DIARIO DE JEREZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Crisis arancelaria con Estados Unidos Babé: "Ha sido una gran alegría, celebramos que se imponga la cordura"

  • Estados Unidos confirma de forma oficial que no incrementará los aranceles a los vinos de más de 14 grados aunque se reserva el derecho a hacerlo si la UE le sanciona por su apoyo a Boeing

Evaristo Babé, ante el Consejo Regulador. Evaristo Babé, ante el Consejo Regulador.

Evaristo Babé, ante el Consejo Regulador. / PASCUAL

La empresas del Marco de Jerez respiran aliviadas después de que Estados Unidos haya renunciado a subir los aranceles que hubieran gravado los vinos de Jerez en uno de los mercados más potentes del mundo.

Evaristo Babé, presidente de la federación de empresas bodegueras, Fedejerez, destaca en declaraciones a este medio que “ha sido sin duda una gran alegría. No en vano hemos vividos largas semanas de tensión y preocupación pues se habían anunciado que Estados Unidos tenía la intención de subir los aranceles, del 25% con el que grabó a los vinos de menos de 14 grados el pasado mes de octubre, a un 100 por 100 'ad valorem' a todos los vinos europeos fuera cual fuera su graduación”.

Valga recordar que la subida del pasado mes de octubre no afectó a los vinos del Marco de Jerez porque éstos tienen más de 14 grados y estaban, por así decirlo, por encima del listón marcado por la administración Trump. “Vivimos honda preocupación cuando se anunció que iba a incluir en la subida a todos los tipos de vino, desde los espumosos a los generosos, a todos, y además que dicho incremento podría llegar a ser hasta el cien por cien. Han sido dos meses de incertidumbre en la que las empresas han estado muy preocupadas”.

Evaristo Babé destaca que una subida de aranceles tan brutal “habría sido muy perjudicial. Afortunadamente eso no va a ser así”. Estados Unidos ha informado a la Unión Europea de esta decisión en una notificación. “En la misma indica que se reserva el derecho a realizar posibles incrementos de aranceles en caso de que la Unión Europea imponga aranceles adicionales a los productos estadounidenses con motivo de la disputa que hay en la actualidad en el sector de la aviación civil”, destaca Babé. Se trata de la guerra entre Boeing y Airbus. Las ayudas de Trump a Boeing depararán a buen seguro sanciones de la UE a Estados Unidos. Con esta amenaza de subida de aranceles y posterior marcha atrás la administración Trump viene a 'poner la tirita antes de tener herida alguna'.

Desde el seno de Fedejerez lo tienen claro. Así, Evaristo Babé, su presidente, destaca que “defendemos una política de libre comercio y de cero gravámenes en materia arancelaria. Lo que deseamos es que los consumidores puedan acceder a los productos sin incremento de costes. Los mercados deben ser libres porque son precisamente esos mercados los que generan riqueza. El mercado libre beneficia a todos los sectores, de los productores a los consumidores. Al contrario siempre hay perjudicados. Hoy celebramos que se imponga la cordura”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios