Fútbol

Xerez DFC y Balona vuelven a verse las caras con el Trofeo de la Vendimia en juego

Beni, que ha estado gran parte de la pretemporada lesionado, puede tener minutos ante la Balona. Beni, que ha estado gran parte de la pretemporada lesionado, puede tener minutos ante la Balona.

Beni, que ha estado gran parte de la pretemporada lesionado, puede tener minutos ante la Balona. / Manuel Aranda

Escrito por

M. Romero

Xerez DFC y Balona disputan este miércoles (20:30) el XXXIII Trofeo de la Vendimia en el campo Pedro Garrido, una cita especial para los azulinos al poner en juego uno de los torneos veraniegos más antiguos de España. Los azulinos tienen contra los blanquinegros, que la pasada temporada descendieron a Segunda RFEF, una buena piedra de toque para calibrar la notable mejoría que el pasado sábado mostraron ante otro adversario de Segunda RFEF, el Antoniano, en el Trofeo Elio Antonio de Nebrija. Los de David Sánchez se lo adjudicaron desde el punto de penalti.

El equipo ha ido a más desde que a principios de agosto se midiera también en el Pedro Garrido a Unionistas de Salamanca, una escuadra de Primera RFEF llamada a hacer cosas importantes. Perdió por 0-2. Luego, los xerecistas disputaron un triangular en El Picacho contra Rayo Sanluqueño (1-2) y Estepona (0-0) y las sensaciones fueron mucho mejores.

Frente al Atlético Sanluqueño en El Palmar, la escuadra del técnico sevillano volvió a exhibir una buena versión contra un rival de Primera RFEF. Perdió por la mínima y le faltó la guinda del gol. Y gol fue lo que encontró en un partidillo ante Shooting Stars Ghana en el Pepe Ravelo. Le endosó un contundente 5-1.

La cita en el Manuel Bernal contra la Roteña del pasado viernes prometía ser una fiesta y terminó en pesadilla y en suspensión del amistoso en el descanso por la contundencia con la que se estaban empleando los locales (2-1). Los planes de David Sánchez se vieron trastocados, ya que su intención era ver en acción a varios jugadores a prueba. Futbolistas que sí vio en acción en Lebrija ante el Antoniano de Diego Galiano y que verá igualmente contra la Balona, aunque alguno de ellos ya saben que no se van a quedar por diferentes motivos. David Muñoz, que entrena desde el principio con el equipo, y el brasileño Luca son dos de ellos.

La afición espera con ganas volver a ver al equipo en acción como local y ante un buen rival para comprobar qué Xerez DFC se puede encontrar la próxima temporada. Sus señas de identidad son claras y el técnico no da tregua. Oca arrastra molestias y es duda y Rafa Parejo, que la pasada semana no jugó ningún partido y trabajó a menor ritmo, es probable que ya tenga minutos.

Dani Pendín, que ya era entrenador del Xerezs DFC, colgó las botas ante la Balona en el trofeo de 2015. Dani Pendín, que ya era entrenador  del Xerezs DFC, colgó las botas ante la Balona en el trofeo de 2015.

Dani Pendín, que ya era entrenador del Xerezs DFC, colgó las botas ante la Balona en el trofeo de 2015. / José Contreras

El rival repite en la Vendimia

La Balona, tras una temporada para olvidar en Primera RFEF, parte este curso en el Grupo IV de Segunda RFEF como uno de los aspirantes al ascenso y el proyecto se lo han entregado a Mere, un técnico contrastado ya en los banquillos. Los albinegros repiten participación en la Vendimia, ya que también disputaron el trofeo en agosto de 2015, en una edición que fue especial. Aquella noche, Dani Pendín, que ya era técnico del primer equipo azulino, 'colgó' las botas. Disputó cinco minutos y luego dejó su puesto a Orihuela para pasar a dirigir al plantel desde la banda. Chapín le despidió de forma emotiva y a lo grande.

Los xerecistas no pudieron quedarse con el trofeo y perdieron con un gol de Juampe a la hora de partido. El resultado era lo de menos, la fiesta y el agradecimiento al centrocampista argentino por haberse enrolado al proyecto desde su nacimiento era lo importante.

Los linenses se plantan en el Pedro Garrido con pocos amistosos disputados. El pasado viernes empataron a cero con el Atlético Sanluqueño en El Palmar y con anterioridad derrotaron a la Unión Deportiva Los Barrios, que milita en División de Honor, por 0-1 con gol de Toledano, en un partido que acabó con bronca. El gualdiverde Freik propinó un puñetazo al defensa Adri Galindo a un minuto del final y lo dejó literalmente k.o.

Ismael Chico levanta el trofeo de campeón en la edición de 2015. Ismael Chico levanta el trofeo de campeón en la edición de 2015.

Ismael Chico levanta el trofeo de campeón en la edición de 2015. / José Contreras

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios