Pérez Herrera | Entrenador del Xerez DFC "Es el premio a la constancia, este equipo nunca se rinde"

  • El técnico azulino resalta que "tengo un grupo que es un ejemplo en valores, se ha dejado la vida en el campo y estamos muy felices"

Jugadores y técnicos del Xerez DFC celebran el ascenso en el césped del Manuel Polinario.

Jugadores y técnicos del Xerez DFC celebran el ascenso en el césped del Manuel Polinario. / Tino Navas

José Pérez Herrera, técnico del Xerez DFC, se mostró orgulloso y feliz tras el encuentro en el Manuel Polinario que su equipo ganó por 2-4 al Salerm Puente Genil ue le daba el ascenso. Después de una temporada dura, el equipo ha logrado el objetivo es "un premio a la constancia, a la fe, a la persistencia y a no rendirse nunca. Tengo un grupo que es un ejemplo en cuanto a valores".

Su equipo comenzó precisamente en Puente Genil su andadura esta temporada con la disputa de la Copa del RFAF y allí ha sellado la gesta: "Antes de empezar el partido lo hemos comentando entre el cuerpo técnico, que la primera vez que visitamos este campo fue con motivo de la Copa RFAF y cuando aún estábamos dándole forma a este proyecto".

"Ya entonces -subraya- tuvimos aquí buenas sensaciones y con esta victoria hemos cumplido el sueño. En todo  momento, este equipo ha ido creciendo y ha ido creyendo en sus posibilidades, hasta en los momentos más complicados. Es increíble el número de obstáculos que hemos tenido que superar a lo largo de la temporada y ya, para que no nos faltase de nada, llegó el Covid, el confinamiento, 18 días sin competir y cuatro partidos seguidos de máxima exigencia. El equipo se ha dejado la vida en el campo y estamos muy felices".

"Ascender al equipo de tu ciudad es un honor y un orgullo para mí"

El Xerez DFC se ha trabajado el ascenso y se lo ha ganado a pulso. De hecho, ha tenido que remontar partidos importantes y el de Puente Genil no iba a ser menos: "Ha sido una tónica habitual durante toda la temporada. Nos tocó reponernos y por dos veces. El gol tan tempranero fue un jarro de agua fría, existía mucha tensión y nervios y lo normal es que hubiese perdido la calma, pero siguió creyendo, tuvo fe y logramos remontar en la primera parte, que tiene mucho mérito".

Luego, bajo su punto de vista, "tuvimos ocasiones para haber sentenciado, no lo hicimos, encajamos el empate y sufrimos. El rival nos puso las cosas muy difíciles porque es un buen equipo y tuvo sus opciones tras el 2-2. Al final, sacamos fuerza de flaqueza, fuimos a por el partido en los últimos minutos y logramos cerrar el partido. Todos estamos contentos, ascender al equipo de tu ciudad es un honor y un orgullo para mí. Jerez y todos los xerecistas lo merecían".

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios