarios, el día a día del funcionario... “En un centro penitenciario hay que ocupar el tiempo de alguna manera, lo más productiva posible. Puede haber programas de tratamiento pero, cuando no los están haciendo, hay otro tipo de actividades más ocupacionales y temas artísticos. Es lo que se ha intentado reflejar”. En esta ocasión, además, se ha focalizado todo en las manos “como reflejo del esfuerzo y el trabajo”.

Gustavo Adolfo Villas hace hincapié en que la meta es que las prisiones “sean algo más”. “Yo siempre digo que tenemos que intentar conseguir que los centros penitenciarios sean escuelas de valores porque para reinsertar a los internos y reeducarlos, que es nuestro fin constitucional, hay que intentar darle una serie de valores”, añade.

Al igual que en la primera edición, el calendario ha sido presentado este año en enero en la subdelegación del Gobierno durante la celebración del Consejo Social Local, en el que participan las ONG y colectivos que colaboran habitualmente con los centros penitenciarios. A todos ellos se les entregó un ejemplar como agradecimiento a su labor.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios