Desde el nido del cuco

Descubrimiento flamenco desde Jerez

Dampier descubrió los nidos de flamencos que vio en 1.683 en una de las islas de cabo Verde. Eran como unos elevados montes cónicos de barro sobre los que la hembra se sentaba a horcajadas. Este hecho se tuvo como cierto durante muchos años ya que todavía, a mediados del XIX, Lord Lilford y Howard Saunders, no pudieron rebatir esta forma de incubación.

Es por fin, en mayo de 1.884 y saliendo del Recreo de Las Cadenas en Jerez, cuando Abel Chapman y Walter Buck descubren la gran colonia de cría de flamencos en Doñana. Describen los autores: «A esa distancia pudimos observar con los prismáticos a las aves con la claridad deseada. Las largas patas rojas se doblaban bajo los cuerpos, proyectándose las articulaciones hasta la cola o más y sus gráciles cuellos ondulados entre las plumas del dorso como un cisne echado, y con la cabeza descansando sobre el pecho. Todo esto era inconfundible».

Prosiguen: «al acercarnos al primero de los grandes lucios de Doñana, una vista maravillosa se ofrecía a nuestros ojos. El agua ocupaba tres o cuatro millas, pero estaba literalmente ocupada por multitud de flamencos que cubrían su superficie. Por un momento fue difícil de creer que estas leguas de rosa y blanco pudiera realmente proceder de criaturas vivientes».

La cuestión quedaba desvelada y el descubrimiento de la «Incunabula», como la denominan los descubridores, creó tanta controversia que incluso hacia 1.910 tuvo lugar un desagradable y largo incidente de Chapman y Buck con el Coronel Verner, reputado ornitólogo y buen conocedor de las sierras próximas a Gibraltar, sobre la nidificación de los flamencos en la marisma, con una desorbitada polémica que fue llevada incluso a juicio por libelo en Londres.

Como habíamos visto en los dos anteriores artículos, Jerez sigue teniendo mucho que ver con el flamenco, tanto el artístico como el de naturaleza, y este descubrimiento, aunque parezca absurdo, fue una gran sensación en todo el mundo de la ornitología.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios