Cofradías

El Cristo de la Defensión regresa a sus orígenes cartujanos

  • La hermandad capuchina celebrará los 225 años de la imagen junto a las Hermanas de Belén

Pintura del Cristo de la Defensión en la Cartuja. Pintura del Cristo de la Defensión en la Cartuja.

Pintura del Cristo de la Defensión en la Cartuja.

Días grandes para la comunidad capuchina de la ciudad de Jerez y, más concretamente, para los cofrades de la hermandad de la Defensión. Una semana en la que la corporación está celebrando los 225 años de la bendición del Santísimo Cristo, obra del imaginero valenciano José Esteve Bonet.

Los actos comenzaron ayer sábado con el concierto de la ‘Centuria Macarena’. Agrupación musical de cornetas y tambores que cada Martes Santo acompaña al paso de misterio. Hoy domingo, tendrá lugar a las 19 horas la entrada de la imagen por la puerta de la portada del monasterio de la Cartuja, iniciándose en ese momento el Vía-Crucis atribuido al Beato Diego José de Cádiz, hasta la puerta donde se encuentra la portada que diseñara el cartujo fray Pedro del Piñar a mediados del siglo XVII . Una vez en el interior de la Iglesia, el Cristo se ubicará en el mismo lugar donde las crónicas indican que fue bendecido por el Padre Prior de los cartujos. Allí se le rezarán los cinco padre Nuestros a las Llagas, como es costumbre en esta hermandad cada vez que se traslada al Cristo.

El próximo lunes tendrá lugar la Eucaristía a las 17,30 horas y una vez acabada se formará el cortejo de hermanos para trasladar al Cristo hasta la fachada renacentista de la portada del monasterio.

Serán viejas estampas que recordarán aquellos días en los que el Cristo de la Defensión estuvo en el monasterio cartujano hace ahora 225 años.

Comunicado de la hermandad de la Defensión

En el día de hoy el Cristo de la Defensión se trasladará al Monasterio de la Cartuja para conmemorar el 225 aniversario de Su llegada a Jerez. Con tal motivo la Hermandad de la Defensión ruega se le dé difusión a la siguiente información. 

El aparcamiento del Monasterio es de dimensiones reducidas, por lo que se recomienda utilizar el transporte público para evitar problemas de estacionamiento. 

El Monasterio de la Cartuja alberga a la comunidad de las Hermanas de Belén, que es una Orden monástica que vive en soledad, por lo que se pide a todas las personas que acudan al cenobio cartujano que tomen conciencia del lugar sagrado en el que se está y que el silencio sea lo que impere hasta que finalice el acto. 

Se podrán hacer fotografías desde el imafronte del Monasterio (portada) hasta el muro donde empieza el atrio de la Iglesia, al objeto de no interrumpir el recogimiento del Vía-Crucis.

La Hermandad de la Defensión quiere hacer patente su agradecimiento a las Hermanas de Belén por su acogida, al igual que al Obispo y a la Orden Capuchina por permitir este traslado.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios