Provincia de Cádiz

Batacazo del turismo extranjero en Cádiz durante el mes de agosto

  • Las pernoctaciones de visitantes internacionales caen un 72,6% en comparación con el mismo periodo del año anterior.

  • "Hasta julio de 2021, los hoteles no tienen perspectiva en el horizonte", dice Antonio de María, presidente de Horeca.

Turistas en Cádiz capital con maletas y mascarillas. Turistas en Cádiz capital con maletas y mascarillas.

Turistas en Cádiz capital con maletas y mascarillas. / Fito Carreto

El turismo extranjero en la provincia de Cádiz ha sufrido un batacazo durante el pasado agosto, un mes que ha registrado un descenso de 67.855 viajeros internacionales menos que en el mismo periodo de 2019. Sin embargo, el turismo nacional ha logrado sobrevivir a un agosto marcado por el Covid-19, en tanto que ha sumado más de 256.000 viajeros, una cifra ligeramente inferior a la de ese mismo mes de 2019.

Eso sí, en cómputos globales, la provincia gaditana se sitúa como quinto destino turístico dentro del territorio nacional, solo por debajo de Gerona, Málaga, Baleares y Alicante, con 287.517 visitas en total en el mes del veraneo por excelencia. Asimismo, ocupa el  segundo lugar de Andalucía tanto por viajeros alojados como por pernoctaciones durante los meses de julio y agosto, lo que sitúa a los hoteles de la provincia en el grupo de los más demandados.

Según los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadísticas, el pasado mes de agosto la provincia de Cádiz recibió a 256.772 turistas nacionales, unos 20.000 menos que en agosto de 2019, y a 30.745 turistas extranjeros, casi 68.000 menos en comparación con los 98.600 que acogió en el mismo mes del año anterior. 

Las pernoctaciones también han bajado de forma considerable en tierras gaditanas en agosto de 2020, tanto de viajeros nacionales como extranjeros, tal y como refleja el informe del Coyuntura Turística Hotelera del INE. De las 996.252 pernoctaciones nacionales de agosto de 2019 se han pasado a las 805.330, lo que supone una caída en las estancias de 190.922. El descenso de las pernoctaciones extranjeras es aún mayor, en tanto que este agosto se han contabilizado 97.796 estancias de turistas no nacionales frente a las 356.332 de agosto de 2019, esto es, 258.536 pernoctaciones menos. En términos porcentuales, hablamos de una disminución del 72,6%.

"Se veía venir", ha dicho Antonio de María, presidente de la Federación de Hostelería de Cádiz, Horeca, sobre el desplome del turismo extranjero en Cádiz. "Sin vuelos a Jerez ni a ningún otro aeropuerto por las restricciones que ha impuesto la pandemia del coronavirus, es imposible alcanzar las cifras de veranos anteriores", comenta De María, que no obstante, valora positivamente que la provincia de Cádiz ocupe el quinto puesto como destino turístico a nivel nacional. "No son malos datos. Son números que demuestran que el producto turístico gaditano es serio, de calidad y está consolidado. De ahí que la clientela haya sido fiel y nos haya seguido visitando".  

Cuestionado sobre la causa del descenso en la llegada de extranjeros a Cádiz durante el pasado mes de agosto, Antonio de María lo achaca a las restricciones de movilidad. "No ha habido touroperación, es decir, no se han vendido paquetes de estancias por quince días o por un mes. El extranjero que ha venido lo ha hecho en tren o en vehículo propio y ha permanecido en la provincia pocos días. Han sido turistas de paso". Pese a ello, el representante de los hosteleros gaditanos aplaude la cifra alcanzada de 30.745 turistas no nacionales en agosto en Cádiz. "Son unos datos estupendos a tener en cuenta con la que está cayendo".

"Este verano no podemos hablar de beneficios", afirma Antonio de María

Para el presidente de Horeca, es "fundamental" que se reactiven las líneas aéreas así como que se eliminen, o al menos se limiten, las restricciones a los turistas que vienen a España. "Obligar a una persona a estar en cuarentena después de visitar nuestro país no ayuda para que nos elijan como destino vacacional". 

Según De María, la industria turística gaditana ha podido hacer frente a los gastos inherentes a su actividad durante los meses estivales, sin embargo, "este verano no podemos hablar de beneficios, las cuentas de resultados no han dado para más". 

En este mes de septiembre, muchos hoteles de la provincia gaditana han echado ya la baraja "por una razón muy sencilla", indica Antonio de María, "cierran porque no hay reservas". "Si no hay Mundial de Motos, ni ferias, ni Semana Santa, ni bodas, ni comuniones... por no haber, no hay ni temporada de golf. ¿Quién va a venir en estas circunstancias?", se pregunta sin esperar respuesta el responsable de Horeca. "Hasta julio de 2021, los hoteles no tienen perspectiva en el horizonte".

Dentro de ese contexto tan negro en el panorama turístico provincial, De María intenta lanzar un mensaje de optimismo: "La previsión de ocupación que barajábamos en Cádiz para agosto se situaba en un 52% y al final hemos logrado un 62%. Eso sí, en agosto de 2019 alcanzamos un 92% de ocupación, por lo que la caída con respecto a este año es de 30 puntos", concluye. 

 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios