Alfonso Carpio Fernández 'El Mijita' | Cantaor “Los Carpio somos muchos y una fuente inagotable de cante”

  • El jerezano analiza su último disco, ‘El Palacio de cristal’, en el que reúne “la pureza de siempre con temas más comerciales buscando otro tipo de público”

Alfonso Carpio Fernández 'El Mijita', con su nuevo disco Alfonso Carpio Fernández 'El Mijita', con su nuevo disco

Alfonso Carpio Fernández 'El Mijita', con su nuevo disco / Miguel Ángel González

AlfonsoCarpio Fernández ‘El Mijita’ es el primogénito de una de las ramas de los Carpio, que en su caso emparenta dos barrios, Santiago, por su madre, y San Miguel, por su padre. A sus 47 años, y después de dos décadas sin pasar por el estudio para grabar en solitario, Alfonso vuelve con nuevo trabajo, un disco presentado hace escasamente unas semanas en los Viernes Flamenco de Jerez, ‘El palacio de Cristal’.

–Ha costado...

–Sí, por fin. Ya está en la calle. Tengo que dar las gracias a todos los compañeros que han colaborado en él, y también a Marco Seunevel, que ha sido el productor.

–Hábleme de ‘El palacio de cristal’....

–Bueno, yo tenía la idea de este disco desde hace mucho tiempo. No quería hacer un disco puro y que se quedase ahí, sino que pensé darle un toque actual. Evidentemente, pureza hay, porque yo no me puedo salir de ahí, es lo que sé hacer, pero se han metido temas, con sus coros y demás, que le dan un toque de hoy. Es un disco que puede gustar a una persona de 80 años a la que le gusta la puro, y a un niño con cinco.

–Paco Cepero, Diego del Morao, Manuel Parrilla, José Gálvez....

–Sí, guitarras de primera, y en el caso de Paco Cepero y José Gálvez también me han compuesto temas, que para mí es un orgullo. También han estado El Bo, Carlos Grilo y José Rubichi a las palmas y Cepillo a la percusión.

–¿Contento por el resultado?

–Por supuesto, estoy encantado, y la gente que lo está escuchando me ha felicitado. Lo que he querido es acercarme un poco más a la juventud porque los aficionados al cante puro ya me conocen.

–¿Por qué ha pasado tanto tiempo para grabar en solitario?

–Porque creo que para grabar hay que tener cosas que decir, no soy de grabar disco por año. He hecho últimamente cosas, como el que hicimos con mi familia, ‘Estirpe’, pero solo no había surgido. Los discos no se venden hoy.

–El estreno fue en los Viernes...

–Sí, hace tres semanas. Estuve una hora cantando, medio disco, y me sentí muy bien. Además, a la gente le gustó y la prensa ha recogido una buena crítica. Me dio pena que no hubiese más público, pero claro, en verano hay mucha gente de vacaciones fuera y bueno, pero yo estoy contento. También quiero agradecer a la peña Buena Gente que me llamara para ello.

–Ahora, a presentarlo por toda España...

–Sí, ya tenemos algunas cosas habladas para presentarlo fuera, en España y en el extranjero. Esa es la batalla que nos queda ahora.

–Porque con tanta competencia cada vez cuesta más cerrar bolos...

–Es cierto, hoy todo el mundo quiere cantar, y hay gente que ya ha perdido el respeto a subirse a un escenario. De todos modos, la culpa no la tienen ellos, sino los que organizan los eventos, que deberían tener un cierto criterio.

–El problema es que pasa el tiempo y cada vez se suman nuevas generaciones. ¿Usted se acuerda de cuándo empezó?

–Claro que me acuerdo. Fue en un recital en Los Cernícalos con 15 años. Tengo el vídeo, que salgo con una melena...(risas). Ahí hice mis primeros pinitos con el difunto Pepe Ríos que tocaba muy clásico. Canté en Cádiz, Granada, Málaga... Yo empecé muy joven, pero por circunstancias, por el trabajo que gracias a Dios lo tengo, lo fui dejando en segundo plano, aunque siempre he cantado porque sin el cante no puedo vivir.

–Siendo el mayor de Los Mijita, ¿hay más responsabilidad cuando se saca un disco?

–Bueno, sí que la hay. Cuando sacas un disco hay de todo, el que te quiere, el que no te quiere, el que tú le gustas cantando, el que no....Con eso hay que vivir, pero en este caso, yo estoy contento con lo que he hecho. Los Carpio somos muchos y mi gente ha intentado siempre hacer sus cosas, y eso es lo que hay que defender. Somos una fuente inagotable de cante. Ahora por ejemplo tengo a mi hermano Antonio que nunca ha cantado en público y quiere empezar. Es bravío puro. Va a cantar en la Peña La Bulería con Carlos Grilo y ya hay mucha expectación, que no sé si va a ser bueno o malo para él.

–¿Se disfruta más en un recital con público o en una fiesta de esas que hacéis habitualmente con amigos?

–Hombre, en las fiestas donde nos juntamos no hay responsabilidad, uno está con amigos, no es como cuando te subes al escenario que, al menos antes, lo pasas fatal. Nosotros nos reunimos de vez en cuando con amigos, Jaime Cabrales, Barullo, Jesús Picazo, mi tío Chico Pacote, PedroCarabante, mi pare...Nos vemos, quedamos y echamos el día. Antes lo hacíamos más en la Peña Los Cernícalos o en la Bulería, ahora estamos más retirados, pero lo hacemos. Hay surgen momentos que no veas.

–¿Sigue siendo tan aficionado?

–Yo sí, a mí me encanta escuchar y estudiar. Siempre digo que aunque uno esté ‘tocado’ en el cante, si no estudias, te quedas estancado. Te pongo un ejemplo, en el disco he grabado fandangos, y uno es del Sevillano, antiquísimo, y otro del Cabrero, lo que pasa es que son letras suyas, y yo intento hacerlo a mi manera. ¿Qué pasa? Pues que cuando lo escuchas, suenan a Agujetas o tienen un aire caracolero, que es lo que a mí me gusta, pero en realidad no son de ellos. Yo sigo aprendiendo y no me canso de escuchar a Talega, Antonio (Mairena), Agujetas, Chocolate, Caracol...

–¿Por qué ‘El palacio de cristal’?

–El Palacio de Cristal era una casa en el trece de la calle Nueva, una casa humilde, de gitanería, y donde yo di mis primeros pasos. Allí vivía, Tía Juana, mi abuela Martínez, mi tía Luisa Torrán, y me han contado, porque eso no lo viví yo, que vivía La Múa, la madre de José Mercé, y hasta Tío José de Paula. Pues bueno, allí había una higuera en la que se ponían a cantar. Por eso he escrito una letra que dice ‘Criado en el palacio de cristal/calle nueva, frente a Cantarería/debajito de una higuera/mi abuela Martínez cantaba por bulerías.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios