Fútbol | Tercera División

Máyor y Pablo García, duelo de francotiradores en Chapín

  • El azulino es el máximo goleador del Xerez DFC con siete tantos y el sevillano, pichichi de la categoría con nueve, lleva tres jornadas seguidas marcando

Máyor celebra el gol que dio la victoria al Xerez DFC en Chapín frente al Rota. Máyor celebra el gol que dio la victoria al Xerez DFC en Chapín frente al Rota.

Máyor celebra el gol que dio la victoria al Xerez DFC en Chapín frente al Rota. / Manuel Aranda

El próximo domingo en Chapín se van a ver las caras Xerez DFC y AD Ceuta, segundo y cuarto clasificados respectivamente en un duelo directo del que puede salir muy fortalecido el conjunto de José Pérez Herrera, antes de afrontar el derbi con el Xerez CD, y tocado y casi hundido el de José Juan Romero Gil, que acumula cinco jornadas sin ganar y dos derrotas consecutivas contra el Antoniano (2-1) y Los Barrios (2-3).

Un triunfo de los azulinos dejaría a los caballas a 8 puntos con 15 por disputarse aún de la primera fase. Por eso, la de Chapín es para el Ceuta una final y los norteafricanos se aferran a Pablo García, pichichi de la categoría con nueve tantos en diez partidos disputados y que llega en racha después de marcar en las tres últimas jornadas; si bien los xerecistas tienen a Máyor, segundo máximo goleador del grupo.

Sinónimo de gol

En efecto, el duelo Xerez DFC-Ceuta también será el de sus delanteros centros, dos jugadores que con sus goles han sido determinantes en lo que se lleva disputado de temporada. El choque, no obstante, será desigual, ya que Máyor arrastra desde hace semanas unas molestias en el abductor que, de hecho, ya le impidieron jugar de inicio en Arcos, además de ser sustituido en el descanso del partido contra la Balompédica Lebrijana.

La trayectoria de ambos futbolistas es similar con algunas puntualizaciones. Pablo García se ha mostrado un poco más regular que el delantero azulino, al marcar en seis de los doce partidos disputados por los cinco del alicantino. En la faceta que sí gana Máyor es cuando esos goles se transportan al número de puntos obtenidos. Así, los goles del alicantino han servido para contribuir a la suma de 13 puntos, por los 8 del delantero del Ceuta.

El Xerez DFC inició el campeonato con poco gol, lo que se tradujo en victorias por la mínima y luego pasó por una mala racha de resultados con derrotas y empates. El equipo de José Herrera se recuperó a finales de la primera vuelta, cuando empezó a ver puerta con mayor facilidad e incluso ‘permitiéndose’ un par de goleadas al Cabecense y al Rota. En todos esos partidos, Máyor tuvo un gran protagonismo.

Pablo sabe lo que es marcar al Xerez DFC: con el Coria hizo el tanto de la victoria en la 19/20

El delantero azulino, que llegó con el lastre de un par de temporadas con problemas físicos en los que apenas pudo contribuir en los equipos en los que militó, inició la temporada anotando su primer gol como azulino en el partido de ida de la Copa RFAF en Puente Genil, duelo que acabó con empate a dos tantos. Ya en liga, debutó haciendo el gol de la victoria frente al CD Rota.

Sin embargo, el punta estuvo cuatro jornadas sin ver portería, reencontrándose con el gol en la sexta jornada anotando el 0-1 en Conil, partido que finalmente acabó en empate. Dos jornadas después, el delantero de Aspe inició una racha de tres partidos consecutivos marcando. Comenzó haciendo el 0-2 en Los Barrios y posteriormente anotó dos dobletes en los triunfos contra el Cabecense (3-0) y CD Rota (0-3).

Los del Alcalde Navarro Flores han sido, hasta el momento, los dos últimos goles del delantero azulino, que sólo jugó los primeros 45 minutos contra la Lebrijana y los últimos quince en el Antonio Gallardo de Arcos al estar aquejado de unas molestias en el abductor que todavía no han remitido del todo.

Pablo García pugna con Oca en el partido de la primera vuelta en el Murube. Pablo García pugna con Oca en el partido de la primera vuelta en el Murube.

Pablo García pugna con Oca en el partido de la primera vuelta en el Murube. / Xerezdfc.com

Pablo García, en racha

El pichichi de la categoría lleva anotados dos tantos más que Máyor, pero sus goles no han tenido el mismo peso traducido en puntos. El de Benacazón se estrenó a lo grande en la segunda jornada haciendo un ‘hat-trick’ contra el Antoniano en el Alfonso Murube y una jornada más tarde el Ceuta ganaba en el San Rafael de Los Barrios gracias a un tanto del delantero sevillano (1-2). Pablo estuvo dos jornadas sin ver puerta hasta que en la sexta lograba salvaba a su equipo de la derrota en casa contra la Lebrijana (1-1).

Tras no anotar en Arcos, Pablo se lesionaba en los primeros minutos del Cabecense-Ceuta y se perdía también el duelo contra el Xerez CD. Reapareció en el primer partido del año contra el Conil, saliendo al rescate de José Juan Romero marcando el gol del empate frente a los amarillos (1-1).

También vio puerta en la derrota de su equipo contra el Antoniano (2-1) y completó la serie de tres jornadas continuas marcando con un doblete contra Los Barrios, que tampoco evitó la segunda derrota de la temporada de los caballas.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios