Jerez

El resultado final en la Amargura confirma la ruptura de la cofradía

  • Manuel Cantalejo se ofrece para formar una junta con miembros de ambas candidaturas

Un sayón azota al Señor en el magnífico paso de misterio de la Flagelación. Un sayón azota al Señor en el magnífico paso de misterio de la Flagelación.

Un sayón azota al Señor en el magnífico paso de misterio de la Flagelación. / manuel aranda

Si el resultado final del cabildo de elecciones celebrado en la hermandad de la Amargura arroja un resultado final ese es la constatación de la ruptura que, desafortunadamente, padece la elegante cofradía de la parroquia de los Descalzos.

Manuel Cantalejo Gutiérrez ganó finalmente con tan sólo un voto de diferencia a Alejandro Aguilar tras hacerse el recuento final del escrutinio. Si en un principio era Aguilar el más votado, la mesa, presidida por el párroco de San Juan Bautista, Luis Salado de la Riva, desestimó once votos emitidos por correo por un problema de forma al no haberse dirigido estos votos a la secretaría de la hermandad tal y como obligan las normas diocesanas. En un segundo recuento, se daba un vuelco al resultado y era Cantalejo Gutiérrez quien, finalmente, era el elegido por el cabildo como futuro hermano mayor de la hermandad de la Flagelación.

Cantalejo ganó con sólo un voto de ventaja tras desestimarse once emitidos por correo

Eran 376 votos emitidos donde se declaraban 3 nulos, 6 en blanco y 184 a favor de Manuel Cantalejo mientras que Alejandro Aguilar sacaba uno menos.

Precisamente, Alejandro Aguilar ha querido declarar a este medio que "quiero que se me aclare en la delegación diocesana de Hermandades y Cofradías las dudas que deja este recuento. Entiendo que las normas dicen que el ganador deberá de sacar al menos la mitad de los votos emitidos. Estos son 376 y el otro candidato no ha sacado los 188 votos necesarios. Si me ofrecen una respuesta jurídica convincente, por supuesto que asumiré este resultado y no llevaré a cabo la impugnación pertinente", aseveraba el candidato. Por su parte, al margen de que reconoce la ruptura que sufre la hermandad, en cuanto a los once votos por correo a su favor, Alejandro afirma que "entiendo que llegaron a la secretaría deberían de haberse dado como buenos".

Por otro lado, el hermano mayor elegido, Manuel Cantalejo, asegura que "por un lado estoy contento porque ser hermano mayor de mi hermandad de la Flagelación siempre fue una ilusión para mí y ahora por fin lo voy a ser. Sin embargo, por otro lado, siento mucha pena de que esta elección no haya tenido el respaldo suficiente por parte de los hermanos que yo hubiese deseado. Sinceramente me da pena que haya sido por un sólo un voto de diferencia con Alejandro por el que en el ámbito personal no tengo nada en contra".

Cantalejo ya de entrada, se ofrece "para unir a las partes encontradas de la hermandad. Ese será mi primer objetivo en esta legislatura que ahora se va a iniciar. Es lo más importante y seré el hermano mayor de todos y cada uno de mis hermanos". En este sentido, Cantalejo no descarta, incluso, hacer una junta de consenso, entre las dos partes. "Lo haría, aunque todo esto lo tendría que consultar con los hermanos que venían conmigo en mi junta. Pero no diría que no si fuese para unir a la hermandad", concluye Cantalejo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios