Fútbol | Tercera División Marcelo: "El margen de mejora que tiene el Xerez DFC es importante"

  • El azulino, operado tras el partido ante el Betis Dvo., confiesa que "cuando me lesioné, el míster había hecho los tres cambios y yo no lo pedía ni loco"

  • "Lo de esta afición es espectacular, la unión con ella y su apoyo los noventa minutos nos da la vida, al final estaremos entre los cuatro primeros", destaca

Marcelo, junto a Pepe Masegosa en el partido del domingo ante el filial del Betis. Marcelo, junto a Pepe Masegosa en el partido del domingo ante el filial del Betis.

Marcelo, junto a Pepe Masegosa en el partido del domingo ante el filial del Betis. / Manuel Aranda

A Marcelo Villaça, lateral del Xerez DFC, no se le olvidará fácilmente el domingo 11 de noviembre. Su equipo, pese a que lo puso todo para ganar, terminó empatando a cero en La Juventud frente al Betis Deportivo y él acabó en quirófano por la fractura del segundo metacarpiano de su mano izquierda. El defensa, además, aguantó en el campo casi un cuarto de hora con la lesión porque Pepe Masegosa ya había realizado los tres cambios y no quería dejar a su equipo con diez.

Superado el susto y el mal trago de las primeras horas, explica que "me tiré al suelo para intentar centrar un balón y al apoyar la mano noté que me había hecho daño. Me la miré y vi que tenía un bulto pero seguí jugando, hasta saqué de banda con la mano rota y todo pero es que el míster ya había hecho los cambios, en caliente tampoco me dolía tanto como al final. Cuando terminé el partido, me fui a Beiman para que me hiciesen una radiografía, me vieron que además de fractura tenía desplazamiento y me mandaron al hospital para que me operasen de urgencia. Me han colocado una aguja para alinearme el hueso y la tengo que llevar unos días. Cuando el hueso ya se alinee y cicatrice, me la retirarán".

Aún no sabe cuando podrá volver a jugar pero "ya estoy loco por hacerlo. De todos modos, los médicos me han explicado que debo tener paciencia por el desplazamiento. Si no eres deportista, estás una semana con la escayola, te la retiran y puedes hacer rehabilitación. Un futbolista puede jugar dentro de dos semanas pero siempre con máximo cuidado, es peligroso por el desplazamiento del hueso si no se ha unido bien".

Las lesiones nunca llegan en buen momento pero al lateral azulino le ha llegado justo cuando había recuperado la titularidad. "El fútbol es así. La plantilla es muy competitiva, cualquiera puede jugar y lo importante es estar todos al cien por cien para entrar y aportar lo máximo al equipo cuando te llegue la oportunidad. Comencé jugando pero por distintas situaciones el míster tuvo que buscar otras soluciones y otras alternativas. Como he comentado antes, lo importante es sumar".

El jerezano, a pesar de su juventud, tiene bastante experiencia en Tercera y pide paciencia porque “la Liga es muy larga y muy dura. La clave es no perder, es sumar y sumar. Nosotros la pasada temporada en el Sanluqueño recuerdo que sobre la jornada ocho o diez nos reunimos en el vestuario preocupados porque el equipo no funcionaba y cambiamos el objetivo. Era el ascenso pero ya nos planteamos que era salvarnos. Todo cambió, comenzamos a mejorar y encadenamos una buena racha y terminamos ascendiendo. Queda un mundo y existe muchísima igualdad".

Eso sí, tiene claro que "el objetivo nuestro, por la masa social y por el potencial de la plantilla que hay, es estar peleando por los cuatro primeros puestos. Estamos quintos, muy cerquita, y en cuanto encadenemos dos o tres victorias nos meteremos".

Marcelo también es de los que piensan que "este equipo tiene un margen de mejora importante y a medida que ha ido avanzando la competición hemos ido creciendo. Las sensaciones que transmitimos son buenas no ya sólo de cara a la afición, también lo notamos nosotros en el día a día".

Bajo el punto de vista del xerecista, además del trabajo, es importante para que el equipo esté arriba respaldo de sus seguidores. “Lo de esta afición es de locos, es espectacular. Su aliento siempre está ahí y para nosotros esa unión, ese apoyo durante los noventa minutos, es superimportante, nos da vida. Ellos nos transmiten y nosotros intentamos transmitirles. Podremos lograr mejores o peores resultados pero no podemos fallarles”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios